Connect with us

Politica

Pauta oficial: radiografía de una distribución discrecional y electoralista

Published

on

Un relevamiento de la inversión entre 2016 y 2019 da cuenta de una estrategia política común. El Grupo Clarín es el más beneficiado y CABA el distrito que más gastó por habitante

Por Agustin Espada y Santiago Marino – @AgustinEspada y @SantiagoMarino


Entre 2016 y 2019 las cuatro jurisdicciones más grandes del país invirtieron más de 45 mil millones de pesos en concepto de publicidad oficial, lo que representó alrededor de un 20% del mercado publicitario argentino. El dato muestra la injerencia estatal tanto en la economía, como en el desarrollo del sistema de medios argentino. Un análisis de su distribución da cuenta de su utilización electoralista, propagandística y discrecional para premiar a los grandes medios que también dice mucho (¿o todo?) sobre la estrecha relación que une los devenires de los gobiernos y de las empresas mediáticas. A continuación los detalles de una delicada relación que pone en riesgo la libertad de expresión.La pauta oficial es un recurso central para el funcionamiento del sistema. Su gestión habilita discusiones políticas pero también sobre dinero, en un contexto de crisis en los medios tradicionales. Los datos de su administración en el país permiten identificar lógicas de gestión compartidas más allá del color político, el tamaño de las “cajas” y las jurisdicciones.Las inversiones en publicidad de actos de gobierno de la administración nacional (bajo la presidencia de Mauricio Macri), de la Jefatura de Gobierno de CABA (Horacio Rodríguez Larreta) y de las gobernaciones de Buenos Aires (María Eugenia Vidal), Córdoba (Juan Schiaretti) y Santa Fe (Miguel Lifschitz) son las que, sumadas, muestran un gasto promedio de $11.400 millones por año. Todo calculado en pesos constantes, es decir, equiparando los valores en pesos tomando en cuenta los índices de inflación (del INDEC y del IPC Congreso) de los distintos años.

De las cinco jurisdicciones, la Nación fue la que más redujo el gasto: pasó de $6,3 millones en 2016 a los $3,5 millones en 2016, casi 47% menos. Córdoba fue la que más creció: pasó de menos de un millón en 2016 a $1,77 millones en 2019, con un crecimiento del 87%. La gestión de CABA fue la que más dinero invirtió por habitante: $712 de promedio por año, casi el doble que Córdoba, segunda en ese ránking.

Macri y Vidal condujeron los gobiernos que más publicidad contrataron en estos cuatro años. Aunque si se mira el porcentaje que representa el ítem “publicidad oficial” en el total del gasto presupuestario la perspectiva cambia. Córdoba (0,8%), CABA (0,4%), Buenos Aires (0,3%) y Santa Fe (0,27%) superan por mucho a la Nación, donde apenas suma el 0,06% del total del gasto público.
La publicidad oficial es un tema que ocupa la agenda de los medios de comunicación. Es la cuestión más enfocada de las políticas de comunicación y las más fácil de debatir, porque la discusión es sobre plata. Claro que cada medio lo expone de acuerdo a si la distribución lo beneficia o perjudica. Es un movimiento casi intuitivo que respeta el dicho popular: “el que no llora, no mama”.

El dinero con el que los distintos gobiernos contratan espacios en medios -que sirven tanto para difundir actividades como para hacer lisa y llanamente propaganda política, según el caso- es cada vez más importante en la economía del sistema mediático. Y aquí se combina la falta de regulación integral, la carencia de criterios claros que guíen las decisiones y el uso del recurso como lubricante de la relación entre los gobiernos y las empresas u organizaciones que gestionan medios. Así se explica, por ejemplo, que mientras los anunciantes privados eligen cada vez más las plataformas digitales, y atienden así los cambios en los comportamientos de las audiencias, los gobiernos pautan en medios tradicionales como si nada hubiera cambiado.

El peso del dinero público sobre la economía de los medios de comunicación es determinante. Y los estándares internacionales definen que cuanto mayor es la incidencia de este recurso en el financiamiento, mayor es la vulnerabilidad y exposición del sistema. Como mostró el Monitoreo sobre la Propiedad de los Medios (MOM) en 2019 –informe elaborado por Reporteros Sin Fronteras y Tiempo Argentino- en nuestro país resulta riesgoso que la publicidad financiada con dinero del Estado represente una quinta parte del total pautado en medios ($219.000 millones a valores de 2019, según datos de la Cámara Argentina de Agencias de Medios y, en particular, de la Agencia Havas). Y mucho más cuando los destinos de estos fondos no se encuentran acordados bajo criterios preestablecidos mediante una ley.

El club del billón
Conocer quiénes y cuánto reciben y son beneficiados por la distribución de la publicidad oficial permite decir mucho sobre la economía del sistema de medios y la incidencia de la pauta en las finanzas de las empresas. Para completar el mapa es necesario que todos los gobiernos informen los destinos. En nuestro país, eso solo se puede saber en Nación, Santa Fe y CABA (sin 2019) y Córdoba (parcialmente). La gestión Vidal no informó lo suyo.

El Grupo Clarín es el más beneficiado de todos al facturar más de $6.824 millones (a pesos constantes de 2019) a los distintos gobiernos. Lo siguen VIACOM (dueño de la cadena de canales de Telefe) con $3.295 millones, el Grupo América con $1.942 millones, Indalo con $1.260 millones y Prisa-Albavisión que completa el club del billón de pesos con $1.002 millones. En un escalón medio se encuentran La Nación ($860 millones) y Cadena 3 ($811 millones). Bastante más lejos de esas cifras se encuentran Perfil ($345 millones), Octubre ($226 millones) e Infobae ($206 millones). Siempre al valor indicado del peso en 2019.

Clarín: el ganador con todos los gobiernos
Los medios del Grupo Clarín recuperaron el liderazgo de la pauta oficial en el período 2016-2019 gracias a la gestión de Cambiemos en el gobierno nacional. Y son los más pauta reciben de CABA y Córdoba también. La excepción es Santa Fe, donde el privilegiado es América, que en ese período contó con medios como La Capital, LT8 y el UNO.

Es significativo que Clarín esté al tope en casi todas las jurisdicciones. Quiere decir que sus medios reciben pauta sin relación a que produzcan contenidos en el lugar. En Córdoba, por ejemplo, lo que prima es el criterio de la masividad que también los tiene al frente.

La pauta oficial representó para Clarín al menos el 10,5% de su facturación en 2016, el 8% en 2017 y el 5,5% en 2018. Esto implica que el liderazgo estuvo acompañado de una reducción de la incidencia en sus ingresos globales. La diferencia entre 2016 y 2018 se explica, en parte, porque la pauta que recibió de Nación bajó un 65% aproximadamente. Esto se explica en la caída del gasto que mostró la gestión nacional, ya que las facturaciones del grupo no son tan diferentes entre esos años.

Los montos y porcentajes computados corresponden a todos los distritos que divulgaron información. Y no contemplan las unidades de Cablevisión, Fibertel y Personal, corazón del Grupo pero cuya modelo de negocios es otro.

¿Aquí se gasta mucho?
Los presupuestos de publicidad gubernamental no se invierten de la misma manera ni implican exactamente el mismo tipo de campaña que en Argentina, pero sí se puede tomar la inversión de los gobiernos centrales (nacionales) para contratar espacios publicitarios en medios para comparar. Por ejemplo, y a modo de referencia, el gobierno nacional de Mauricio Macri gastó en 2018 US$ 76 millones y en 2019 US$ 69.7 millones.

Ese monto es muy menor a los US$476 millones gastados por el gobierno de Enrique Peña Nieto en México durante 2018. De hecho, el nuevo gobierno de Andrés Manuel López Obrador puso entre sus objetivos reducir esos montos. En Ecuador, las cifras corresponden a 2017, año de transición entre Lenin Moreno y Rafael Correa, cuando el gasto fue de US$ 52 millones. Chile invirtió US$ 42 millones en 2018. En el mismo año, Martín Vizcarra en Perú gastó US$ 37 millones. Michel Temer en Brasil alcanzó los US$ 100 millones de inversión, Evo Morales en Bolivia utilizó US$ 75.1 millones. Por último, un dato europeo: en España en 2018 cuando Pedro Sánchez tomó el poder el gasto fue de US$ 23.7 millones.

La comparativa de gasto en publicidad por habitante de estos países muestra a Argentina en una línea media de US$ 1,7 por habitante en el año. Por encima se ubican Bolivia (US$ 6,7), México (US$ 3,8) y Chile (US$ 2,3). Por debajo se encuentran Perú (US$ 1,2), Ecuador (US$ 1), España (US$ 0,5) y Brasil (US$ 0,5).
Ilustración: Pablo Barruti
Gráficos: Agustín Espada
Fuente: Tiempo Argentino

Continue Reading

Politica

CLAUDIO LOZANO RENUNCIÓ AL BANCO NACIÓN Y CRITICÓ CON DUREZA A BATAKIS: “FUE UN PAPELÓN”

Published

on

El ahora exdirector de la entidad financiera se mostró molesto por su salida y apuntó contra la ex ministra, que asume la presidencia de la entidad.

En sus primeras horas como presidenta del Banco Nación, la ex ministra de economía Silvina Batakis se vio envuelta en una controvertida situación, como consecuencia de la resistencia de los integrantes del directorio a ceder sus lugares en la entidad. Claudio Lozano, hasta ayer director de la institución, cuestionó el procedimiento mediante el cual se efectuó su salida y brindó algunos detalles de la insólita situación. “Estoy preocupado porque Batakis fue un error en Economía y para compensarlo, se comete un segundo error, que es descabezar un Banco que recibimos vaciado y hoy pudo revertir esa situación”, indicó el economista, que es además líder del partido Unidad Popular, uno de los sellos que integran el Frente de Todos como alianza.

Tras su breve paso por el ministerio de Economía, Batakis fue nombrada titular del Banco Nación en reemplazo de Eduardo Hecker, quién será designado a su vez en el Banco Central. En su llegada, la ex ministra impulsó un rediseño en el directorio, exigiendo las renuncias de sus integrantes, algo que encontró focos de resistencia.

PUBLICIDAD

Luego de presentar su dimisión, el exdirector del Banco Nación, Claudio Lozano reconoció que le pidieron la renuncia pero “no hubo motivo, no argumentaron”, cuestionó. De hecho, indicó que recibió un llamado desde Casa Rosada: “Había una instrucción presidencial de pedir mi salida y la de otros directores”.

Silvina Batakis quiso echar a todo el directorio del Banco Nación. REUTERS/Agustin MarcarianSilvina Batakis quiso echar a todo el directorio del Banco Nación. REUTERS/Agustin Marcarian

Ante el contundente pedido, Lozano remarcó que aceptó, pero pidió que sea el Presidente, el jefe de Gabinete o el secretario general de la presidencia quién se lo confirmara. Es así que fue Julio Vitobello quién finalmente le informó la decisión vinculada a su salida.

Frente a los cambios ocurridos en las últimas horas en la institución, sostuvo que se trata de un “grado de ineptitud evidente”. De hecho, apuntó contra Batakis: “Pidió la renuncia a todo el mundo, cuando no tiene facultades para eso. Resultó poco entendible”.

El exdirector del Banco Nación dijo que desconoce si el pedido de renuncia a su persona estaba vinculado a sus opiniones sobre el futuro de la economí. “Creo que no se va Lozano sólo. Vamos a ver quiénes quedan en el directorio”, planteó en el programa Brotes Verdes.

De hecho, no dudó en mostrarse crítico al sostener que “la orientación del gobierno” lo ponía “cada vez más incómodo en relación a la gestión”. Con respecto a la llegada de Sergio Massa al ministerio de Economía, planteó que se da luego de dos meses “de carácter desestabilizadoras de parte del mercado o del poder económico en la Argentina”.

Por ende, consideró que “ha habido un cambio en el esquema institucional del gobierno que coloca en el centro a aquel actor político que tiene mejores vínculos con el poder económico local y con Estados Unidos”.

Así, ante los cambios dados en el gabinete, Lozano consideró que el accionar del gobierno “es un giro a la derecha”. Y explicó que el tener que “articular con cuadros orgánicos en el poder económico no se puede entender de otro modo. Ojalá sea para garantizar un tránsito”.

Finalmente, el economista avizoró un panorama poco alentador para el país debido a que “hay una demanda muy clara para una devaluación peligrosísima que todavía no se ha dado”. De hecho, consideró que el escenario actual de la Argentina implica que “va camino a un estancamiento de la inflación por enfrentamiento de la actividad. Batakis fue un papelón en economía y otro al asumir en el Banco, cerró de manera tajante contra la nueva titular de la entidad.

Finalmente, el Gobierno hizo oficial las renuncias de los tres directores del Banco Nación. Las mismas fueron confirmadas este miércoles por medio de los decretos 477/2022 y 476/2022 publicados en el Boletín Oficial.

FUENTE : INFOBAE

  noticiasxfn.com no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros

canalxfn.com no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros

caprica.org.ar no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros

 

Continue Reading

Politica

B DE VENGANZA: BATAKIS ECHÓ A TRES DIRECTORES DEL BANCO NACIÓN

Published

on

 

 

 

Gabriela Pepe

Gabriela Pepe

Acreditada en Casa Rosada. Periodista y abogada. Desde 2005 trabaja en medios gráficos nacionales, en radio y televisión.

FUENTE : LETRA P .COM. AR

noticiasxfn.com no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros

canalxfn.com no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros

caprica.org.ar no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros

 

 

Continue Reading

Politica

EL TODOTERRENO DE MANZUR PARA LA SILLA ELÉCTRICA QUE DEJÓ BASUALDO

Published

on

Es el hombre de consulta en temas energéticos del jefe de Gabinete, que coló un alfil en el equipo de Súper-Massa. Militancia, fútbol y segmentación.

TUCUMÁN (Corresponsalía Norte Grande) Cuando el domingo se moría, el superministro de Economía, Sergio Massa, a través de su cuenta en Twitter, el canal de comunicación que eligió para evitar mediaciones, anunció un fuerte giro en el área de Energía que, de ahora en más, pretende que esté alineada en un todo con su horizonte de gestión. La salteña Flavia Royón será secretaria de Energía y estará acompañada por el tucumano Santiago Yanotti como subsecretario de Energía Eléctrica, el cargo de Federico Basualdo, quien resistió durante meses los embates del exministro Martín Guzmán con la banca de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner. Tantos, que sobrevivió en el cargo al egresado de Columbia,

Yannoti llega a sus nuevas funciones con una mochila cargada de antecedentes que acreditan rodaje en áreas relacionadas con el mundo de la energía y de los servicios públicos en la última década. Desde que Juan Manzur asumió en la Jefatura de Gabinete de Ministros, fue el todoterreno del gobernador de Tucumán en uso de licencia para poner en marcha estrategias nacionales relacionadas con el consumo de energía, en un contexto de crisis mundial. Se conocieron durante una campaña electoral, cuando José Alperovich gobernaba la provincia .

Por entonces, el flamante subsecretario militaba en el peronismo de la ciudad de Yerba Buena y se convirtió en una persona de confianza de la entonces senadora nacional Beatriz Rojkés de Alperovich, con quien colaboró en el armado de la Red de Mujeres Solidarias, que se extendió a lo largo y a lo ancho del territorio tucumano como una estructura paralela al PJ. En ese tiempo, también nació la cercanía con el diputado nacional Mario Leito, que lleva 14 años como presidente del Club Atlético Tucumán, del que Yanotti es fanático. “Decano practicante”, se autodefine en su perfil de Twitter. El parlamentario encontró en el funcionario un hombre de consulta para sus proyectos relacionados con los servicios públicos.

Barra. Con Leito, Gonzalo Quilodrán (Enacom) y Jorge Neme, alter ego de Manzur

Yanotti tiene 37 años. Nació en enero de 1985 en Santa Fe y, siendo un niño, su familia se trasladó a Yerba Buena, al oeste de San Miguel de Tucumán, al pie de los cerros. Su padre y su madre, Marcelo y Viviana, coinciden en la abogacía y se radicaron en el norte argentino por cuestiones de trabajo. Tiene dos hermanos, Franco y Andrés, y una hermana, Inés. Santiago es el mayor.

Hizo la secundaria en el colegio privado Ángel María Boisdron, de la Fraternidad de Agrupaciones Santo Tomás de Aquino, de donde egresó con excelentes notas, según contó a Letra P un excompañero con el que se reúne a menudo. El deporte de su adolescencia y su juventud fue el rugby y llegó a ser capitán en la división mayor en el Jockey Club Rugby. Continúa vinculado a la institución y los fines de semana lleva allí, para que dé los primeros pasos en el mismo deporte, a su hijo mayor, de ocho años, de los tres que tiene junto a su esposa Florencia.

Un allegado que lo conoce desde la niñez plantea que Yanotti siempre fue “un distinto”. “A los cuatro años ya leía, escribía y jugaba al ajedrez”, contó. Por eso, a nadie extrañó su paso con boletines premium por la secundaria y que se recibiera sin contratiempos como abogado en la Universidad Nacional de Tucumán. Allí fue presidente del Centro de Estudiantes, consejero directivo de la Facultad de Derecho y luego consejero superior, mientras daba sus primeros pasos en la militancia en el peronismo.

Su entorno más cercano esperaba que siguiera con la tradición familiar. Su madre es jueza y su padre tiene un estudio importante. Sin embargo, la energía lo llevó para otro lado. Uno de sus primeros trabajos fue como empleado del Ente Provincial de Regulación de la Energía de Tucumán (EPRET). Cuando este se fusionó con el Ente Regulador del Servicio de Agua y Cloacas (Ersact), nació el Ente Único de Control y Regulación de los Servicios Públicos de Tucumán (Ersept) y Yanotti fue designado vocal del directorio, durante la gobernación de Alperovich. A poco de la asunción de Manzur en la Casa de Gobierno, pasó a ocupar el cargo de presidente del organismo.

 

 

Decano. Con el exsecretario Martínez y las camisetas de Atlético Tucumán

 

“Aun ocupando esos cargos no dejaba de ir a los barrios para estar en contacto con la gente. Hasta le sugirieron que debía parar un poco por su función. Fue inútil, igual se da tiempo para militar”, confesó una persona que lo conoció en una de las últimas campañas electorales.

Desde hace dos años está más tiempo en la Ciudad de Buenos Aires que en Tucumán. En noviembre de 2020 fue designado subsecretario de Coordinación Institucional de Energía de la Nación, cuando algunas voces del sector lo imaginaban en la silla de la secretaría que ocupó Darío Martínez, quien dejó su cargo en estos días. En junio del año pasado asumió la vicepresidencia de la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico (Cammesa) y en el tramo final de la gestión de Guzmán quedó a cargo, junto al también tucumano Gonzalo Soriano, de poner en marcha la política más discutida y demorada del gobierno de Todos: la segmentación tarifaria. Estos ascensos se explican por su rigor técnico y por la estrecha relación que tiene con Manzur, el sobreviviente jefe de Gabinete.

Una de las decisiones más importante en su paso por el ente de energía de Tucumán fue crear el sistema de Tarifa Social Eléctrica, que beneficia a 170.000 familias, un 34% de la población usuaria tucumana, que paga menos por ser parte de grupos familiares de bajos ingresos. En los hechos, es una segmentación tarifaria a escala local. Con las nuevas reglas que impuso Massa para morigerar el impacto de los subsidios en las arcas públicas, la aplicación del nuevo cuadro tarifario de la energía eléctrica del AMBA quedará ahora bajo su total responsabilidad. Una silla eléctrica de alta tensión que tal vez le altere los nervios todavía más que cuando mira los partidos de su querido Decano.

David Correa

Por David Correa

FUERNTE : LETRA P .COM.AR

noticiasxfn.com no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros

canalxfn.com no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros

caprica.org.ar no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros

 

 

Continue Reading

Más Vistas