Connect with us

Salud

Cómo bajar de peso según la edad

Publicado

on

A lo largo de la vida, los dos puntales o elementos principales para bajar de peso son la nutrición y el ejercicio físico. Pese a que los buenos hábitos se deben aplicar desde la más tierna infancia, cada edad tiene sus necesidades.

Una máxima común es que para el adecuado control del peso en todas las etapas de la vida debemos ajustar la energía que ingerimos con los alimentos a la cantidad de energía que consumimos con el ejercicio.

El principal obstáculo para la pérdida de peso en la infancia y adolescencia es el sedentarismo. El tiempo de ocio dedicado a actividades en las que se consume poca energía -en general, relacionadas con la tecnología- ha aumentado de forma drástica en los últimos 10 años. La obesidad es un importante problema de salud, ya que causa enfermedades crónicas (diabetes mellitus, hipercolesterolemia, artrosis, etc.). Cuantos más años de evolución tenga la obesidad, más grave y más consecuencias tendrá para la salud. Por eso, es preciso ayudar a los más jóvenes a adquirir hábitos de salud que incluyan la realización de ejercicio físico de forma regular.

Cómo bajar de peso según la década:

A los 20 años

En la década de los 20 se vienen lastrando malos hábitos adquiridos en la adolescencia porque todavía la percepción de la propia salud es buena. Existe la mala costumbre de consumir comida rápida, con muchas calorías y muy pocos nutrientes interesantes, provocando problemas de sobrepeso.

El ambiente social a estas edades (los estudios, la entrada en el mundo laboral y tener pareja) hace que no se priorice la práctica de ejercicio físico. Y cuando se practica es más deporte, como fútbol o pádel, que ejercicio como tal.

De los 20 a los 50 años la principal queja de los pacientes con exceso de peso es la falta de tiempo, tanto para realizar ejercicio físico como para planificar las comidas, especifica De Luna.

¿Qué hacer? Hay que cambiar el estilo de vida. No se trata de comer menos, sino de intentar comer mejor. De la misma forma, no hay que moverse más, sino hacerlo mejor. En definitiva, hacerlo de manera eficaz.

Las indicaciones van a ser muy variables dependiendo de nuestra condición física, la presencia o no de lesiones y las preferencias y gustos de cada persona. En este sentido, la clave para lograr una pérdida de peso efectiva es la regularidad y el aumento progresivo en la intensidad o duración del ejercicio. Una falsa creencia es pensar que realizando exactamente el mismo tipo de ejercicio vamos a mantener una pérdida progresiva de peso.

Conforme mejora la condición física, el entrenamiento se ha de adaptar para lograr el objetivo de la composición corporal. Biológicamente, el punto óptimo se alcanza a los 25 años. A partir de los 30 años comienza un “declive”.

A los 30 años

Al cumplir los 30 empieza a haber una preocupación por la salud porque debutan algunos signos de envejecimiento (como las arrugas o la caída del pelo). Lo positivo es que la gente va concienciándose de que hay que cuidarse. Precisamente por eso hay menos prevalencia de obesidad en esta etapa de la vida. Por otro lado, los hábitos que no se modifican en esta etapa costará mucho modificarlos en el futuro.

Nutricionalmente, el principal consejo es alejarse de la comida rápida o basura y consumir productos naturales en lugar de procesados. Hay que ingerir algo más de proteínas, comiendo más carne blanca y magra (sin grasa), leche, pescados azules y huevos.

A los 30 se inicia la pérdida de masa muscular de manera suave, reduciendo la fuerza. Como añadido, en las mujeres empieza a aparecer la osteopenia. De ahí la importancia de empezar a hacer ejercicio físico (cardiovascular, por ejemplo) dejando el deporte poco a poco. Obligatoriamente tienen que practicar ejercicios que trabajen la fuerza de la masa muscular, como sentadillas, zancadas y empujes (o flexiones) contra la pared y el suelo.

Nexofin

Seguir leyendo
Comentá aquí

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Salud

Hantavirus: ¿qué es, cómo se contagia y cómo se previene?

Publicado

on

Si bien se transmite al inhalar aire contaminado con las secreciones de los roedores o al tocarlos, en Argentina surgió un brote atípico que se produce cuando una persona infectada entra en contacto estrecho con otra

Ante las 11 víctimas fatales por el contagio de hantavirus en Esquel y Jujuy,  desde el Ministerio de Salud insistieron en la importancia de prevenir este tipo de enfermedad, que es transmitida por roedores silvestres y que, en algunos casos, se viraliza entre humanos. Es decir, cuando una persona infectada mantiene contacto estrecho con otra durante los primeros días de los síntomas.

La característica principal de estos ratones es que tienen una cola muy extensa. Por eso se los denomina “colilargo”, informaron desde la Fundación Huésped, quienes además trazaron un mapa con las cuatro regiones en las que habitan estos animales.

En el norte se encuentran en Salta y Jujuy; en el centro, en Buenos Aires, Santa Fe y Entre Ríos; en el noreste en Misiones; y en el sur, en Neuquén, Río Negro y Chubut.

¿Cuáles son sus cuatro vías de contagio?
Por inhalación: es la causa más frecuente. Se produce al respirar el virus que desprenden las heces o la orina de los roedores infectados, tanto en lugares abiertos o como cerrados (galpones, huertas, pastizales).
Por contacto directo: al tocar roedores infectados (vivos o muertos), o al tocar las heces u orina de estos.
Por mordeduras: al ser mordidos por roedores infectados.
Por vía interhumana: entre personas a través del contacto estrecho con una persona infectada durante los primeros días de los síntomas.

¿Cuáles son los síntomas?
Se parecen a un estado gripal. Pueden incluir: fiebre, dolores musculares, escalofríos, dolores de cabeza, náuseas, vómitos, dolor abdominal y diarrea. En general no presentan congestión nasal o resfrío. Luego de algunos días puede aparecer dificultad para respirar que puede agravarse produciendo lo que se conoce como “síndrome cardiopulmonar por hantavirus”. Se trata de un cuadro grave en el que la persona no puede respirar y comienza con falla cardíaca y presión muy baja. Si la persona no es tratada a tiempo puede generar complicaciones e incluso la muerte.

¿Cómo es el tratamiento?
No existe un tratamiento específico. Las personas con síndrome cardiopulmonar por hantavirus deben ser asistidos en establecimientos hospitalarios, de preferencia con unidades de terapia intensiva que cuenten con asistencia respiratoria mecánica.

En Epuyén se registraron 10 víctimas fatales y el contagio se da entre personas

En Epuyén se registraron 10 víctimas fatales y el contagio se da entre personas

¿Cómo puede prevenirse?
– Evitar la convivencia con roedores y el contacto con sus secreciones.

– Evitar que los roedores entren o hagan nidos en las viviendas.

– Si realizan actividades de trekking, usar calzado cerrado y circular sólo por sendas habilitadas.

– Tapar orificios en puertas, paredes y cañerías.

– Realizar la limpieza (pisos, paredes, puertas, mesas, cajones y alacenas) con una parte de lavandina cada nueve de agua (dejar 30 minutos y luego enjuagar). Humedecer el piso antes de barrer para no levantar polvo.

– Si vive en zonas rurales, colocar las huertas y almacenar la leña a más de 30 metros de las viviendas, cortar pastos y malezas hasta un radio de 30 metros alrededor del domicilio.

– Ventilar por lo menos 30 minutos antes de entrar a lugares que hayan estado cerrados (viviendas, galpones) y cubrirse la boca y la nariz con un barbijo N95 antes de ingresar.

– Lavarse las manos con agua y jabón al finalizar estas tareas.

– Al acampar, hacerlo lejos de maleza y basurales, no dormir directamente sobre el suelo y consumir agua potable.

– Si se encuentra un roedor vivo: usar veneno para roedores o tramperas para capturarlo (no intentar tocarlo o golpearlo). Consulte en el municipio si se dispone de un servicio de control de plagas.

– Si se encuentra un roedor muerto: rociarlo con lavandina junto con todo lo que haya podido estar en contacto y esperar un mínimo de 30 minutos. Luego recogerlo usando guantes y enterrarlo a más de 30 cm de profundidad o quemarlo.

Infobae

Noticiasxfn.com no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros.

Seguir leyendo

Salud

Este es el motivo por el que deberías masajear tus pies antes de dormir

Publicado

on

¿La razón? Las terminaciones nerviosas de tus pies (que son alrededor de 15 mil) están conectadas con diversas partes de tu cuerpo, por lo que estimularlas, a través de un masaje, trae distintos beneficios a tu salud.

En cuanto a cómo masajearlos, lo ideal es que te bases en una de las técnicas que ha ganado gran popularidad por su efecto sanador: la reflexología.

La reflexología va de masajear o estimular puntos clave de los pies que están conectados con determinadas zonas del cuerpo, con el fin de combatir ciertos males, favoreciendo en particular la circulación sanguínea.

Diversos especialistas recomiendan el uso de la reflexología para tratar ciertos males como migrañas, dolor de articulaciones, indigestión, entre otros.

Si aún no estás convencida, checa los beneficios de masajear tus pies antes de dormir:

– Reduce la posibilidad de que te enfermes, pues fortalece tu sistema inmune

Combate el estrés

Evita el acné

Disminuye el riesgo de calambres

– Te inyecta energía

¿Qué tal eh? Para masajear tus pies antes de dormir puedes hacerlo mediante los parámetros de la reflexología, para estimular los puntos específicos que necesites de acuerdo a tus dolencias, o hacerlo como masajearías cualquier otra parte de tu cuerpo, usando las yemas de tus dedos.

Puedes usar aceites esenciales y poner música relajante de fondo.

Masajear tus pies antes de dormirte ayudará a tener una salud de 10 y a dormir como bebé, ¡combo! Compruébalo desde hoy.

Seguir leyendo

Salud

Preocupan las cifras de sobrepeso y obesidad: cuándo es momento de consultar a un profesional

Publicado

on

Los expertos en nutrición alertan que el 30% de los niños en edad escolar tiene sobrepeso y el 6% es obeso, y que para lograr combatir esta problemática es muy importante destacar el valor de la prevención de pediatría

La obesidad infantil es uno de los problemas de salud pública más graves del siglo XXI. Esta problemática es una consecuencia de la malnutrición, es decir, del desarrollo de una dieta no equilibrada que puede generar, en el caso contrario, desnutrición. Y según datos oficiales de la Secretaría de Salud el 30% de los niños en edad escolar tiene sobrepeso y el 6% es obeso.

Según datos publicados por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés) en su último Panorama de la Seguridad Alimentaria y Nutricional en América Latina y el Caribe, la Argentina tiene un porcentaje de obesidad infantil de 9,9% y le siguen Perú con un 9,8% y Chile con un 9,5%.

El 30% de los niños en edad escolar tiene sobrepeso y el 6% es obeso (Getty Images)

El 30% de los niños en edad escolar tiene sobrepeso y el 6% es obeso (Getty Images)

Para la médica Irina Kovalskys (MN 80503), pediatra especialista en Nutrición es importante entender que “la obesidad es un gran complejo de condiciones de vulnerabilidad que hace muy difícil su abordaje y no se trata exclusivamente de comer menos”.

Las motivaciones para adelgazar pueden ser múltiples, incluida la salud y la apariencia personal (Getty)

Las motivaciones para adelgazar pueden ser múltiples, incluida la salud y la apariencia personal (Getty)

“Es muy importante destacar el valor de la prevención en pediatría. Muchas veces pensamos que si tenemos hijos de peso normal no tenemos que intervenir o no tenemos que preocuparnos y se dice: ‘a mí no me preocupa porque mi hijo tiene un peso normal’; sin embargo es allí el momento donde toda la sociedad debiera concienciarse para trabajar en prevención”, resaltó la especialista.

Otro dato alarmante es que casi seis de cada diez madres (58%) de entre 20 y 40 años de edad con hijos de 0 a 5 años expresaron en una encuesta online a 300 mujeres de CABA y Gran Buenos Aires que les era “muy difícil mantener una alimentación saludable en el hogar”. Esta dificultad aumenta en los estratos socioeconómicos (NSE) más bajos (65%) y en aquellas familias que poseen 3 o más hijos (76%). También la encuesta remarcó que el 88% de las mujeres se encarga del menú alimenticio de la casa y el 95% son las que cocinan habitualmente.

Comer sano o no, es parte de la educación que un chico debe recibir (iStock)

Comer sano o no, es parte de la educación que un chico debe recibir (iStock)

“Muchas veces también hay que concientizar a las familias y el valor de la prevención en el caso del sobrepeso y la obesidad infantil. Cuando hay que hacer un tratamiento y se tiene hijos pequeños con sobrepeso no hay que temer a consultarle al especialista por el tema. Y muchas veces se teme a la estigmatización, sin embargo, la prevención es la mejor manera de ayudar a eliminar la estigmatización”, advirtió Kovalskys.

Otro dato alarmante sobre la obesidad infantil que la nutricionista remarcó es que un chico que  tiene sobrepeso a los cinco años tiene más chances de sufrirlo en la vida adulta y un chico que tiene sobrepeso en la adolescencia tiene un 80% de mantenerlo en su vida adulta.

“En la vida adulta el sobrepeso y la obesidad son una de las causas de enfermedades cardiovasculares, diabetes, cáncer e inclusive de muerte”, concluyó la médica.

La obesidad es una epidemia social que requiere de acciones a nivel poblacional que generen entornos más saludables (Getty)

La obesidad es una epidemia social que requiere de acciones a nivel poblacional que generen entornos más saludables (Getty)

Consejos para combatir la obesidad infantil

-Tener una alimentación saludable con todas la guías de alimentación en pediatría.

-Hacer consultas anuales o periódicas con el pediatra para conocer la propia trayectoria de peso.

-Cuidar a los padres en el caso que tengan sobrepeso.

-Amamantar exclusivamente en los primeros seis meses de vida.

-Hacer al menos actividad física al menos 1 hora por día al menos durante toda la edad pediátrica.

El objetivo de Stamboulian talks es transmitir a través de exposiciones atractivas y sintéticas aspectos interesantes, importantes o novedosos en temas sanitarios. La meta es que cada presentación sirva de disparador para que la audiencia se sienta motivada a profundizar, indagar, crear conciencia o pasar a la acción en relación a los temas presentados.

Seguir leyendo

Tendencia