Connect with us

Economia

EL GOBIERNO NO PODRÁ INTERVENIR PARA CONTROLAR AL DÓLAR: EL FMI IMPUSO LOS MISMOS LÍMITES QUE LE HABÍA FIJADO A MACRI

Published

on

Si bien la aprobación del acuerdo gatilló un inmediato desembolso del organismo y reforzó las reservas del Banco Central, el organismo estipuló condiciones al uso de esos recursos

La Carta de Intención del FMI contiene la misma limitación que impuso a Mauricio Macri y que fue uno de los padecimientos más grandes de su Gobierno. Luis Caputo, en ese momento presidente del Banco Central, le pidió a Macri que no tomara el crédito del FMI si no le permitían intervenir en el mercado de cambios.

Era un momento distinto de la economía: el mercado de cambios no tenía cepo y la intervención era un arma fundamental después del enorme traspié que significara que Macri accediera a una exigencia de Sergio Massa para aprobar la ley de impuesto a la renta financiera. Massa pidió que el impuesto alcance a los tenedores extranjeros de Lebac del que estaban exceptuados todos por ser un bono del Banco Central.

El impuesto regía a partir del 26 de abril de 2018. El 25 de abril el Central tuvo que vender casi USD 1.500 millones de dólares porque los tenedores extranjeros vendieron las LEBAC y se pasaron directamente a dólares. A partir de allí hubo un drenaje que se prolongó hasta mayo lo que obligó al Central a subir abruptamente la tasa de interés a 40% anual, pero la huida de los LEBAC continuó; fue como sacar una lata de abajo de una exhibición piramidal de conservas en un supermercado.

Federico Sturzzenegger renunció al Banco Central y lo sucedió Caputo que estaba al frente del Ministerio de finanzas. Asumió el 14 de junio cuando se estaba negociando con el FMI. El 25 de setiembre, tres meses después, se fue en desacuerdo con lo que Macri -que desoyó su consejo- había acordado con el FMI.

Si bien los escenarios son distintos porque ahora hay cepo, los límites para usar los dólares del FMI son los mismos. Es un acuerdo que limita la actuación en la plaza cambiaria y el poder del Banco Central.

El Gobierno tendrá que mantener la confianza inicial del mercado, algo que siempre se da en los primeros momentos, pero no dura demasiado si no hay coherencia en las medidas, porque va a enfrentar a las apuestas a la devaluación y a la inflación. Por eso, deberá aplicar medidas tarifarias y recortes del gasto para poder sostener el acuerdo, aunque no estén en la Carta de Intención. Y en este territorio, además de la economía, juega el poder político el factor que preocupa tanto al FMI como a los inversores.

La primera reacción al acuerdo fue positiva. El riesgo país bajó 34 unidades por debajo de los 1.800 puntos básicos a 1.798. Los dólares cedieron levemente. El contado con liquidación y el MEP valen exactamente lo mismo: poco más de $ 200. Solo unos centavos separan a ambos dólares financieros. El “blue” subió $ 1 a $ 201, pero con operaciones intrascendentes.

Fachada del Banco Central. Ahora tiene más reservas, pero no las puede usar para controlar el dólar 
REUTERS/Agustin MarcarianFachada del Banco Central. Ahora tiene más reservas, pero no las puede usar para controlar el dólar REUTERS/Agustin Marcarian

Por lo sucedido el viernes, aconsejan hacer contado con liquidación con bonos corporativos que tienen menos costo para colocar los dólares en el exterior. Es que en este momento la Argentina, a pesar del acuerdo con el FMI tiene que competir con un rival enorme que son las tasas que devenga el Bono del Tesoro de Estados a 10 años que están en 2,50%, un nivel que no conocían desde los primeros días de 2019. Pero, además, el país debe competir con bonos asiáticos y sudamericanos de menos riesgo y que elevaron su renta y seducen más a los inversores del exterior.

Pero más allá de las adversidades, las reservas, tras pagar los intereses al FMI subieron USD 6.327 millones a USD 43.321 millones. Este aumento le quitó trascendencia a la venta de USD 20 millones que el Central tuvo que hacer en el mercado mayorista para satisfacer importadores en momentos en que hay materias primas que están faltando y generan un principio de desabastecimiento.

Entre esos insumos está el hilo de seguridad de los billetes de $ 1000 que vale 12 centavos por billete y escasea en el mundo por la demanda que tiene la empresa para afrontar la mayor emisión de dólares por la inflación que la pandemia trajo a Estados Unidos. Si se le suma el costo del papel moneda y la impresión, el precio de emitir es elevado en dólares y no guarda proporción con los USD 5 dólares a los que equivale el billete argentino más valioso. Por eso, están estudiando la emisión del billete de $ 5.000 porque las trabas para emitir están creciendo. Además, la inflación complica la extracción de billetes de los cajeros automáticos. Cada vez se necesita más efectivo y la capacidad de almacenamiento de los cajeros es inamovible. Los billetes argentinos, por la elevada inflación, circulan a mayor velocidad y se desgastan rápido. Si bien cada vez se utilizan menos, la economía local no está lo suficientemente bancarizada y el uso de dinero electrónico está en sus inicios.

Buena señal

En otro plano, hubo una buena señal de las acciones que operaron casi $ 2.000 millones, un volumen que se acerca a la euforia y el S&P Merval, el índice de las acciones líderes subió 3,22% con papeles como Transportadora Gas del sur y Cresud que aumentaron casi 10% en pesos. Cresud acumula ganancias que se acercan al ciento por ciento en el año. O sea que tienen un rendimiento similar en dólares porque a principios de año el MEP y el contado con liquidación tenían precios similares a los actuales.

Mañana la Secretaría de Finanzas tendrá otra prueba que, se descuenta, sorteará exitosamente. Debe licitar bonos en pesos. La idea es hacerse de $ 364 mil millones, que es el monto que vence el 29 de marzo, pero ya tiene un excedente de $ 182.343 millones de las licitaciones anteriores.

Seguramente, los inversores irán atrás de una canasta que combina LECER (letras que ajustan por CER) que vencen este año y en 2023. También licitará LECER con vencimientos en 2024 y 2026, pero son menos atractivas porque corresponden al próximo Gobierno. En épocas de elevada inflación (se espera más de 5% en mazo) los plazos más cortos son los más buscados y seguros.

También hay un menú de Letras de Descuento donde probarán al Tesoro hasta qué tasa está dispuesto a pagar para financiarse. De todas maneras, en este sector, siempre está el apoyo de los organismos estatales que ofrecen dinero a la tasa que les indiquen para no elevar el costo del financiamiento en moneda local, el punto más vulnerable del esquema económico.

 

 

 

 

Economia

LUCCIANO’S INVIERTE $500M Y ABRE LA PLANTA DE HELADOS ARTESANALES MÁS MODERNA DEL MUNDO

Published

on

La cadena de heladerías marplatense ya suma 60 locales y tiene presencia en España, Italia, Estados Unidos y Uruguay. Abre en su tierra natal una planta de 8.000 metros cuadrados que le permite crecer. Tiene 20.000 pedidos de franquicias de 50 países

El crecimiento de la cadena de helados artesanales Lucciano’s los obligó a repensarse. Comenzaron con una heladería en Mar del Plata en 2011y hoy tienen 60 locales, de los cuales 54 están en Argentina y 6 en el exterior en Uruguay (Montevideo y Punta del Este), Estados Unidos (Orlando y New Jersey), Barcelona y Roma. Además, suman 20.000 pedidos de franquicias de 50 países. Como tienen planes ambiciosos, en breve inaugurarán la planta de helados artesanales más moderna del mundo.

La marca Lucciano’s genera una magia especial, no sólo por la calidad de sus helados artesanales, sino también por la variedad y originalidad de sus productos como los famosos “icepops” y el diseño y decoración de sus locales. “Queremos llamar la atención, que entrar a un local sea una experiencia, que les guste ir y sacarse fotos, que todo sea instagrameable. Llegamos a cambiar todo lo conocido en materia de heladerias”, explicó Christian Otero, su padre Daniel fue el creador de la marca que hoy hace furor entre grandes y chicos.

Este año, Lucciano’s abrió locales en Parque Leloir, Ituzaingó; Mar de las Pampas y Posadas, Misiones. En el exterior abrió Punta del Este, Barcelona y Roma. “Nuestros planes son abrir este año: 10 locales más en Argentina en el segundo semestre, dos locales en Miami, uno en Orlando y otro en Málaga. Cerraremos el año con la apertura de 20 locales“, explicó Otero, responsable de la cadena.

Los pedidos de franquicias batieron todos los récords, tienen 20.000 solicitudes de 50 países hasta de la India. El desafío es importante. “Montamos una planta que nos dimos cuenta que nos iba a quedar chica, empezamos a franquiciar y estamos construyendo una planta nueva de 8.000 metros cuadrados, será la planta más moderna de helados artesanales del mundo y estará en Mar del Plata. La idea es que sea planta abierta para que el público pueda visitarla”, dijo el responsable de Lucciano’s.

Los dueños de Lucciano's
Los Otero, Daniel y sus hijos Franco y Christian, exportan sus helados al mundo

La planta actual tiene 2.500 metros cuadrados, pero desde hace un año comenzaron la construcción de la nueva planta. “Invertimos más de 500 millones de pesos y esperamos inaugurarla en Septiembre”, adelantó a BAE Negocios. Todo marcha viento en popa y seguramente implicará la incorporación de más trabajadores al plantel de la marca marplatense que ya da trabajo a 200 personas y suma 300 más en forma indirecta.

En Argentina, Lucciano’s ofrece 36 sabores a $1.900 el kilo y en Europa sólo 24 gustos a 26 euros. “Para poder abastecer el mercado, quintuplicaremos la capacidad de producción de nuestra planta actual”, acotó el dueño de la cadena.

Franquicias de heladerías Lucciano’s

En Argentina tienen 35 locales franquiciados y en el exterior, los dos de Uruguay y el de New Jersey. Para ser un franquiciado hay que cumplir algunos requisitos: “Queremos franquiciados que muestren pasión por la marca, necesitamos saber que la van a cuidar más o igual que nosotros. Si tienen alguna experiencia empresarial en gastronomía mejor, sino los formamos. Para sumarse a nuestra familia deben mostrar mucha pasión. Lo que buscamos son locales de no menos de 100 metros cuadrados”.

Lucciano’s no cobra regalías, el fee es muy bajo, no llega al 1% de la venta. “Nuestra utilidad es la venta del producto. Hacemos mucho foco en la decoración y el equipamiento que es importado. Depende el estado en el que encuentren el local, se puede tener una franquicia con una inversión de 15 millones de pesos. Lo ideal es recuperarla entre los primeros 18 y 24 meses”, explicó a BAE Negocios.

FUENTE : BAE NEGOCIOS

Continue Reading

Economia

EL GOBIERNO DE MADURO LE DEBE USD 1,3 MILLONES A AEROLÍNEAS ARGENTINAS POR LA DEUDA DE CONVIASA, LA LÍNEA ESTATAL VENEZOLANA

Published

on

Se trata de la compañía cuya filial, Emtrasur, es la dueña del avión venezolano-iraní retenido en Ezeiza, bajo investigación de la Justicia argentina. La deuda es por la operación conjunta de rutas por una década

La aerolínea estatal venezolana, dueña del misterioso avión varado en Ezeiza que investiga la justicia argentina, le debe USD 1,3 millones a Aerolíneas Argentinas, informaron fuentes de la compañía a Infobae. El Consorcio Venezolano de Industrias Aeronáuticas y Servicios Aéreos (Conviasa), que maneja a su filial de carga Empresa de Transporte del Sur SA (Emtrasur), mantuvo durante diez años un acuerdo de código compartido con la línea aérea, que finalmente fue suspendido en 2019, justamente por el incumplimiento de pago de la deuda acumulada por la operación de destinos en conjunto.

Conviasa, a través de Emtrasur, es la dueña del Boeing 747-300 que está retenido en Argentina con una tripulación de 14 venezolanos y cinco iraníes, todos con prohibición de dejar el país por ahora. El acuerdo entre la línea aérea venezolana y Aerolíneas Argentinas se firmó en 2009, en el apogeo de las relaciones entre el kirchnerismo y el chavismo.

El convenio de código compartido fue inicialmente firmado en marzo de ese año por el entonces titular de Aerolíneas Argentinas, Julio Alak, y su par venezolana Noris Negrón Rangel, según documentos oficiales que revisó Infobae. El objetivo oficial era “estrechar vínculos de cooperación” entre ambos países, por eso se acordó la operación conjunta de las rutas Caracas-Buenos Aires-Caracas. Meses más tarde, en ocasión de la visita de Hugo a Chávez en diciembre de 2009 durante el mandato de Cristina Kirchner, se refrendó el Acuerdo Bilateral de Transporte Aerocomercial entre Argentina y Venezuela, y se incluyó la operatoria conjunta de otros destinos en Latinoamérica, el Caribe, Miami, Nueva York, Los Angeles, Sudáfrica y Australia, a los que volaba cada una de las empresas en sus propias rutas.

La entonces embajadora argentina en Venezuela Alicia Castro celebró que “no existiera obstáculo para que ambas aerolíneas de bandera compartieran los beneficios de ese negocio, lo cual permitiría competir en mejores condiciones con las aerolíneas privadas extranjeras”. El acuerdo fue exclusivo para las dos aerolíneas estatales, y excluyó a otras compañías privadas como la argentina Andes o la venezolana Estelar Latinoamericana, que buscaban volar a destinos de ambos países, y solo pudieron hacerlo con vuelos no regulares.

El fallecido presidente venezolano Hugo Chavez y la entonces mandataria Cristina Kirchner (EFE)El fallecido presidente venezolano Hugo Chavez y la entonces mandataria Cristina Kirchner (EFE)

El acuerdo duró formalmente casi una década, pero le generó una deuda de USD 1,3 millones a Aerolíneas Argentinas. Por ese motivo, el entonces presidente de la aerolínea Mario Dell’Acqua suspendió el acuerdo en agosto de 2019. “Hubo incumplimiento por parte de Conviasa y lo anulamos”, le dijo un ejecutivo de la época de Cambiemos a Infobae, quien afirmó recordar que no le habían condonado deuda. Pero los últimos vuelos entre Buenos Aires y Caracas ya habían tenido lugar dos años antes: Conviasa operó esa ruta hasta mayo de 2017 y Aerolíneas Argentinas, hasta julio de ese año.

Desde la actual gestión de Aerolíneas Argentina aseguraron que “la deuda nunca se pudo cobrar”, casi tres años después de haber suspendido el acuerdo entre las compañías. Si bien informaron que hubo reclamos, aún así todavía no recibieron los pagos pendientes.

¿Qué es un acuerdo de código compartido? Es un convenio que une las operaciones de dos líneas aéreas con la compra de un solo pasaje para hacer un vuelo con escalas, con un único check-in y despacho de equipaje al destino final. Por ejemplo, si un venezolano quería visitar Córdoba podía comprar un ticket de Conviasa hasta Buenos Aires y la escala interna la operaba Aerolíneas Argentinas. Aerolíneas tiene códigos compartidos con nueve líneas, como Air France, KLM o Delta, entre otras, según la información que figura en su sitio web.

Conviasa, en cambio, sólo mantiene un convenio similar con Syrian Air y está en negociación con Iraqi Airways. Esto se debe en gran parte a que la aerolínea venzolaba quedó en jaque después de que la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC) del Departamento del Tesoro de Estados Unidos emitiera en 2019 una sanción bajo la acusación de que el chavismo fomentaba el terrorismo a través de la actividad de esta línea aérea. La impugnación desde la Casa Blanca todavía le supone a la aerolínea venezolana dolores de cabeza, como el Boeing 747-300 varado en en Ezeiza desde el 8 de junio ante la negativa de las petroleras de cargarle combustible por temor a caer bajo las sanciones de Estados Unidos.

Los aviones de Conviasa no visitan Nueva York ni otros destinos frecuentes para el traslado turístico de pasajeros a nivel mundial, pero la línea aérea venezolana logró abrirse camino los aliados políticos del chavismo. Uno de sus últimos anuncios, realizado en octubre del año pasado que aumentaba la frecuencia de sus vuelos Caracas-Moscú. Pero hay otros destinos prioritarios para esta aerolínea chavista como la ruta que une la capital venezolana con Teherán.

Publicidad de hace un mes y medio de Conviasa en sus redesPublicidad de hace un mes y medio de Conviasa en sus redes

Reactivación con fines geopolíticos

A contramano de la tendencia mundial, Conviasa fue una de las pocas líneas aéreas que creció durante la pandemia, un período de restricciones migratorias que ocasionó la quiebra de importantes compañías del sector. La inyección de fondos desde el gobierno de Venezuela explican el fenómeno que le sirvió a Nicolás Maduro para fortalecer relaciones comerciales y diplomáticas con aliados estratégicos como Irán, Rusia, Bielorrusia o Serbia.

Tras años de abandono, el gobierno venezolano decidió reactivar Conviasa en los últimos dos años para intentar suplir los problemas aéreos que sufre Venezuela. Maduro dificultó el trabajo de Copa Airlines, su principal competencia, lo que motivó un crecimiento del 85% de los vuelos de la línea oficial en 2020, un año trágico para toda la industria por los parates impuestos a nivel global desde que comenzó la pandemia.

Los números oficiales de Conviasa, que hizo público la gestión del ex ministro Ramón Velásquez, no muestran sin embargo sus informes financieros así como tampoco otros datos clave como la venta de tickets, sus ingresos, su presupuesto y la capacidad de vuelo, entre otros.

En este contexto de supuesta expansión, la línea aérea venezolana inauguró nuevas rutas y adquirió nuevas aeronaves, como el Boeing 747-300 que está varado en Argentina, a través de su nueva filial de carga Emtrasur, con el declamado objetivo de fomentar el rol exportador de la aerolínea. A pesar de su mejoría, la línea aérea venezolana no devolvió la deuda con Aerolíneas Argentinas.

 

 

 

 

 

noticiasxfn.com no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros

canalxfn.com no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros

caprica.org.ar no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros

 

Continue Reading

Economia

AUMENTARÁ EL PRECIO DEL GASOIL UN 12% EN TODO EL PAÍS DESDE ESTA NOCHE PARA TRATAR DE ENFRENTAR SU ESCASEZ

Published

on

Hay faltante del combustible para motores diesel en muchas provincias. Ayer, el Gobierno había autorizado incrementar la cantidad de “corte” con biodiesel

En el contexto de escasez de combustibles que afecta a muchas provincias argentinas, el Gobierno autorizó a las empresas petroleras a incrementar el precio del gasoil. La suba impactará exclusivamente en los combustibles diesel y alcanzará al 12% en promedio en todo el país.

El Gobierno había informado ayer que subirá la proporción obligatoria de biodiesel empleada en la mezcla con combustibles fósiles en busca de abastecer la mayor demanda local de gasoil, principalmente del sector agroexportador. De ese modo, se elevará un 50% el corte obligatorio para las pequeñas y medianas empresas, para llevarlo al 7,5%. Por otro lado, un decreto autorizó a todas las empresas proveedoras usar de forma transitoria y excepcional 5 puntos porcentuales adicionales de biodiésel en la mezcla con diésel, lo que llevaría la proporción de biodiésel al 12,5%.

Parte del aumento autorizado hoy por el Gobierno se vincula con esa decisión. Según explicó una fuente del sector petrolero, el incremento total del 12% se compone de un 7% relacionado con el traslado al precio de la mayor proporción de biodiesel y otro 5% de una actualización de los valores.

“Los precios de los combustibles en la Argentina vienen con un enorme retraso frente a los precios de los combustibles en la región y en el mundo. Pero también frente a los aumentos que la Secretaría de Energía viene disponiendo para los biocombustibles en los últimos años”, agregó.

La fuente ejemplificó ante Infobae la diferencia en la evolución de ambos precios, que muestran que el biodiesel aumentó más que el doble en relación con el gasoil. Entre el 1 de enero de 2019 y el 1 de junio pasado, en un plazo de dos años y medio, el biodiesel aumentó un 555%. La tonelada pasó a costar desde $28.341 a 185.785 pesos. En el mismo período, el gasoil aumentó solamente un 228%: el litro subió de $34,84 a $114,40, tomando como referencia el precio de YPF para la Ciudad de Buenos Aires.

Las principales empresas refinadoras de combustible, YPF, Raizen (licenciataria de Shell), Pan American Energy (PAE) y Trafigura señalaron hoy en un comunicado conjunto que están profundizando “sus esfuerzos para contribuir a paliar la situación actual”. En ese sentido, destacaron que históricamente la Argentina importa gasoil para cubrir una parte de la demanda.

“Las empresas refinadoras incrementaron las importaciones necesarias comparado con niveles pre-pandemia, realizando sus máximos esfuerzos para garantizar el abastecimiento. Frente a una inusitada demanda – agravada por la actual coyuntura energética mundial – el abastecimiento en algunas zonas del país se vio afectado debido a desequilibrios en los precios” expresaron las empresas.

En este sentido, las refinadoras manifestaron su apoyo a la decisión del gobierno de aumentar el corte obligatorio del biodiesel en el gasoil. “Frente a este escenario, cada compañía, de acuerdo a su política comercial y en función de sus particularidades logísticas, adoptará las medidas que considere más convenientes para paliar desequilibrios en la demanda”, agregaron.

“La industria apoya la decisión del gobierno nacional de desgravar la carga fiscal del impuesto a los combustibles líquidos sobre el gasoil importado, permitiendo así aliviar la presión sobre los costos de importación. El sector continuará articulando las acciones necesarias para garantizar el suministro del combustible”, concluyó el comunicado de las refinadoras.

fuente : INFOBAE

 

noticiasxfn.com no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros

canalxfn.com no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros

caprica.org.ar no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros

 

Continue Reading

Más Vistas