Connect with us

Politica

La disputa por las PASO: un nuevo parche electoral más atado a la interna oficialista que a la pandemia

Avatar

Published

on

El Presidente busca cerrar el frente doméstico y hasta se baraja una virtual ley de lemas para acomodar los intereses en juego. El kirchnerismo duro apuesta a las primarias y los gobernadores, a suspenderlas. La pulseada con Juntos por el Cambio está en segundo plano.

FOTO : Vacunas y economía, en el cálculo político Rodolfo Suárez, Gerardo Morales, Gustavo Valdés, Alberto Fernández y Eduardo de Pedro

Suspender, postergar o transformar la ley en otra cosa. Esas son las opciones que maneja el oficialismo frente al primer desafío que anota el cronograma electoral: las PASO. La mayoría de los gobernadores del PJ impulsan su suspensión por esta vez –¿única vez?-, una idea que acompañan otros jefes provinciales, incluidos dos opositores. El kirchnerismo duro, y en especial La Cámpora, quieren dar batalla en las primarias sobre todo en la disputa territorial. No cambió de parecer, más allá de los gestos para evitar una confrontación abierta y pública. Alberto Fernández abrió el juego, pero casi como mediador y no para liderar el reclamo de los mandatarios. Ese es otro costado central de esta pulseada.

El Presidente mantuvo el jueves un encuentro, difundido, con Sergio Massa, Máximo Kirchner, Santiago Cafiero y Eduardo Wado de Pedro para analizar perspectivas electorales, con eje en la alteración de los planes de vacunación contra el coronavirus y las proyecciones económicas, que hoy colocan en primer plano la preocupación por la escalada inflacionaria. Naturalmente, las PASO fueron parte central del análisis. Pesa el reclamo de los jefes provinciales. Por si acaso, en los días previos y sin ánimo de que pase inadvertido en el mundo político, Máximo Kirchner dio señales de su rechazo a tacharlas sin más del cronograma electoral.

En ese contexto, empezaron a ser analizadas alternativas a la suspensión. La primera sería postergar por un mes el calendario, es decir, correr las PASO de agosto a septiembre y las elecciones generales de octubre noviembre. Otra idea, con menos chances no sólo prácticas -es previsible un fuerte rechazo y no sólo de Juntos por el Cambio-, sería “unificar” las elecciones primarias y las generales en un solo domingo de octubre. Terminaría siendo una especie de ley de lemas o doble voto simultáneo, un engendro que apenas sobrevive en algún distrito y que jamás fue aplicada a nivel nacional.

La suspensión y en buena medida la postergación tienen un componente en común de cálculo político. Esa última opción podría hacer converger intereses internos o al menos amortiguarlos si la perspectiva covence. Se especula con que hacia el tercer trimestre la economía podría estar ofreciendo mejores indicadores, sobre todo si logra ser contenida la inflación, y la vacunación podría haber avanzado sólidamente. Ese al menos sería el análisis de escritorio.

A la vez, y aunque parezca contradictorio, el retraso y la incertidumbre con el plan de vacunación son utilizados para agitar la necesidad de postergar las PASO, una manera de poner sobre la mesa que para agosto se estaría aun lejos de haber logrado una aplicación masiva en todo el país. No resulta un argumento sólido volver sobre la idea de la concentración que representaría la votación en las escuelas y colegios. Pero ya en año electoral, parece mejor la variante sanitaria que la cuestión del costo económico.

El problema para reunir “consenso” y cambiar las reglas de juego no se presenta como un tema atado al rechazo opositor. Los dos gobernadores radicales que se pronunciaron por la suspensión, Gerardo Morales y Gustavo Valdés, ya dieron el mensaje a la interna: tienen posición difundida pero no jugarán al límite de una fisura en JxC. Dejarán que los bloques se muevan según la opinión mayoritaria, que por el momento es de rechazo a la movida oficialista. Además, lo poco que podría aportar cada uno de ellos no es significativo en el juego de Diputados.

Los dos mandatarios tienen situaciones diferentes y alguna alternativa. La más conocida: desenganchar los comicios provinciales de los nacionales, como ya hicieron sus colegas de Salta y Misiones. En el caso de Corrientes, se trata además de la elección de gobernador. Y todo indica que Valdés estaría aguardando la definición del cronograma nacional para correr su propia fecha. Los dos ya transmitieron sus posiciones en un encuentro a mitad de esta semana con Mario Negri, Ernesto Sanz y Maximiliano Abad, entre otros.

Gerardo Morales, gobernador radical que apoya la suspensión de las PASO pero no rompería en la internaGerardo Morales, gobernador radical que apoya la suspensión de las PASO pero no rompería en la interna

Abad es el titular del bloque de Diputados provinciales en La Plata. Y va a la pelea por la conducción de la UCR bonaerense. Es un dato, porque Juntos por el Cambio tiene capacidad de bloquear en la provincia la suspensión de las PASO locales, si el Frente de Todos intentara avanzar con el tema. Pesa en Diputados y exhibe la llave del Senado bonaerense.

Ese elemento también es jugado en la interna nacional del oficialismo. La traba en la provincia se suma a la posición similar de Horacio Rodríguez Larreta. Quienes argumentan en contra de la suspensión o al menos tienen mirada crítica, señalan que tendría poco sentido frenar las PASO nacionales si se hacen las primarias locales en dos gravitantes distritos del país.

De todos modos, la cuestión mayor es que el oficialismo no lograría hoy consenso propio para avanzar en el juego de los diputados nacionales, según los sondeos que manejarían las autoridades de la Cámara, encabezadas por Massa, y los gestos indisimulados de Máximo Kirchner. No resultaría sencillo sumar en estas condiciones a los aliados y otro puñado de legisladores que acompaña o vota en contra según el caso, empezando por los “lavagnistas” y los peronistas cordobeses.

El problema más destacado por ahora no es Juntos por el Cambio. Y en realidad, la cuestión de la ley electoral se suma a otras iniciativas que complican el panorama para volver a sesionar. Además de las PASO, la reforma de la Justicia Federal y las modificaciones a las reglas de juego para designar al jefe de los fiscales. A eso se agregó la falta de compromiso sobre la prórroga a la ley que beneficia la producción de biocombustibles, tema sobre el cual podría hacer anuncios el Presidente la semana que viene.

Si ese proyecto es incluido en el temario de sesiones extraordinarias, facilitaría el regreso a la actividad, porque cuenta con respaldo mayoritario. Fue aprobado en el Senado y luego recrudecieron las presiones de provincias y empresas petroleras. Por lo pronto, Diputados podría volver a sesionar el jueves próximo, pero sólo con temas de consenso, como la ley para la aprobación de endeudamiento externo.

Las PASO, por ahora, quedan atadas a la definición en la interna oficialista. El Presidente se colocó en lugar de mediador, cuando en rigor los gobernadores del PJ esperaban que lidere. Instaló a los jefes provinciales en la pulseada directa con el kirchnerismo duro. No se trataría del proyecto presidencial, sino de un conglomerado que debe lidiar con otro sector poderoso, alineado con Cristina Fernández de Kirchner, en la disputa del poder territorial. En cualquier caso, el resultado podría ser un nuevo parche electoral.

 

autor
FUENTE: INFOBAE

Politica

Desde México, Alberto Fernández defendió a los vacunados VIP y apuntó contra la oposición y la Justicia que investiga el caso

Avatar

Published

on

Al lado de López Obrador, el Presidente cerró filas adentro del Frente de Todos y cuestionó a Juntos por el Cambio y los fiscales federales que llevan el caso

Enviado especial a México). Alberto Fernández no estaba satisfecho con la defensa del oficialismo frente al caso de los vacunados VIP y diseñó una ofensiva política que ejecutaría durante la conferencia de prensa protagonizada por su anfitrión Andrés Manuel López Obrador (AMLO). En un mismo movimiento mediático, el Presidente deseaba separar a los vacunados posibles de defender y con el silencio condenar a los amigos, familiares y conocidos que se aplicaron la Sputnik V por obra y gracia de Ginés González García.

En este contexto binario, donde en ningún momento reconoció el error de no informar qué funcionarios necesarios se habían vacunado legalmente, Alberto Fernández arremetió contra la oposición política y la Justicia federal que investiga este probable caso de corrupción pública.

“Cuando tomé nota de lo que había pasado, reaccioné y perdí a un ministro en cuyo ministerio pasaron estas cosas, bajo su dependencia. He leído que han hecho una denuncia. El hecho ya es lo suficientemente grave como para que un ministro de la talla de Ginés (González García) haya tenido que renunciar. Les pido a los fiscales y a los jueces que terminen con las payasadas”, dijo el Presidente en la conferencia de prensa.

Asimismo, Alberto Fernández apeló a su conocimiento del derecho positivo para afirmar que las denuncias no prosperarían porque no hay un tipo penal vigente que castigue la conducta de una persona que se “adelante en la fila” para obtener la Sputnik V.

Sin embargo, el Código Penal en su artículo 174 (inciso 5) hace referencia al “que cometiere fraude en perjuicio de alguna administración pública”, un norma jurídica que contradice el concepto político de “payasada” y que habilita la posibilidad de investigar la presunta existencia del vacunatorio VIP y el uso que hizo Horacio Verbitsky por recomendación de “su amigo Ginés”.

González García, cuando era ministro de Salud, decidió entregar vacunas a un empresario marplatense y su familia porque lo conoce desde hace décadas. Y para la misma época avaló que un equipo de su ministerio viajara hasta la casa de Eduardo Duhalde para que lo vacunara in situ.

A esta conducta reprochable, y sujeta a la investigación judicial, se debe agregar la actuación en las sombras de Lisandro Bonelli –sobrino de González García– que invitó a sus amigos de Buenos Aires a aplicarse la Sputnik, pese a que no corrían ningún riesgo de muerte ni pertenecían a la categoría de “trabajadores esenciales”.

Alberto Fernández en conferencia de prensa en México

Cuando terminó de cuestionar a la Justicia, el jefe de Estado avanzó contra Juntos por el Cambio. “Hubo una campaña despiadada de la oposición, desatada para hacerles sentir a los argentinos que la Sputnik V era veneno. Ahora los que me denunciaron me piden que les dé veneno a ellos y que consiga más veneno. Quisiera que la Argentina funcione de otro modo”, opinó Alberto Fernández.

Y remató: “Cuando el ARA San Juan se hundió, nadie le pidió la renuncia a nadie. Cuando ocurrió el desfalco de la deuda, nadie le pidió la renuncia a nadie. Una vez pido que tengamos honestidad intelectual. Con mi conducta di cuenta de lo que debíamos hacer”.

Alberto Fernández considera que puede ganar los comicios en 2021 –y soñar con su reelección en 2023–, si el plan de vacunación funciona y la crisis de los vacunados VIP queda encapsulada y con mínimo impacto en la campaña proselitista. Una estrategia electoral que depende de muchísimos factores vinculados a su imagen pública y a la actuación de la Justicia federal.

En este contexto, aplicando un juego de suma cero, el Presidente aprovechó la conferencia de prensa para defender su posición sobre el affaire de las vacunas y cuestionar a la administración de Mauricio Macri. Alberto Fernández puede probar que no sabía de los casos irregulares empujados por González y su sobrino Bonelli, pero el juicio definitivo ocurrirá cuando se sumen los votos en octubre.

Alberto Fernández y Andrés Manuel López Obrador durante su encuentro en el Palacio Nacional de MéxicoAlberto Fernández y Andrés Manuel López Obrador durante su encuentro en el Palacio Nacional de México

Al margen de sus críticas a la Justicia federal, los medios de comunicación y la oposición, Alberto Fernández hizo un gesto político que fue elogiado en el Frente de Todos y adentro del propio gobierno nacional. El Presidente aseguró que Eduardo Valdes y Jorge Taiana, dos legisladores que se aplicaron la Sputnik V, no habían cometido ningún error público.

Esta opinión contradice su decisión de excluirlos de la gira por México. Si no hubo error público, entonces por qué Taiana y Valdes no viajaron en la delegación oficial que regresa mañana a Buenos Aires. Taiana y Valdes, dos expertos políticos que conocen todas las reglas del juego, agradecieron la mención positiva a Alberto Fernández, que ya los perdonó.

Junto a la reivindicación de Valdes y Taiana, el Presidente defendió sin dudar a Martín Guzmán, que se aplicó la vacuna –con su staff más cercano– para poder viajar alrededor del mundo y esquivar un eventual caso de COVID-19.

Guzmán y su equipo negocian con el Fondo Monetario Internacional (FMI), y la aplicación de la vacuna –ocurrida el 29 de enero– fue una decisión que tomó Carla Vizzotti con el respaldo de Alberto Fernández. Guzmán anoche estaba de pésimo humor y solicitó un respaldo público que hoy consiguió del mismísimo jefe de Estado.

El malhumor del ministro de Economía no sólo estaba vinculado a los cuestionamientos que recibía por aparecer en la lista de vacunados VIP del Hospital Posadas. Sucede que un familiar directo estaba viendo un programa de televisión abierta, y un periodista había desollado a Guzmán porque se había aplicado la Sputnik sin tener la edad o los antecedentes correspondientes.

Hace tres horas, Guzmán apareció en el lobby del hotel Intercontinental para recibir a Carlos Slim, un poderoso empresario mexicano con importantes inversiones en la Argentina. El ministro ya había recuperado la sonrisa, y su mamá también.

 

autor

Continue Reading

Politica

El sobrino de Ginés también digitaba la lista del vacunatorio VIP: sumó a familiares y amigos de San Nicolás

Avatar

Published

on

El sobrino de Ginés también digitaba la lista del vacunatorio VIP: sumó a familiares y amigos de San Nicolás

FOTO : Maximiliano Luna

Lisandro Bonelli era el jefe de Gabinete de Ginés González García y manejaba a dedo el listado de vacunados VIP. Infobae accedió a registros oficiales que demuestran que el funcionario se vacunó con las dos dosis de la Sputnik V, pero además logró que varios de sus allegados, todos oriundos de la ciudad de San Nicolás, recibieron la vacuna rusa. En ese grupo selecto figuran Martín Sabignoso, a cargo de la Secretaría de Equidad del Ministerio, Facundo Dinoto y Marcelo Guille. En San Nicolás se los conoce como el “Grupo Regatas” porque frecuentaban el club que lleva ese nombre.

Según los registros a los que accedió este medio del Sistema Integrado de Información Sanitaria Argentino (SISA), Bonelli se vacunó con la primera dosis el 11 de enero y el 2 de febrero recibió la segunda. El sobrino de Ginés ya tendría previsto volver a la Cámara de Diputados provincial, ya que había accedido a una banca por el Frente Renovador y luego pidió licencia.

Martín Horacio Sabignoso (44), a cargo de la Secretaría de Equidad en Salud y también oriundo de San Nicolás, se vacunó el 13 de enero y el 12 de febrero. Al igual que Bonelli, figura como “Personal de Salud”. “Fue Director Nacional del Plan Nacer – Programa Sumar del Ministerio de Salud de la Nación (2008-2015) y lideró el desarrollo de la Red Federal de Cardiopatías Congénitas de la Argentina. Fue director de la Especialización de Comunicación en Salud de la Facultad de Periodismo y Comunicación Social de la UNLP”, figura entre sus antecedentes. Los datos aparecen en el organigrama del Ministerio de Salud, donde todavía figura Ginés como ministro.

Bonelli le dio me gusta a una foto de Marcelo Guille junto a su padre Bonelli le dio me gusta a una foto de Marcelo Guille junto a su padre

Otros dos allegados a Bonelli que se vacunaron y son empleados del Ministerio de Salud son Facundo Martín Dinoto Marcelo Guille, alias “El Cubano”. El primero recibió las dos dosis: el 7 de enero y el 2 de febrero. En cambio, Guille aparece en los registros solo con la primera dosis (13 de enero).

Marcelo Ariel Guille, de 43 años, es hijo de Félix Guille (71), una de las personas que aparecen en el primer listado de vacunados VIP que reveló el diario Clarín el viernes pasado. Llamativamente, en uno de los primeros comunicados oficiales de la pandemia, figuraba como “experto” en Salud. “El padre de Marcelo se vacunó en Buenos Aires porque estaba haciendo un tratamiento; si no, se hubiera vacunado en San Nicolás”, explicó un allegado.

Dinoto (44) es oriundo de San Nicolás y había recalado en el ministerio de la mano de Bonelli, aunque en los registros comerciales figura como ex empleado de la Legislatura bonaerense.

La lista de allegados de Bonelli no sorprende. En el ministerio admiten que prometía la vacuna incluso a personas que no trabajaban con él. “Les decía que se anoten en el Registro y después les conseguía un lugar privilegiado”, contó alguien que escuchó esa promesa.

infobae-image

El escándalo del llamado “vacunatorio vip” dejó al descubierto el caso de allegados del Gobierno que recibieron la Sputnik V en la sede del Ministerio de Salud, a pesar de que no les correspondía hacerlo de esa manera según el cronograma establecido por las propias autoridades nacionales. La polémica fue tan grande que derivó en la renuncia de Ginés González García, quien fue reemplazado en el cargo por quien era su número dos en esta cartera, Carla Vizzotti.

La flamante ministra se reunió esta mañana con el jefe de Gabinete Santiago Cafiero en la Casa Rosada y luego anunció que esta tarde se conocerá el listado completo de todos los turnos que se otorgaron en el Hospital Posadas. Además dijo que se abrió un sumario interno en el ministerio, al margen de las denuncias que ya tramitan en la Justicia.

Esta mañana, en tanto, trascendió que el procurador del Tesoro, Carlos Zannini, también se dio la primera dosis de la vacuna Sputnik V contra el coronavirus. El dirigente, de 66 años, cercano a la vicepresidenta Cristina Kirchner, se inoculó el pasado 22 de enero y fue anotado como personal de salud.

autor

Continue Reading

Politica

El Poder Judicial en alerta por la resolución de Raverta

Avatar

Published

on

La Asociación de Magistrados y Funcionarios de la Justicia Nacional expresó su preocupación por la exigencia de la ANSES que fija renuncias previas al régimen jubilatorio. Temor por una escalada.

El presidente de la Asociación de Magistrados y Funcionarios de la Justicia Nacional,  Marcelo Gallo Tagle, si bien aclaró que aún no hay nada decidido, se está analizando la posibilidad de  que “cada juez en nombre propio podría presentar un amparo o la agrupación en modo representativo presentar en el fuero contencioso administrativo una acción declarativa de certeza para entender, legalmente, el alcance de la medida” de la ANSeS, que reclamó de manera formal que más de 200 jueces definan si se jubilan o no.

Hace casi un año, el Gobierno de Alberto Fernández puso en marcha, sorpresivamente, un cambio en el régimen de jubilaciones para el ámbito judicial, aumentando el aporte de los magistrados al régimen jubilatorio y fijando en 65 años la edad de los hombres para jubilarse. La decisión implicó además que las jubilaciones pasara a pagarlas la ANSeS y no se tramitaran vía el Consejo de la Magistratura, como hasta ahora. Eso generó mucho malestar en los tribunales.

Entre los afectados por la medida se encuentran los nombres de magistrados de Comodoro Py que están en la lista negra del kirchnerismo como Martín Irurzun o Leopoldo Bruglia, los fiscales Carlos Stornelli y Raúl Pleé o los camaristas de Casación Eduardo Riggi, Liliana Catucchi o Guillermo Yacobucci. Incluso, el procurador interino Eduardo Casal. Tal vez por ello Gallo Tagle sostiene que lo que llama la atención es la forma “provocativa” en que está redactada la resolución, sumado a que interpretaciones periodísticas lo traducen como una nueva embestida al Poder Judicial.

El titular de la AMFJN planteó además que “esta norma dispone algo inédito que no ocurre en ningún otro régimen jubilatorio del país: que un juez tenga que renunciar para obtener su beneficio jubilatorio”. Todo esto genera incertidumbre entre muchos magistrados que interpretan que existe un avasallamiento a beneficios concedidos y por eso hay un estado de alerta”, advirtió.

En la Justicia, desde diciembre, hay una causa judicial que busca que se dicte la inconstitucionalidad del nuevo régimen de jubilaciones y ahora podría agregarse otra en la que puntualmente se atacara la resolución firmada por la titular de la ANSES Fernanda Raverta.

Por ahora, el Poder Judicial se encuentra en estado deliberativo y dispuesto a abroquelarse frente a lo que considera un avance indisimulado del Ejecutivo para lograr, por fin, dominarlo y ponerlo al servicio del gobierno y de quienes enfrentan causas por hechos de corrupción.

Continue Reading

Más Vistas