Connect with us

Negocios

Luis Caputo ganó su primera batalla contra el dólar y emitió un bono que copió de Brasil

Publicado

on

El Banco Central logró bajar el tipo de cambio, pero algunas medidas y rumores derribaron a la Bolsa, en particular a las acciones de bancos y empresas de energía
Luis Caputo y Gustavo Cañonero explicaron las medidas monetarias y cambiarias a economistas muy consultados por la City
Luis Caputo y Gustavo Cañonero explicaron las medidas monetarias y cambiarias a economistas muy consultados por la City

La confusión fue grande. El aumento de los encajes a los bancos, según Martín Redrado, es una medida cuestionable, pero “en este caso puede servir porque lo primero que deben hacer es ocuparse de bajar el dólar y el stock de Lebac”.

Para el ex presidente del Banco Central, la Argentina debe estar preparada para aprovechar las ocasiones que le dé el mundo. No debe planear un “road show” para colocar bonos, sino actuar en el momento exacto porque con un gobierno como el de Donald Trump en los EEUU, con comportamientos impredecibles, el escenario cambia en instantes”.

 Martín Redrado: “El aumento de los encajes a los bancos es una medida cuestionable, pero en este caso puede servir porque lo primero que deben hacer es ocuparse de bajar el dólar y el stock de Lebac”

Lo cierto es que después del traspié del 28 de diciembre, en la conferencia donde Marcos Peña, fue flanqueado por el ex titular del Banco Central,  Federico Sturzenegger, el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne y el entonces ministro de Finanzas, Luis Caputo, anunciaron una meta de inflación para 2018 de 15% y una rebaja de tasasno dejaron de cometerse equivocaciones.

Fue tanto el impacto negativo de esos anuncios que derivaron en la volatilidad cambiaria y tasas de Lebac por encima de 40% anual, que hoy cuesta que la gente crea que lo que sucede con el dólar es en gran parte por la crisis mundial.

La crisis afecta a otros país, pero a la Argentina más

Que lo que le pasa a la Argentina, también le sucede a Chile, Perú, Brasil, México y demás países emergentes. La India, China, Canadá y Europa no son ajenas, porque están involucrados en una guerra comercial con Estados Unidos.

El aumento de combustibles, por caso, provocó el bloqueo y desabastecimiento de ciudades en 22 estados de Brasil.

En Chile el dólar terminó en el máximo del año de $ 637,2 al subir 0,52 por ciento.

Para un argentino este incremento de la divisa es mínimo porque vive en un país que tiene una inflación cercana a 30% anual, pero el costo de vida en Chile es de 2% anual. La suba del dólar del lunes, representa la cuarta parte de la inflación del año. Equivale a un alza de 7% en la Argentina. En Brasil el dólar subió 0,3%, a 3,74 reales al tiempo que el Bovespa, el principal índice de la Bolsa de San Pablo cayó 1,33 por ciento.

Pero la peor novedad fue que el petróleo subió 1,21% en el mundo.

La autoridad monetaria le dobló el brazo al mercado

El dólar mayorista, a las 15.00 cerró a $27,56 en el mercado mayorista, con escasos negocios por USD 489 millones. Este precio representa una caída de 89 centavos (3,13%).

 El dólar mayorista, a las 15.00 cerró a $27,56 en el mercado mayorista, con escasos negocios por USD 489 millones

En Bancos y casas de cambio, el dólar abrió con una fuerte baja a $27,50. Pero la ilusión duró poco porque resucitó la demanda y lo elevó a $28,15. En ese momento, el Banco Central anunció que iba a subir 5 puntos el encaje de los bancos en dos tramos. Esto implicará sacar de circulación alrededor de $100 mil millones.

El combo de medidas para domesticar al dólar se completó con una mayor flexibilidad para que los bancos puedan adquirir Letes (Letras del Tesoro en dólares) en el mercado secundario para aumentar su posición en moneda extranjera que estaba restringida a un 5% de su responsabilidad Patrimonial. Ahora, por encima de ese porcentaje pueden incrementarla con Letes.

Al final de la rueda, el dólar al público cotizó a $28,41, cuarenta y tres centavos por debajo del viernes.

Absorción de pesos y dólares

La licitación del Bono Dual, fue una buena medida que Caputo tomó de Henrique Meirelles, el último presidente del Banco Central de Brasil durante la gestión Fernando Cardoso y que continuó en el cargo cuando asumió Lula.

Meirelles venía de trabajar con Soros y fue el artífice para que Brasil superara una profunda crisis. Por la devaluación el dólar subió de 1 a 2 reales y hubo que acudir al FMI por primera vez en la historia. Las políticas monetarias que aplicó Meirelles, entre las que estaba el bono dual, fueron fundamentales para superar la crisis.

Volviendo a la Argentina, el “blue” que había terminado el día a $28,20, en el post cierre comenzó a operarse a $27,90. Este mercado reflejó lo que puede bajar en el super martes el dólar en bancos y casas de cambio.

Las reservas del Banco Central cayeron al menor nivel en  10 meses (NA)
Las reservas del Banco Central cayeron al menor nivel en  10 meses (NA)

Las reservas, a todo esto, cayeron USD 182 millones, a USD 48.285 millones, el menor nivel desde el 24 de agosto de 2017. En el exterior se ganaron apenas USD 1 millón y se pagaron USD 34 millones a organismos internacionales y 4 millones a Brasil.

Baja de los bonos y acciones

En el mercado de la deuda, los negocios en bonos se redujeron drásticamente, a $7.712 millones (la semana pasada negociaban hasta $21 mil millones diarios). El Bonar 2024, el bono más representativo en dólares, perdió 2,52% y el Bonar 2020, 0,17%. El Discount en dólares con ley argentina, retrocedió 1,84 por ciento.

Como la baja implicó una caída de la paridad y la tasa del Tesoro en Estados Unidos bajó a 2,93% anual, el índice de riesgo país subió 2,72%, a 566 puntos básicos. Esto significa que a la tasa del bono norteamericano de 2,93% hay que sumarle 5,66%. El resultado es 8,59% anual que sería lo que debería pagar la Argentina si sale a tomar dinero a los mercados internacionales.

 El índice de Riesgo País se elevó a 566 puntos básicos

Esto significa que el Bonar 2024 ahora rinde nada menos que 7,34% anual, y el Discount en dólares, que nació con el canje de la deuda y tiene ley argentina, 8,72%. Para algunos operadores, los bonos son una oportunidad.

Según Juan Salerno de Compass Group, “el mercado actuó bajo la influencia de rumores de que la Argentina no iba a salir de la zona de mercado fronterizo y eso asustó a los tenedores de bonos y acciones. Pero, créame, nadie sabe lo que resolverá Morgan Stanley el miércoles. Hoy hay menos regulaciones para operar que las del año pasado, pero la última palabra la tienen los inversores de la entidad que le dicen a los directores lo que piensan a través de una encuesta”.

 Juan Salerno de Compass Group: “el mercado actuó bajo la influencia de rumores de que la Argentina no iba a salir de la zona de mercado fronterizo y eso asustó a los tenedores de bonos y acciones. Pero, créame, nadie sabe lo que resolverá Morgan Stanley el miércoles

En la confusión los inversores vieron que el Gobierno podría moderar los aumentos de las tarifas. Para Juan Salerno “no será así, sino que habrá otra distribución de los aumentos. No van a incumplir con el FMI“.

Esa maraña se trasladó a la Bolsa donde el índice Merval de las acciones líderes tuvo la peor caída desde el 15 de diciembre de 2014. Se desplomó 8,26% con un elevado monto de negocios de $1.141 millones. Al revés de lo que sucede con el dólar, esta caída se agravó porque fue respaldada por un considerable monto de operaciones.

Transportadora de Gas del Norte 13,81%, seguida por Mirgor 13,35%, la empresa que hace años unió a Macri y Caputo, Transener 12,28% y Distribuidora de Gas Cuyana 10,20%, fueron los más grandes perdedores. Entre los bancos, a raíz de la suba de los encajes, las bajas fueron lideradas por Supervielle 11,80%, seguido de BBVA Francés 11,40%, Macro 11,04% y Galicia 9,41 por ciento.

Los ADR’s argentinos (certificados de tenencia de acciones) que cotizan en dólares en Wall Street, no estuvieron al margen de la debacle. La mayor caída fue de Banco Supervielle 9,28%, seguido por BBVA Francés 8,63 por ciento.

Para hoy el acontecimiento más esperado es la licitación de Lebac por alrededor de $520 mil millones.

Bajar al dólar fue la primera parte del debut de Caputo en el Central. Esa parte parece bien encaminada, aunque está supeditada al humor de los mercados del mundo. Lo más difícil será encarar la rebaja de tasas. La suba de encajes, por supuesto no ayuda a este objetivo.

Por otra parte, todo lo que se pueda teorizar hoy, puede ser viejo mañana. Para la Argentina que el miércoles Morgan Stanley la declare “mercado emergente”, significaría menos dolor para los ajustes que se avecinan.

infobae

Foto Notife

Noticiasxfn.com no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros.

Negocios

El dólar bajó a $ 37,81, sin la intervención del Banco Central

Publicado

on

Seguía con la tendencia de los últimos días y bajaba 50 centavos, según el promedio del Banco Central

Después de varios días de furia, el dólar cae por tercer día consecutivo. La divisa se ubicaba por debajo de los $ 38, a $ 37,81, según el promedio del Banco Central. Son 50 centavos menos que el jueves, cuando cerró en $ 38,32.

Por segundo día, el Banco Central se mantuvo ausente del mercado de contado. En el mayorista, la divisa bajaba 47 centavos, a $ 36,93. Este mercado es donde operan bancos, grandes empresas y el Banco Central, y cuya cotización termina incidiendo luego en el canal minorista, donde compran los ahorristas.

El jueves, el dólar ratificó su tendencia a la baja y, en una jornada con poco volumen de ventas, cerró a $ 38,31, unos 92 centavos por debajo del miércoles.

En el mayorista, en tanto, cedió $ 1,05 y cerró a $ 37,35, el valor más bajo en lo que va de la semana. El volumen operado en el segmento de contado fue de US$304.207 millones.

Mirá también

Luis Caputo: “El mercado entendió el mensaje y vamos a una situación de normalidad”

En el mundo, el dólar cayó en los mercados emergentes. En Turquía cedió 0,70% contra la lira y perdió el real brasileño 0,40%. Las monedas de los emergentes se recuperaron de una caída de tres días.

El Banco Central decidió el miércoles cambiar de estrategia y, además de la subasta diaria a la que tenía acostumbrado al mercado, en la que se desprendió US$ 100 millones, hizo una venta sorpresa de US$ 135 millones a menos de una hora del fin de las operaciones. Así, el dólar bajó casi 50 centavos y cerró a $ 39,25.

Mirá también

Dólar a $ 38: la Argentina tiene el tipo de cambio más competitivo en diez años

Mientras, en Washington avanza el acuerdo entre el equipo económico y el FMI e incluso se habla de que el organismo amplíe la línea de US$ 50.000 millones.

Por su parte, los bonos soberanos en dólares subieron y acompañaron la tendencia del Merval, que cerró con un incremento porcentual del 4% y reforzó el alza del día anterior, que había sido de 3,60%. En tanto, las ADRs en Nueva York de los bancos también se elevaron hasta un 16%.

Seguir leyendo

Negocios

Telefónica acudió a Dante Sica por la fusión Telecom-Cablevisión

Publicado

on

En una carta a Dante Sica, flamante ministro de Producción, reiteró el fuerte cuestionamiento a que se habilite una posición “absolutamente dominante” en telecomunicaciones, banda ancha y TV paga.

Telefónica elevó una carta al ministro de la Producción, Dante Sica, para volver a impugnar las resoluciones por las que se aprobó la fusión de Telecom y Cablevisión, tras haber presentado previamente dos notas a la Secretaría de Comercio por el mismo motivo y no haber obtenido respuesta. La empresa pretende así agotar todas las instancias en el Poder Ejecutivo, antes de iniciar acciones judiciales, porque la Secretaría de Comercio al no responder la impugnación tampoco elevó las actuaciones a la Cámara Civil y Comercial, como prevé la legislación.

La carta a Sica se fundamenta en que el Ministerio de Producción tiene carácter de alzada con respecto a la Secretaría de Comercio, que es la autoridad de aplicación de la ley de defensa de la competencia hasta que sea elegido el tribunal que establece la norma legal.

Según fuentes de Telefónica, la fusión Telecom-Cablevisión “va contra cualquier antecedente de un país candidato a entrar en la OCDE, no fomenta la competencia y protege a un actor de características monopólicas”.

De acuerdo con las mismas fuentes, la fusión implica “la creación de una nueva empresa con una posición absolutamente dominante, al ser el único oferente con capacidad actual e inmediata para ofrecer en el mercado ofertas convergentes triple y cuádruple play, y refuerza su posición dominante en los mercados de TV paga y de banda ancha fija en claro detrimento del resto de los prestadores”.

Añadieron que el ENACOM considera que la empresa fusionada sólo tiene posición de dominio en aquellos mercados locales en los que la cuota de banda ancha excede el 80% de participación, mientras en el promedio de países de la OCDE, esa cuota es del 33% y en México del 50%.

También resaltaron que la Secretaría de Comercio solo dispone la desinversión del 2,5% de clientes a nivel nacional a favor de la firma Universo Net “que no es un serio competidor en la zona de incumbencia de la fusionada”.

Asimismo objetaron que “la resolución no impone medidas efectivas para que los competidores puedan acceder a las redes fijas de la empresa fusionada”. Y que además “no establece ningún tipo de condición para evitar que Telecom pueda tener acceso preferente a contenidos relevantes para la competencia, ni ha establecido reglas para su comercialización sin discriminación para todos los competidores”.

Lo que Telefónica reclama al Gobierno es que se impida a la empresa fusionada ofrecer servicios convergentes, mientras que no haya ofertas comparables de otros operadores convergentes en la localidad donde reside el cliente. También que se le impidan las ventas atadas, de modo que siga ofreciendo a sus clientes la posibilidad de adquirir por separado todos los servicios de la oferta convergente (móvil, banda ancha fija, telefonía y TV paga) a precios replicables por sus competidores.

Según las fuentes de Telefónica, también se reclama al gobierno que la empresa fusionada devuelva con carácter inmediato las licencias de uso de espectro que exceden el límite legal de 140 MH, mientras la resolución oficial le da dos años para la devolución.

Paradojas de la economía macrista para Clarín
Nunca como con Macri las condiciones políticas para la expansión del multimedio fueron tan favorables. Sin embargo, la política económica del Gobierno atenta contra su consolidación.

Por: Martín Becerra
El discurso de Héctor Magnetto en la reunión anual de la Asociación Empresaria Argentina (AEA) del 16 de agosto tuvo un sabor especial, hablaba allí por primera vez después de haber hecho cumbre en el volcánico empresariado argentino gracias al aventón de Mauricio Macri a la megafusión Cablevisión-Telecom: “Los ciclos suelen asumirse con espíritu refundacional y los actores apuestan a maximizar su beneficio inmediato, lo que frente a las dificultades complejiza los acuerdos y consagra respuestas coyunturales” dijo el CEO del Grupo Clarín. Lo escuchaba (y leía en pantalla) un auditorio masculino del gremio patronal creado en 2002, en plena salida de la convertibilidad, para sortear el impacto de la crisis y del shock devaluatorio. Ciclos.

La inédita expansión del Grupo Clarín aprovecha las mejores condiciones políticas pero soporta malas condiciones económicas. Si bien el rumbo de la regulación estatal desde diciembre de 2015 tuvo como principal meta el derribo de cualquier obstáculo que se interpusiera en el desembarco de Clarín en el redituable sector de las telecomunicaciones (lo que motivara en parte su pelea con Néstor Kirchner en 2008), para lo cual el gobierno de Macri no vaciló en gubernamentalizar la autoridad de aplicación (creando el ENaCom) y en manejar las comunicaciones vía decretos y resoluciones que, en otra época, hubiesen sido objetadas por su inherente “inseguridad jurídica”, por otro lado la recesión de una economía cada vez más dolarizada cuya dependencia de acreedores externos vuelve a condicionar las principales variables de desarrollo, afecta los ingresos y la expectativa de consolidación de la posición dominante alcanzada tras la fusión Cablevisión-Telecom.

Alejandro Bercovich 💚

@aleberco

Comité de crisis en el Sheraton: AEA convocó a los empresarios top del país en medio del escándalo de los cuadernos y la corrida al dólar. Acá Rocca (Techint) conversa con Magnetto (Clarín). A su lado, Pagani (Arcor) con González Fraga (BNA). Cerca, José Cartellone.

Entre las condiciones subjetivas del momento político y las objetivas de la estructuración de la economía, el Grupo Clarín enfrenta un dilema que no impacta tanto sobre sus competidores Telefónica o Claro pues, como explica Jorge Fontevecchia al recordar la extranjerización de la economía argentina de los últimos 25 años (el 68% del PBI es generado por compañías multinacionales) “como las subsidiarias locales de las multinacionales están obligadas a hacer sus balances en dólares para consolidarlos con los de sus casas matrices, nunca planificarán en pesos y toda la devaluación pasará más temprano que tarde a precios”. Por lo que las devaluaciones, antes que como esos trampolines de competitividad soñados por José Ignacio de Mendiguren, funcionan como fábricas de pobres e indigentes.

En el encuentro corporativo de Clarín de noviembre de 2017, Magnetto declaró que “la competencia no solo surge del sector sino de afuera”, aludiendo no sólo a Telefónica o Claro, sino también a híbridos tecnológicos como Netflix o Google. Esos competidores de la convergencia digital pueden fondearse en dólares con mayor facilidad gracias a su escala regional o global de operaciones. Aunque es dudoso que la actual esterilidad económica de la Argentina atraiga el interés de inversores parcial o totalmente externos, a mediano plazo ellos u otros conglomerados globales pueden eventualmente capturar a bajo precio –para ellos- parte del aparato productivo local. Tal vez la vigente Ley de Preservación de Bienes y Patrimonio Culturales de 2003, injustamente bautizada Ley Clarín”, necesite ser reciclada.

A diferencia de Arcor, Techint o Los Grobo, que diversificaron su producción y sus ventas al ritmo veloz de la fase más reciente de globalización capitalista, los clientes de los productos y servicios del Grupo Clarín viven en la Argentina y sus ingresos –y empleos- están severamente afectados por el ajuste en curso. Aunque el teléfono es un servicio básico que aún en tiempos de crisis resulta vital, otros servicios de comunicación pueden ser percibidos como suntuarios cuando acecha la malaria. E incluso el gasto en telefonía es pasible de recortes mediante el pasaje de abonos a prepagos.

La rentabilidad de Clarín, su plan de inversiones, su búsqueda de financiamiento (el fondeo externo con ingresos locales es mal asunto) y su expectativa de consolidación dependen de que la economía argentina no se hunda. Por eso en AEA Magnetto dijo que “el rompecabezas productivo requiere sostener una diversificación que reduzca dependencias extremas y favorezca un desarrollo más integrado, social y geográficamente”. Y añadió, en un fragmento de su discurso dedicado a levantar la estima del sector privado en el medio de las confesiones de coimas y corrupción de buena parte de su cúpula, que “el capital nacional está llamado a crecer aún más si queremos un modelo de inserción global alineado a nuestros intereses. El impulso a las Pymes pero también a las multinacionales argentinas debiera ser un objetivo estratégico”.

Para un directivo como Magnetto, curtido en mil negociaciones con gobiernos civiles y militares y en jugadas osadas con anunciantes de todo pelaje y color para convertir primero el diario en un grupo multimedios y, luego, el multimedios en el mayor conglomerado infocomunicacional del país, no es una buena noticia la restauración de un ciclo de ajuste inflexible que contrae el mercado interno, devalúa la moneda y emparcha el déficit con endeudamiento externo en un contexto de fuerte inflación.

La temperatura de esta paradoja la expresan los editorialistas y columnistas políticos del Grupo, dedicados a una insistente oposición de la oposición política, mientras que los panoramas económicos (en particular las notas en distintos formatos de Marcelo Bonelli) no ahorran críticas a las decisiones oficiales y exponen algunas de sus consecuencias más evidentes.

La paradoja entre gozar del mayor favoritismo gubernamental entre los muchos de los que supo gestionar Magnetto y, sin embargo, padecer la contracción de la economía que es su fermento natural, es el anverso exacto de situación de la conducción de Clarín durante la primera presidencia de Cristina Fernández de Kirchner, cuando se desató una guerra política que contrastaba con la fertilidad de sus ganancias. Al abuelo del actual ministro del Interior, Rogelio Frigerio, la ironía que contiene esta paradoja le hubiera dibujado una mueca parecida a la sonrisa.
Fotos: Telefónica. Noticias Argentinas
Fuentes: Ámbito Financiero, La LetraP

Seguir leyendo

Negocios

Mario Quintana vendió todas sus acciones de Farmacity

Publicado

on

El vicejefe de Gabinete de la Nación cumplió así con su promesa pública que había asumido meses atrás

¿Casualidad? Una vez conocida la decisión de Quintana, Presidencia difundió una foto del funcionario junto a Mauricio Macri (Presidencia)

¿Casualidad? Una vez conocida la decisión de Quintana, Presidencia difundió una foto del funcionario junto a Mauricio Macri (Presidencia)

Finalmente, Mario Quintana, secretario de Coordinación Interministerial de la Jefatura de Gabinete de la Nación, vendió la totalidad de las acciones que poseía de Farmacity, tanto en forma directa como indirecta.

De este modo, Quintana dio cumplimiento al compromiso público que había asumido meses atrás, según el cual vendería la totalidad de su participación accionaria antes de fines de 2018.

Según un comunicado que difundió el gobierno nacional, la operación se realizó el pasado 15 de agosto.

La relación entre Quintana y Farmacity no es novedosa. El funcionario fue hasta ahora uno de los históricos socios de la compañía.

Hasta ahora, Quintana era dueño del 2,09% de los papeles de la firma. En virtud de la composición societaria, esa participación le aseguraba el 53% de los votos en las asambleas donde se fijan directrices sobre la conducción de la cadena.

Cuando asumió en la función pública, Quintana aseguró que se había desprendido de la mayoría de las acciones. En el mes de mayo, en un programa del periodista Jorge Lanata, quedó expuesto que no había sido así.

Finalmente a mediados de este mes, el vicejefe de Gabinete cumplió su compromiso público. Según el comunicado oficial, las acciones en su poder fueron adquiridas por los otros accionistas de la empresa.

iNFOBAE

Seguir leyendo

Tendencia