Connect with us

Negocios

Se complica la venta del Grupo Indalo

Publicado

on

Ignacio Rosner, el sucesor de Cristóbal López, se reunió con Cuccioli antes de que desembarcara en la AFIP

A fines de 2017, el ahora designado titular de la AFIP, Leandro Cuccioli, se reunió en secreto con Ignacio Rosner, el sucesor de Cristóbal López al frente del Grupo Indalo, para evaluar la solidez del holding y sus opciones de supervivencia.

Fuentes oficiales y de la empresa confirmaron a La Nación que las reuniones ocurrieron entre fines de noviembre y principios de diciembre por orden de la Casa Rosada, que buscó determinar la seriedad de Rosner, conocer los potenciales compradores de sus activos y descubrir si era un mero testaferro de López y de su socio Fabián de Sousa.

Para la Casa Rosada, el caso Indalo se convirtió en un dilema de Estado desde que La Nación reveló, dos años atrás, que el grupo acumulaba una deuda fiscal de $8000 millones. Ante semejante carga, la postura de la AFIP sobre el plan para pagarla es vital para la suerte o la quiebra del holding y para la situación penal de López y De Sousa, presos por evasión.

¿Es un guiño al “proyecto Rosner” el ascenso de Cuccioli de negociador secreto a jefe de la AFIP? Decidido a ahuyentar fantasmas, el funcionario defendió ante una consulta de La Nación la línea dura de Alberto Abad, su antecesor en el cargo. “La actuación de Abad en el ?caso Indalo’ ha sido impecable y voy a continuar con los lineamientos trazados por él y por la AFIP”, dijo el viernes último.

La definición agrega sombras en el futuro del emporio dueño de 170 empresas, entre ellas los medios C5N y Radio 10, la petrolera Oil y la constructora CPC.

No era ese el espíritu cuando Rosner empezó sus contactos con el Gobierno. Una de las reuniones con Cuccioli ocurrió en la Casa Rosada: lo admiten tanto en el oficialismo como en Indalo. Según reconstruyó La Nación, habría existido otra cerca del 20 de noviembre en una casa de San Isidro, aunque las fuentes ligadas a los dos protagonistas lo niegan.

Mientras avanzaba ese diálogo, López inyectó fondos millonarios en el Grupo Indalo a pesar de que ya había ocurrido su salida formal. El dato alienta sospechas de quienes creen que sigue siendo el verdadero dueño de todo. Pero cerca de Rosner indican que ese fondeo era para cubrir el pago de las cargas sociales previas a la retirada. “López quería evitarse más problemas penales”, dicen.

Rosner se ilusionó con la designación de Cuccioli como interlocutor. Se conocían. Los “Paradise Papers” muestran que entre 2012 y 2015 coincidieron en las reuniones de directorio y de comité operativo de El Tejar, una firma offshore constituida en las islas Bermudas para controlar un gran emprendimiento agropecuario, según revelaron La Nación y Perfil.

Rosner fue más lejos, según testigos de las negociaciones. Les habría comunicado a sus colaboradores que Cuccioli había sido su “empleado” en El Tejar -lo cual es falso- y que el Gobierno “no quiere que se funda el grupo”, por lo que iban a negociar “a quiénes les venderían cada parte”.

Consultado por La Nación, Rosner negó esas frases: “El Gobierno lo mandó [a Cuccioli] para que le explicara nuestra propuesta, pero él nunca aceptó debatir. Se limitó a tomar nota y transmitir a sus jefes”.

Cerca de Cuccioli añadieron algo más. Que Rosner confiaba en recuperar al grupo con planes y créditos a largo plazo. Y que el emisario de la Rosada fue tajante: les dijo que debían inyectarle fondos frescos al holding si querían evitar la quiebra.

Las esperanzas de Rosner habían chocado con Abad. Se reunieron dos veces, sin acuerdo. El 28 de noviembre, ante la consulta de la Justicia, Abad se negó a aceptar las acciones de empresas del grupo como garantía de recobro de los impuestos que debe al Estado. Fue entonces cuando Rosner, según cuentan testigos, vaticinó que a Abad lo echarían de la AFIP y que lo reemplazaría Cuccioli.

¿Tenía información privilegiada? El empresario negó a La Nación haber dicho eso. Con tono risueño, acotó: “Nunca se me pasó por la cabeza que Cuccioli pudiera ir a la AFIP”.

Según reconstruyó este diario, Abad le comunicó a Mauricio Macri en noviembre que iba a renunciar. Ahí comenzó la danza de nombres, con Cuccioli al frente.

Ingeniero industrial con posgrado en negocios, pero ninguna experiencia en recaudación, Cuccioli se había ganado el respeto de la Casa Rosada por su capacidad operativa. “Lo apodamos 0800-Cucho”, explicó una fuente oficial. “Lo llamás, le tirás el tema que sea, lo estudia y lo resuelve”.

Después del dictamen de Abad, Rosner insistía con sus pedidos de reuniones a Macri y al jefe de Gabinete, Marcos Peña, que lo derivaron a José Torello, jefe de asesores. Torello le pidió al vicejefe de Gabinete, Mario Quintana, que designara a alguien que entendiera la operatoria financiera. Surgió el nombre de Cuccioli, entonces funcionario de Finanzas.

Cuccioli se reunió con Rosner y evaluó el caso Indalo. Ni se imaginaba que su destino estaba en la AFIP. Incluso a principios de diciembre renunció a su cargo en el Ministerio de Finanzas -llegaron a organizarle la fiesta de despedida-. Volvió sobre sus pasos porque su jefe, el ministro Luis Caputo, le pidió que se quedara. Se enteró de que iría a la AFIP después del “retiro” del Gabinete en Chapadmalal, a mediados de febrero.

Tras mantener aquellas dos reuniones con Abad, por ejemplo, dijo que ya tenía “todo acordado con la AFIP”. Abad se enteró y cuando Rosner le pidió un tercer encuentro lo derivó al área de Grandes Contribuyentes Nacionales. No solo eso, ante una nueva consulta judicial, Abad volvió a rechazar la propuesta de pago.

Los contactos entre Rosner y Cuccioli continuaron por WhatsApp hasta hace diez días, cuando el financista le preguntó al funcionario si podía recibir a un sindicalista. No hubo respuesta.

Rosner también acumuló cortocircuitos en el sector privado. Comunicó a los suyos que el Grupo Vila Manzano se quedaría con los medios. Pero desde ese holding indicaron a La Nación que, si bien expresaron su interés en el expediente del concurso, recelan del actual timonel de Indalo: “Digamos que Rosner quiere vender cosas que no son de él y que están inhibidas”.

También se ilusionó Rosner con que el gigante energético ruso Lukoil inyectara fondos, mientras que otra multinacional, Trafigura, expresó interés en la petrolera Oil Combustibles. Pero ambos dudan por la compleja situación financiera y judicial imperante. Ante la consulta de este diario, expresaron desconfianza hacia los planes de Rosner.

Ahora, con López detenido desde el 19 de diciembre y la AFIP en pleno cambio, ¿qué ocurrirá con Indalo? El futuro se vislumbra oscuro. Cuccioli, ante las revelaciones de su relación previa con Rosner, había indicado el domingo pasado que se excusaría de tratar todo asunto vinculado al holding. Ahora fue más lejos. No solo dijo que seguirá la línea dura anterior: le pidió a la primera línea de colaboradores de Abad que permanezcan en sus cargos.

Por: Hugo Alconada Mon
Fuente: La Nación

Economia

Argentina pide un préstamo stand by y el FMI reclamará más ajustes en el gasto

Publicado

on

Rondaría los US$ 30.000 millones. Es la línea tradicional del organismo, que pone los fondos a disposición de países en crisis. Entre las condiciones figura la baja del déficit fiscal.

Nicolás Dujovne y Christine Lagarde.

Nicolás Dujovne y Christine Lagarde.

Paula Lugones

Paula Lugones

Ingresaron al edificio de la avenida Pennsylvania pasado el mediodía, en una camioneta de la embajada que fue directo a la cochera, esquivando a los periodistas que esperaban novedades. Salieron bien caída la tarde en Washington, cuando al lugar llegaba un delivery de pizzas para la cena de los demorados. Las negociaciones fueron intensas, pero “cordiales”: los funcionarios argentinos que se reunieron ayer con las autoridades del Fondo Monetario Internacional anunciaron que solicitaron al organismo un acuerdo “Stand by” de “alto acceso” para paliar la crisis en nuestro país que llevó al dólar a un pico histórico.

Según comunicó el equipo argentino piloteado por el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, la Argentina pidió este tipo de acuerdo financiero, de entre los varios que ofrece el organismo, y aclaró que “los equipos técnicos están en este momento intercambiando información”. Señalaron que este proceso dura “típicamente cerca de 6 semanas”. Según contaron a Clarín fuentes de la delegación argentina y el FMI, las reuniones transcurrieron en un “clima cordial”.

No se reveló el monto del préstamo, pero se estima que rondará los 30.000 millones de dólares, una cifra que el Gobierno cree suficiente para tranquilizar a los mercados. En un contexto de volatilidad, el dólar alcanzó ayer los $23,13, un valor con el que quebró el récord de $22,9 que había alcanzado el 3 de mayo.

El Stand by es uno de los préstamos más tradicionales que ofrece el Fondo y es el que más ha sido solicitado por la Argentina en su historia. El más reciente de ese tipo fue otorgado al ex presidente Eduardo Duhalde, aunque su último tramo fue desembolsado durante la presidencia de Néstor Kirchner en 2003, dos años antes de que decidiera cancelar la totalidad de la deuda con el organismo.

Si bien los funcionarios no revelaron detalles de las negociaciones, la modalidad de “alto acceso” está enmarcada dentro de un acuerdo de los llamados “precautorios”, es decir que el dinero podría no ser entregado directamente sino estar disponible para que la Argentina lo use cuando lo considere necesario. Generalmente vienen aparejados de ciertas condiciones, que pueden ser más o menos flexibles. Algunas de ellas podrían estar ligadas a la reducción del gasto y déficit fiscal, que es una preocupación que marcó el Fondo en la ultima reunión aquí en Washington.

Dujovne arribó ayer por la mañana a Washington y tuvo su primera reunión de la tarde con Alejandro Werner, el director para el Hemisferio Occidental del organismo; el subdirector del área, Nigel Chalk, y Roberto Cardarelli, jefe de la misión en Argentina del FMI. El ministro argentino fue acompañado por el secretario de Política Económica, Sebastián Galiani; el jefe de Gabinete del ministerio, Ariel Sigal, y el jefe de asesores Guido Sandleris.

Más tarde Dujovne se reunió con David Lipton, en número dos del FMI, en un cara a cara preparatorio para el encuentro que mantendrá este jueves por la tarde con Christine Lagarde, la Directora gerente del organismo, que llegó ayer desde Europa.

Las reuniones de ayer transcurrieron en un clima “cordial” porque los funcionarios se conocen bien. Dujovne y su equipo estuvieron a mediados de abril en esta ciudad para la Asamblea de Primavera del organismo y del Banco Mundial. La propia Lagarde tuvo un gesto entonces al visitar por un rato la embajada argentina y sacarse fotos con el embajador Fernando Oris de Roa, Dujovne y el ministro de Finanzas, Luis Caputo. Lagarde también estuvo en Buenos Aires en marzo y el ministro de Hacienda la invitó a comer a su casa.

Dujovne sigue hoy con la actividad en Washington. Por la mañana se reunirá con David Malpass, subsecretario de Asuntos Internacionales del Departamento del Tesoro, quien ayer había manifestado públicamente su respaldo a las reformas del presidente Mauricio Macri, en una conferencia del Departamento de Estado y el Council of the Americas. Se estima que Dujovne buscará un apoyo formal del Gobierno de Donald Trump para este acuerdo. A la tarde, verá a Lagarde.

Cuando en Washington caía la noche, pasadas las 7 de la tarde, los funcionarios argentinos abandonaron el edificio, con sus mochilas al hombro, sin hacer declaraciones.

Qué es un acuerdo stand-by y cuantos firmó la Argentina

Desde su creación en junio de 1952, el acuerdo de derecho de giro (Acuerdo Stand-By) del FMI ha sido utilizado una y otra vez por los países miembros, y constituye el instrumento crediticio típico empleado por el FMI para otorgar préstamos a los países de mercados emergentes y avanzados. Los acuerdos stand-by fueron mejorados en 2009, al igual que el conjunto más completo de herramientas del FMI, para darles más flexibilidad y capacidad de respuesta. La modalidad de ‘alto acceso’ arrancó más acá en el tiempo. Argentina firmó 18 acuerdos de este tipo desde 1958 hasta 2003.

Seguir leyendo

Economia

Macri anunció que le pidió ayuda al FMI

Publicado

on

Luego de un nuevo recórd en la cotización del dólar, que trepó más de $1 en relación al cierre del lunes y se ubicó a $23,50, Mauricio Macri emitió un video grabado en en el que anunció un acercamiento al Fondo Monetario Internacional (FMI).

El mensaje del Presidente duró poco más de dos minutos. Si bien no lo precisó, se trataría de un financiamiento de US$30.000 millones de dólares.

El discurso completo:

“Ustedes saben que tengo un compromiso de decirles la verdad siempre. También que me metí en política y me postulé para la Presidencia para trabajar todos los días para que cada argentino puede vivir mejor y puede desarrollarse plenamente.”

“Mi convicción es que estamos recorriendo el único camino posible para salir del estancamiento. Buscando siempre evitar una gran crisis económica, que nos haría retroceder que nos haría retroceder y

“Para esto, implementamos una política económica gradualista que busca equilibrar el desastre que nos dejaron en nuestras cuentas públicas, cuidando los sectores vulnerables y, al mismo tiempo, creciendo, generando así más empleo y desarrollo.”

“El problema que tenemos es que somos de los países del mundo que más dependemos del financiamiento externo producto del enorme gasto público que heredamos y que estamos ordenando.”

“Frente a esta nueva situación y de manera preventiva he decidido iniciar conversaciones con el FMI para que nos otorgue una línea de apoyo financiero. Hace minutos hable con su directora, Christine Lagarde y nos confirmó que vamos a arrancar hoy mismo a trabajar en un acuerdo.”

“Esto nos va a permitir fortalecer este programa de crecimiento y desarrollo, dándonos un mayor respaldo para enfrentar este nuevo escenario global y evitar crisis como las que hemos tenido en nuestra historia.”

“Esta decisión la tomé pensando en el mejor interés de todos los argentinos. No mintiéndoles como tantas veces nos han hecho.”

“Les digo a todos los argentino, en especial a toda la dirigencia, que cumpliendo con los compromisos y alejándonos de la demagogia y la mentira, estoy convencido de que el camino que tomamos va a lograr un mejor futuro para todos.”

Juan Vargas / NA

 

 

Seguir leyendo

Economia

El dólar registró la mayor suba desde la salida del cepo: se disparó un 7% al récord $ 23

Publicado

on

En una jornada desconcertante para el mercado, el dólar registró la mayor suba desde la salida del cepo: saltó este jueves $ 1,5 (ó 6,9%) a $ 23, su nuevo récord histórico, en agencias y bancos de la city porteña, según el promedio de ámbito.com.
De esta manera, el billete no llegó a acompañar al Mercado Único y Libre de Cambios (MULC), donde la divisa escaló 70 centavos en los minutos finales de la rueda para terminar también a $ 23. Con respecto a la jornada previa, avanzó $ 1,80 (ó 8,5%).

Durante la rueda, el cambio de estrategia del Banco Central desconcertó a los operadores de la plaza cambiaria: en la primera parte de la rueda intervino con ventas por unos u$s 400 millones (en total sacrificó en la rueda u$s 451 millones) y anunció una suba de la tasa de interés de referencia en 300 puntos básicos al 33,25%. Al mediodía, inesperadamente, abandonó el control del tipo de cambio.

“En la última hora, el spread entre comprador y vendedor era de más de 70 centavos y de esa forma los operadores no tenían una referencia de cuál era el valor real y sensato de la cotización de la divisa norteamericana”, indicó el analista Fernando Izzo, de ABC Mercado de Cambios. Agregó que “por esa razón, se frenó el volumen operado del sistema Siopel, cuando llegó a u$s 969 millones, con lo que retrocedió un 14% con respecto al cierre previo”.

Una combinación “explosiva” de factores externos y, sobre todo, locales provoca desde la semana pasada una inusitada demanda de dólares, que dio lugar a una disparada de la cotización del billete. Entre los más importantes, se destacan la entrada en vigor del impuesto a la renta financiera; los tironeos políticos y económicos sobre tarifas; la suba de tasas en EEUU y una mayor apreciación global de dólar.

En las últimas siete ruedas, la autoridad monetaria vendió unos u$s 5.300 millones, con lo que desde principios de marzo sacrificó unos u$s 7.700 millones en su intento por contener al tipo de cambio.

Martín Alfie, jefe de la consultora Radar, señaló que “estamos lejos de una crisis terminal porque el Banco Central tiene reservas de sobra. Se alcanzará un nuevo equilibrio, con mayor dólar y mayor tasa que el anterior pero la señal de una autoridad monetaria que puede ser doblegado genera preocupación para el futuro”.

En el mercado de dinero entre bancos el “call money” operó al alza a un promedio del 36% TNA. En “swaps” cambiarios se pactaron u$s 133 millones para tomar y/o colocar fondos en pesos mediante el uso de compra-venta de dólares para el viernes y el lunes próximo. Las tasas de Lebac en el mercado secundario se operaban al plazo de 13 días a 40% TNA y la de 104 días al 36% TNA.

En el Rofex, donde se negociaron u$s 570 millones, más del 60 % se operó en mayo a $ 23,81 con una tasa de 45,9% TNA y junio a $ 24,65 con una tasa de 45,15%. Los plazos subieron en promedio más de dos pesos.

En la plaza paralela local, por su parte, el blue se disparó dos pesos a $ 23,50, según el relevamiento de este medio en cuevas del microcentro porteño. El “contado con liqui”, en tanto, saltó $ 1,46 a $ 22,75.

Por último, las reservas del BCRA disminuyeron este jueves u$s 146 millones hasta los u$s 56.144 millones.

Seguir leyendo

Tendencia