Connect with us

Opinión

Carta abierta a CFK por los 44 del ARA San Juan

Publicado

on

Carta abierta a CFK por los 44 del ARA San Juan
Señora:
Cuando le escribí mi primera carta abierta, hace ya algunos años, supuse que no sería la última vez que yo fuera comunicarme con usted bajo esta modalidad epistolar. Tuve la mala espina de que usted seguiría dándome motivos para correr los dedos sobre el teclado con la iracundia con la que en este mismísimo momento escribo.

Sin embargo, señora, no vaya usted a creer que mi iracundia irá por el camino del insulto. No, no, nada de eso. No tendrá usted la suerte de que yo la insulte. Sabe qué ocurre? Que el insulto es el pobre argumento de los que no pueden elevarse sobre su furia, y yo tengo entendido que soy más que mi peor furia. Y tengo unas cuantas cosas para decirle. Es decir, argumentos es lo que me sobra. Educación también, así que tranquila.

Le cuento algo casi en tono intimista, aunque usted y yo nunca hemos sido muy cercanas que se diga: hoy comprobé que ningún periodista renuncia a su esencia de comunicador, aunque resista el oficio y el trabajo cotidiano. Así como el escorpión no puede dejar de asestar su picadura mortífera, un periodista no puede dejar que la historia se acumule minuto tras minuto, y quedarse como si la nada misma ocurriera, neutral, impávido, sin otra cosa que hacer que presenciar. Gracias por la parte que le toca de esta suerte de epifanía tan personal en este día tan colectivamente trágico: soy periodista y moriré periodista, y me urge escribirle. De allí esta carta abierta.
Están muertos, señora. Están muertos. ¿Qué siente usted ante esta frase tan definitiva?  No sé porqué estoy dando por sentado que usted pueda sentir algo. No es especulación maliciosa de mi parte: es que sentir lleva a actuar en consecuencia, y si usted hubiera sentido cuando debía sentir, si usted fuera una persona con sus emociones conectadas a las responsabilidades superlativas que tuvo, usted hubiera dispuesto que algunas cuestiones fueran diferentes. Y nos hubiéramos evitado el inenarrable dolor presente.

Por ejemplo: usted no hubiera dejado reducido el presupuesto de Defensa al valor del cotillón de un cumple de su nieto. 0,9 por ciento del Presupuesto, el menor de América Latina: la mitad del de Chile, casi un tercio del de Colombia. Usted dejó una carcasa vacía, una puesta en escena para la gilada, para la foto con los almirantes y su amada Nilda, pero por dentro, nada. Nada de nada, como en su corazón. Ni un mango para ningún otro requerimiento que no fueran salarios ni mantenimiento edilicio.

Este submarino tendría que haber sido reparado durante su gestión a nuevo por completo en Alemania, de donde es originario. Entró a dique seco aquí nomás, a unos metros de mi casa, y algunas cositas se hicieron. Pero es una nave cuya energía vital, en términos de navegación y supervivencia de sus tripulantes, las proveen las baterías. Hoy ha dicho la empresa constructora que las baterías no fueron cambiadas. No obstante, usted se dio el gusto de decir para, insisto, las cámaras a las que tan afecta es, “al agua pato” cuando la nave se hizo nuevamente al mar. Así, con esa ligereza, como si usted fuera una niña celebrando la flotabilidad de su nuevo chiche.

Usted sabía que todo esto podía pasar. Usted sabía. No podía ignorarlo. O, más adecuadamente, no debía ignorarlo. Sé que no es una comparación muy viable ya que no es usted de costumbres sencillas, pero en una casa pasa más o menos lo mismo: cuando no hay dinero disponible y no se hacen las tareas de mantenimiento indispensables, la estructura se resiente, se resquebraja, las paredes se ajan primero, se rajan después. Y a veces sobreviene la tragedia si es que se decide permanecer bajo esos techos que ya no resguardan ni protegen.

Los 44 embarcados en el ARA San Juan creían que el submarino era su casa, su hogar. Allí pasaban gran parte de su vida, allí enhebraban los sueños del retorno a tierra firme. Descarto que allí se casaron antes de casarse, fueron padres antes de serlo, compraron un auto aún antes de comprarlo. Allí, donde empiezan los sueños, en la fantasía que suele proponer la soledad de un camarote breve, de un cuarto de máquinas ruidoso, de una comida entre camaradas. No contaban con que su egoísmo, su falta de compasión disfrazada de ideología setentista resentida, les iba a costar todos esos sueños. Y la vida entera.

Esto es, lisa y llanamente, un crimen de lesa humanidad, señora. Lesa significa agraviada, y en esta comprensión negligente, deformada en su auténtica naturaleza, retorcida y perversa que usted ha sabido exhibir en los temas sensibles del Estado, se esconde un crimen, una injuria severa a esta parte de la humanidad que hemos dado en definir como la República Argentina.

Hoy, jueves 23 de noviembre de 2017, día en que en algunos países del mundo a nuestro servicio de rescate se celebra Acción de Gracias, los argentinos “celebramos” los fatales coletazos de su irresponsabilidad criminal. Ya no es sólo lo que pasa sobre la superficie -Once, para no agobiarla con tanta lista –pero hay una extensa lista-, ahora se suma esto que nos ha ocurrido en las profundidades de nuestro Mar Argentino, tan fructífero, tan dador de vida, y ahora, gracias a usted, la tumba final de 44 argentinos comprometidos con su profesión, confiados, servidores de una Patria a la que usted le ha fallado tantas veces y por tantos miles y miles de pesos.

Mucho me temo que ya no hay lugar para la esperanza en este país. Ni para los milagros. Y no hablo de los 44 tripulantes del ARA San Juan, que están muertos. Lo saben los familiares, lo sabemos todos. No. Hablo del milagro de que los ciudadanos de pie, los votantes, los contribuyentes, los que no vamos de un sitio a otro en auto blindado o en helicóptero, no tenemos cuentas off shore ni hoteles hechos con la plata que no se puso en las escuelas, hospitales y rutas, se lo demandemos. Tenemos dos opciones: en las urnas y a través de una herramienta republicana maravillosa, en la que todavía tenemos un residuo de fe: la justicia.

No quiero verla más en misa posando una empatía que claramente no tiene. La quiero ver presa, discúlpeme el exabrupto. La quiero ver procesada y condenada por 44 crímenes de lesa humanidad. Usted y su esposo arrancaron bajando cuadros de la ESMA –como si esa acción proselitista para sí mismos hubiera significado algo más que una bravuconada- y hoy se cargaron a los 44 del ARA San Juan. Sin eufemismos: se los cargaron.

La quiero ver presa.

Aún así, la saludo respetuosamente,Viviana Hernández, periodista, argentina.

 

Foto Seprin

Opinión

Insólito: Hebe de Bonafini llamó a marchar “por los pibes chorros”

Publicado

on

La titular de Madres de Plaza de Mayo consideró que la movilización de Moyano “es de todos” y señaló que el dirigente sindical “está más solo que Adán en el día de la Madre”

La titular de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, convocó a la marcha que encabezará Hugo Moyano este miércoles y pidió “por los pibes chorros y los presos políticos”.

A través de un video que difundió a través de las redes sociales, Bonafini sostuvo que “la marcha no es de Moyano” sino que es “de todos”.

Y enumeró: “Es de los que no tienen trabajo, de los que no quieren perder el trabajo, de los compañeros que están pidiendo las paritarias, de los maestros, de los médicos, de los pibes que tienen hambre, de los pibes chorros que los matan en los barrios, de las madres de esos pibes que piden justicia, de los presos políticos y de las mujeres”.

“La marcha es de todos: vamos a ir todos y la convocamos todos”, remarcó y agregó que el secretario general de Camioneros “se enganchó porque está más solo que Adán en el día de la madre”.

“Tenemos que ser millones, ya no miles, millones —dijo la titular de Madres de Plaza de Mayo—. Tenemos que llenar la 9 de julio, las adyacencias, lo que sea, el pueblo movilizado tiene mucha fuerza”.

“Si nosotros logramos esta movilización más grande la cúpula de la CGT se va a tener que jubilar. Esa cúpula que nunca hizo nada por los trabajadores. Necesitamos gente nueva, sangre nueva y hombres que como ahora se están jugando por sus compañeros”, concluyó.

Nexofin

Noticiasxfn.com no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros.

Seguir leyendo

Opinión

Pablo Moyano atacó a los sindicalistas que no adhieren a la marcha: “Son cagones”

Publicado

on

Sobre la crisis interna de la CGT, confirmada esta mañana por Juan Carlos Schmid, el líder de Camioneros afirmó: “Ahora se oficializó, pero hace rato que está fracturada”

El secretario general de Camioneros, Pablo Moyano, insultó a los sindicalistas que no adhieren a su marcha contra el gobierno de Mauricio Macri del miércoles 21 de febrero: “Son cagones. Hay que hablar así para que la gente entienda. Los presionan con dos tapas (de diario) en su contra y firman un 15% de aumento (con el Gobierno)”, sentenció en el programa Crónica Anunciada, de FM La Patriada.

Entre los que se bajaron de la movilización está el gastronómico Luis Barrionuevo, sobre lo que Moyano aseguró: “Vamos a estar en la calle más allá de que algunos muchachos nunca se han subido al camión de los reclamos”.

“Son los mismos que nunca defendieron los derechos de los trabajadores y que en los 90 entregaron sus derechos”, agregó el Camionero, quien afirma que la movilización “será masiva” a pesar de las bajas, que siguen creciendo

“En marzo o abril llamaremos al congreso de la CGT para elegir a un nuevo secretario general, y ojalá sea alguien que esté del lado de los trabajadores”, concluyó el camionero.

Nexofin

Noticiasxfn.com no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros.

Seguir leyendo

Opinión

“Manu hacía esta temporada hace 10 años y era la peor de su carrera”

Publicado

on

En una entrevista exclusiva para Básquet Time Out (DIRECTV Sports) Luis Scola habló sobre la temporada de Ginobili en la NBA. El capitán de la selección se refirió a evaluar a los jugadores dentro de su contexto

 

Luis Scola, capitán de la Selección Argentina que actualmente juega en China, afirmó que la temporada que está haciendo Ginóbili es espectacular pero debe evaluarse dentro de un contexto.

“Manu hacía esta temporada hace 10 años y era la peor temporada de su carrera. Tiene la mitad de los números que hacía. Hace un partido de 20 puntos y nos ponemos eufóricos”.

Luis Scola se refiere a la temporada de Manu Ginóbili (DirecTV – Básquet Timeout)

La entrevista completa del periodista Carlos Altamirano se podrá ver en la previa del partido entre Regatas y Quilmes por la Liga Nacional de Básquet (DIRECTV Sports 610 – 1610 HD. 20hs).

Pick & Roll

Seguir leyendo

Tendencia