Connect with us

Tecnologia

Francia prohibirá el uso de teléfonos celulares en las escuelas

Publicado

on

El ministerio de Educación aseguró que se trata de “un mensaje de salud pública para las familias”. Los niños, de hasta 15 años, tampoco podrán utilizar los dispositivos en los recreos

El gobierno de Emmanuel Macron implementará desde el próximo mes de septiembre una de las medidas de educación que tanto prometió en su campaña presidencial: se trata de la prohibición a los estudiantes de escuelas, hasta los 15 años, de utilizar sus teléfonos celulares en los establecimientos educativos.

El ministro de educación Jean-Michel Blanquer aseguró que se trata de “un mensaje de salud pública para las familiares”.

“A veces, se necesita un móvil por razones relacionadas con la enseñanza. Sin embargo, su uso debe de estar controlado“, manifestó el ministro. Y agregó: “Es bueno que los niños no estén tan a menudo, o incluso nunca, delante de una pantalla con siete años de edad”.

Docentes y padres se han mostrado divididos en los últimos meses ante esta iniciativa, que comenzará a regir desde el comienzo del próximo ciclo lectivo.

En Francia cerca del 93% de los jóvenes de 12 a 17 años cuentan con teléfonos móviles. “En estos días los niños ya no juegan en el recreo, están frente a sus teléfonos inteligentes y desde un punto de vista educativo eso es un problema”, indicó Blanquer, el pasado mes de diciembre.

Macron aplicará una de las principales medidas en materia de educación que prometió en su campaña (REUTERS)

Macron aplicará una de las principales medidas en materia de educación que prometió en su campaña (REUTERS)

“Con los directores, maestros y padres, debemos encontrar una manera de proteger a los alumnos de la pérdida de concentración a través de pantallas y teléfonos”, agregó.

De acuerdo con Philippe Tournier, director de una escuela de París, el 40% de los castigos a alumnos están relacionado con el uso de celulares. Sin embargo, reconoció que resulta difícil frenar esa práctica sin inspeccionar o revisar los bolsos de los chicos.

Hasta el momento no está claro cómo funcionará la prohibición. El ministro de Educación sugirió tiempo atrás que una alternativa es instalar taquillas para que los alumnos guarden allí sus teléfonos durante el horario escolar.

Antes las críticas, Blanquer consideró que si el gabinete de Macron, durante las reuniones de ministros, pueden guardar sus dispositivos móviles, entonces “cualquier grupo humano, incluida una clase” puede hacer lo mismo.

Jean Michel Blanquer, ministro de Educación de Francia

Jean Michel Blanquer, ministro de Educación de Francia

Como en varios países de Europa, en algunas escuelas, por decisión propia, ya se aplica esta norma. Un profesor de Rueil-Malmaison compartió con el diario Le Figaro su metodología: “En una caja ubicada sobre la mesa a la entrada de mi clase los alumnos guardan sus teléfonos móviles. Nunca he tenido ningún problema. Se necesitan dos minutos al comienzo de cada hora”.

En otro colegio del área de Essonne, los chicos colocan sus teléfonos en bolsas con sus respectivos nombres en una oficina que se encuentra a la entrada del establecimiento. Al final de la jornada, los retiran.

Gerard Pommier, quien encabeza “Peep”, una de las asociaciones de padres más grandes del país, mostró su escepticismo, según un artículo publicado por The Telegraph en diciembre pasado. “Imagínense una escuela secundaria con 600 alumnos. ¿Van a poner todos sus teléfonos en una caja? ¿Cómo los almacenan? ¿Y los devuelven al final?”, consultó.

“Uno debe vivir con los tiempos. Sería más inteligente plantear reglas y discutir su significado con los alumnos”, añadió.

El Gobierno pretende incentivar la interacción personal entre los alumnos de las escuelas francesas

El Gobierno pretende incentivar la interacción personal entre los alumnos de las escuelas francesas

La medida, no obstante, no impide a los jóvenes llevar sus teléfonos a las escuelas primarias y secundarias. La idea del ministerio es limitar su uso tanto en las aulas como en los recreos y las horas de almuerzo, para así fomentar las interacción personal.

“Este anuncio del Ministerio de Educación nos deja dubitativos porque estamos teniendo problemas para entender cuál es el asunto real aquí. En general, estamos acostumbrados a ser lógicos y pragmáticos sobre estas cosas, pero no encontramos lógica o pragmatismo en este anuncio”, señaló el vocero sindical, Philippe Vincent, citado por El Mundo.

Algunas escuelas en diferentes países de Europa ya aplican esta medida. No obstante, con esta iniciativa, una de sus principales promesas de campaña en lo que respecta a la educación, el jefe de Estado galo busca darle un marco legal a una discusión que fue rechazada de lleno en las últimas gestiones en Francia. En 2011, el entonces ministro de Educación, Luc Chatel, del ex presidente Nicolas Sarkozy, opinó: “El uso de los móviles ha entrado en los hábitos diarios modernos. No podemos ignorar la necesidad de comunicarse, especialmente entre los niños y sus padres, quienes están en demanda, naturalmente fuera de las horas de clase”.

Françoise Nyssen, ministra de Cultura de Francia(AFP)

Françoise Nyssen, ministra de Cultura de Francia(AFP)

Los “ring tones” serán reemplazados por voces humanas

Otra medida que busca implementar el Ejecutivo es formar grupos de coros en todas las escuelas. Los niños tendrán la opción de cantar en la banda dos horas a la semana. De acuerdo al portal France24, en la actualidad una de cada cuatro escuelas francesas tiene un coro.

“La idea es llevar la cultura al aula”, reconoció meses atrás la ministra de cultura, Françoise Nyssen.

El repertorio propuesto será una mezcla de música clásica y melodías populares, incluidos algunos clásicos franceses de Jacques Brel, Edith Piaf o el himno nacional francés, “La Marsellesa”.

Infobae

Noticiasxfn.com no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros.

Tecnologia

TODO AVANZA HACIA LO DIGITAL,MIENTRAS LA GENTE SIGUE VIVIENDO EN ANALÓGICO.

Publicado

on

Desespera ver como el mundo, en su frenético avance tecnológico, nos pone frente a una tremenda oferta de posibilidades comunicacionales que hasta hace poco tiempo atrás ni soñábamos poder acceder algún día. Pero, ese día ya llegó, y es maravilloso.

A decir mejor, no solo llegó, sino, que se nos cayó encima como un meteorito que arrasa todo lo existente. En algunos casos, enhorabuena, en otros no tan así.

Mientras muchos nos detenemos a observar como todo aquello que conocíamos pasa, de un día para otro, a la obsolescencia total, algunos otros podemos ver que hay un gran número de personas que siguen soñando en poder acceder a “eso” algún día.

Pero allí no debe terminar la fina observación de lo que acontece alrededor de los avances tecnológicos, puesto, que además de la visible imposibilidad existente en nuestro país de que una enorme mayoría de personas pueda adquirir esa sensacional manera de comunicarse, informarse, divertirse o entretenerse, se debe poner atención en que estas personas dejan de recibir la libre comunicación que gozaban hasta estos días. Es decir, que cierto segmento de la sociedad será, por obra y gracia, de una imposición tecnológica que somete a los gobiernos a tener que sumarse a ella, sin siquiera evaluar mínimamente algo que en las administraciones de todo tipo resulta ser imperativo: “el mérito, la oportunidad y la conveniencia”.

En definitiva, lo nuevo no necesariamente debe “abolir” lo básico y esencial, dado que se puede convivir con ambos sistemas, los analógicos y los digitales. Por lo menos, hasta que una gran mayoría pueda dejar de soñar y acceder, por fin, a la “no restricción” del servicio que, por un simple cambio de tecnología los deja afuera del servicio fundamental que disponían. Y eso, es, claramente, inconstitucional.

En países muy desarrollados, potencias comunicacionales, existen todo tipo de medios sin molestarse ni en lo técnico ni en lo comercial, compiten y se sostienen a pesar de dirigirse a diferentes mercados y a diversos niveles sociales.

 

No se podrá vivir en “digital”, mientras haya quienes vivan en “analógico”.

 

 

Edgardo Molo

Asesor Técnico Legal

Especialista en Radiodifusión

Periodista

Seguir leyendo

Tecnologia

La sonda InSight de la NASA llegó a Mart

Publicado

on

El amartizaje presenta una situación de altísimo riesgo para la misión, que después de seis meses de viaje busca estudiar el interior del planeta rojo

La nave ya se posó en Marte y comienza a hacer historia en una nueva misión de la NASA. El polvo del planeta marciano se observa en la primera foto obtenida

La nave ya se posó en Marte y comienza a hacer historia en una nueva misión de la NASA. El polvo del planeta marciano se observa en la primera foto obtenida

El módulo espacial InSight logró amartizar con éxito en el planeta vecino a la Tierra, luego de superar los llamados “siete minutos de terror“, es decir, el tiempo que le lleva atravesar la atmósfera a casi 20.000 kilómetros por hora y reducir su velocidad a solo cinco kilómetros para poder posarse con seguridad en la superficie marciana.

Play

“La misión InSight es una sonda enviada al profundo interior de Marte para poder comprender mejor los procesos de formación iniciales de la Tierra y todos los planetas rocosos. Vamos a poder comprender la composición del manto, ver qué tan grande es la corteza y de qué está hecha. Queremos comprender lo que pasó en los primeros segundos de la creación, pero en la Tierra esa evidencia ha sido borrada en su mayor parte por las placas tectónicas y por la convección del manto”, dijo Bruce Banerdt, investigador principal de la misión en una conferencia de prensa en EE.UU.

InSight, que despegó de la Tierra el pasado 5 de mayo, aterrizó en el planeta rojo a las 16.47 (hora argentina) y comenzó a desplegar sus instrumentos y paneles solares.

La sonda será la primera que registrará las vibraciones sísmicas y la emisión de temperatura desde el suelo de Marte. Sus datos permitirán reconstruir la estructura interior del planeta rojo, así como su historia.

La información que InSight revele sobre el interior de Marte servirá para conocer mejor cómo se formó hace 4.500 millones de años y cómo evolucionó durante sus primeros miles de millones de años de vida.

El planeta rojo tuvo en el pasado una atmósfera cálida y húmeda muy parecida a la de la Tierra, que dio cobijo a océanos de agua líquida. Sin embargo, hace más de 3.700 millones de años, Marte perdió su campo magnético y quedó desprotegido ante el azote del viento solar, que le arrebató la atmósfera al planeta rojo.

Una réplica del Insight en la sede de Pasadena, California (Reuters)

Una réplica del Insight en la sede de Pasadena, California (Reuters)

Solo Estados Unidos ha logrado colocar artefactos en Marte, invirtiendo en estas misiones con el objetivo de preparar una futura incursión con exploradores humanos para la década de 2030. Pero más de la mitad de los 43 intentos por llevar a Marte robots, satélites u otros -ejecutados por agencias espaciales de todo el mundo- han fallado.

El complicado proceso de aterrizar en Marte

El solo roce con la atmósfera hará que la temperatura aumente rápidamente hasta los 1.500 °C, pero la sonda estuvo preparada con un escudo térmico reforzado para tolerar el impacto.

La sonda se desplazó entonces a unos 20.000 km/h, entre tres y cuatro veces más rápido que una bala de fusil, y tiene como objetivo alcanzar un área rectangular de unos 10 km por 24 km. Después de haber partido de un punto de la Tierra, a 480 millones de kilómetros de allí, “es como marcar un gol a 130.000 kilómetros de distancia“, destaca la NASA.

Cuatro minutos y un centenar de kilómetros más allá, un paracaídas se abrió automáticamente, frenando de manera brutal el descenso. Después, una vez desplegado el escudo térmico, el aparato abrió sus tres pies y el paracaídas se desprendió.

La compleja misión de Insight

InSight tiene un largo trabajo por delante para analizar “el corazón” del segundo planeta más pequeño del Sistema Solar, después de Mercurio.

Hasta ahora las misiones a Marte han capturado imágenes de la superficie, estudiado rocas, excavado en centímetros la tierra y buscado pistas sobre el agua que alguna vez fluyó, pero nunca se ha indagado en su interior.

El módulo espacial auscultará así el interior del planeta para lo que usará una excavadora mecánica que perforará a cinco metros de profundidad, donde medirá la temperatura interna y seguirá cualquier movimiento interno con ayuda de un sismógrafo.

La misión tuvo un costo superior al los 800 millones de dólares

La misión tuvo un costo superior al los 800 millones de dólares

InSight intentará detectar los llamados “marsquakes” o terremotos marcianos, ondas sísmicas que, al igual que en la Tierra, pasan a través de las distintas capas del planeta. Estos podrían dar información sobre el interior de Marte y sobre qué “tan vivo” está su núcleo, ayudando a comprender su formación hace 4.500 millones de años.

Los científicos esperan registrar hasta un centenar de terremotos en el transcurso de la misión. La mayoría deberían ser inferiores a 6 en la escala abierta de Richter. Estudiar la forma en que las ondas sísmicas se desplazan a través de la corteza, el manto y el núcleo del planeta rojo podría ayudarlos a saber más sobre cómo están constituidas las diferentes capas y qué grosor tienen.

(Con información de EFE y AFP)

Infobae

Seguir leyendo

Tecnologia

Por qué tu móvil se vuelve cada vez más lento

Publicado

on

Independientemente de que uses la lentitud para convencerte de que necesitas un nuevo móvil, es innegable que los teléfonos se ralentizan con el uso. ¿Por qué sucede esto? ¿Forma parte de una conspiración internacional para que renueves tu teléfono con frecuencia?

El móvil se ha llenado de “cosas”

Storage

Cualquier móvil nuevo funciona más rápido por el mero hecho de ser nuevo y, por ende, venir casi vacío de fábrica. Hay pocas aplicaciones instaladas, mucho espacio libre y apenas archivos en su interior. Es normal que recuerdes que tu teléfono era rapidísimo recién salido de la caja: lo raro habría sido lo contrario.

Por ejemplo, para la aplicación de Galería no es lo mismo leer las vistas previas de cuatro fotos que has hecho de prueba que de miles de fotos, y no es lo mismo para el móvil moverse con unos pocos procesos de fondo que tras haber instalado e iniciado sesión en un montón de redes sociales y aplicaciones de chat.

La propia memoria interna del teléfono necesita de suficiente espacio libre para funcionar a pleno rendimiento. Un teléfono sin apenas espacio libre es un teléfono lento, donde el sistema emplea valiosos recursos en pelearse para encontrar bloques disponibles.

Es por esto que un modo clásico de “rejuvenecer” a un móvil pasa por restaurarlo de fábrica. Borrón y cuenta nueva, y una técnica que es eficaz hasta cierto punto, porque si reinstalas todo tal cual estaba, irá más o menos igual.

Las aplicaciones son más pesadas que antaño

Las aplicaciones para el móvil se encuentran en una eterna batalla consigo mismas y su competencia por captar la atención de los usuarios. Es una tarea nada fácil cuando hay 3,3 millones de aplicaciones a un toque de distancia. En consecuencia, deben actualizarse constantemente bajo la premisa de más y mejor.

Si hace unos años era suficiente para la aplicación de Facebook que mostrara la cronología de publicaciones, fotos, perfiles y poco más, hoy necesita vídeo en directo, efectos en tiempo real en la cámara, stickers, fotos en 360 y un millón de cosas más. De aquí a unos años la lista sin duda seguirá aumentando, lo cual sumado a la conocida inhabilidad (o falta de interés) en optimizar la aplicación, resultará en un monstruito de 200 o 300 MB.

Esta cantidad no será demasiado para los móviles de entonces, que probablemente hayan doblado o cuadriplicado la capacidad de memoria, pero sí para los que vienen de atrás. El APK de Facebook ocupaba 35 MB en 2015, 60 MB en 2016 y ahora anda por los 66 MB. No hay motivo para pensar que se vaya a invertir la tendencia.

Estamos ya en 2018 y el APK de Facebook sigue pesando lo mismo, 66,97 MB para ser exactos.

Para combatir esto siempre podrías instalar versiones más antiguas de las aplicaciones, aunque no todos los desarrolladores te lo ponen fácil. Aplicaciones como WhatsApp dejan de funcionar si tienes una versión demasiado antigua.

No hace falta irse tampoco al extremo de Facebook. Algunos desarrolladores optarán por diseñar sus aplicaciones pensando en los móviles presentes en el mercado y no en los que tienen ya unos años de recorrido. Igual que Pokémon GO iba un poco a rastras en móviles de gama media, los juegos del futuro irán a duras penas en los flagships de hoy en día.

Ya no recibe actualizaciones o soporte

Update

Si eres de los que abogan por la obsolescencia programada como una de las causas por las cuales nuestros móviles se vuelven cada vez más lentos, esto es probablemente lo que más cuadra con la descripción. Los fabricantes de móviles nos tienen acostumbrados a un año o dos como mucho de soporte. Desde ahí, el móvil es viejo y más o menos estás por tu cuenta.

Eso supone que no recibes más actualizaciones de seguridad, correcciones o de rendimiento que, siendo sinceros, tampoco es que recibas todos los días durante el periodo de soporte. Aquí la verdad es que Google y los fabricantes no paran de pasarse la bola y quien sale perjudicado es el usuario. Salvo contadas excepciones, el móvil está preparado y optimizado para su salida a la venta. Después predomina la ley del mínimo esfuerzo, con correcciones y mejoras, las mínimas.

Por ejemplo, es normal que las nuevas versiones de Android incluyan mejoras de rendimiento como Doze o avances como el Proyecto Treble, pero tardarán mucho en llegar a tu smartphone, y eso si tienes suerte.

Eso sí, las actualizaciones de Android son también un arma de doble filo, pues a veces una nueva versión puede ir más lenta que la versión anterior. Es algo que ha pasado con anterioridad y que sin lugar a dudas volverá a pasar.

Una solución para mejorar el rendimiento de un móvil maduro es instalar una ROM. Con frecuencia, las mejores ROM suponen un brote de aire fresco para el terminal al tener bastante menos bloatware que la versión oficial, aunque a veces llegan con compromisos.

Los componentes han envejecido

Magic

El tiempo no pasa en balde para nadie: personas o smartphones. Aunque es cierto que probablemente cambies tu móvil antes de que la degradación de los componentes de tu móvil sean evidentes: el desgaste, haberlo, haylo.

La constante operación de lectura y escritura en la memoria del teléfono acarrea cierto desgaste, aunque lo cierto es que es mínimo. El único componente cuyo desgaste se hace evidente es la batería, cuya capacidad va decreciendo poco a poco desde su primer uso. Así, esas 24 horas de autonomía que tenía tu móvil recién comprado han pasado a ser 15 y más tarde te acabarás conformando con 10.

Por supuesto, puedes cambiar la batería, por ti mismo si es extraíble -que es raro- o mediante un servicio técnico profesional. En caso contrario, tendrás que cargar el móvil con más frecuencia, lo cual lo sobrecalentará más de la cuenta, que afectará a su rendimiento.

www.xatakandroid.com

Seguir leyendo

Tendencia