Connect with us

Politica

Ruth Bader Ginsburg optimistic ‘over the long haul’ for US

Quis autem vel eum iure reprehenderit qui in ea voluptate velit esse quam nihil molestiae consequatur, vel illum qui.

Avatar

Published

on

Photo: Shutterstock

At vero eos et accusamus et iusto odio dignissimos ducimus qui blanditiis praesentium voluptatum deleniti atque corrupti quos dolores et quas molestias excepturi sint occaecati cupiditate non provident, similique sunt in culpa qui officia deserunt mollitia animi, id est laborum et dolorum fuga.

Quis autem vel eum iure reprehenderit qui in ea voluptate velit esse quam nihil molestiae consequatur, vel illum qui dolorem eum fugiat quo voluptas nulla pariatur.

Temporibus autem quibusdam et aut officiis debitis aut rerum necessitatibus saepe eveniet ut et voluptates repudiandae sint et molestiae non recusandae. Itaque earum rerum hic tenetur a sapiente delectus, ut aut reiciendis voluptatibus maiores alias consequatur aut perferendis doloribus asperiores repellat.

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut enim ad minim veniam, quis nostrud exercitation ullamco laboris nisi ut aliquip ex ea commodo consequat.

“Duis aute irure dolor in reprehenderit in voluptate velit esse cillum dolore eu fugiat”

Nemo enim ipsam voluptatem quia voluptas sit aspernatur aut odit aut fugit, sed quia consequuntur magni dolores eos qui ratione voluptatem sequi nesciunt.

Et harum quidem rerum facilis est et expedita distinctio. Nam libero tempore, cum soluta nobis est eligendi optio cumque nihil impedit quo minus id quod maxime placeat facere possimus, omnis voluptas assumenda est, omnis dolor repellendus.

Nulla pariatur. Excepteur sint occaecat cupidatat non proident, sunt in culpa qui officia deserunt mollit anim id est laborum.

Sed ut perspiciatis unde omnis iste natus error sit voluptatem accusantium doloremque laudantium, totam rem aperiam, eaque ipsa quae ab illo inventore veritatis et quasi architecto beatae vitae dicta sunt explicabo.

Neque porro quisquam est, qui dolorem ipsum quia dolor sit amet, consectetur, adipisci velit, sed quia non numquam eius modi tempora incidunt ut labore et dolore magnam aliquam quaerat voluptatem. Ut enim ad minima veniam, quis nostrum exercitationem ullam corporis suscipit laboriosam, nisi ut aliquid ex ea commodi consequatur.

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Politica

Dónde están y cuánto valen los terrenos que cedió el gobierno de Macri a la Ciudad de Buenos Aires

Avatar

Published

on

La mayoría de las escrituras contemplan espacios linderos al Paseo del Bajo, los viaductos de las líneas San Martín y Mitre y las Playas Ferroviarias de Palermo y Caballito. Desde el gobierno porteño aseguraron que el decreto de este lunes solo supone una revisión de cada caso

Algunas de las escrituras cuestionadas eran de inmuebles cedidos en las inmediaciones del Paseo del Bajo (Foto: GCBA)

Algunas de las escrituras cuestionadas eran de inmuebles cedidos en las inmediaciones del Paseo del Bajo (Foto: GCBA)

La mayoría de esos traspasos se firmaron entre el 19 de septiembre de 2019, poco después de las PASO, y el 10 de diciembre del mismo año, fecha en la que se produjo el cambio de mandato.

Ahora, ¿dónde se encuentran ubicados los terrenos cedidos por parte del Estado nacional al gobierno porteño y en cuánto fueron tasados?

De acuerdo con un informe presentado por las actuales autoridades de la Agencia de Administración de Bienes del Estado (AABE), se pusieron bajo revisión 31 escrituras que contemplaban el otorgamiento del control de cerca de 100 inmuebles a la Capital Federal.

Diez de las 31 escrituras fueron realizadas entre el 12 de septiembre y el 22 de noviembre de 2019, en el marco del convenio Paseo del Bajo (establecido el 23 de noviembre de 2018) y del decreto 87/2019 (del 29 de enero de 2019). Esa zona nueva, de sumo interés para el sector privado, fue tasada por referentes del mercado inmobiliario en 5.457.610.000 pesos (más de cinco mil millones de pesos).

En la zona del Paseo del Bajo, se destacan inmuebles ubicados en la avenida del Libertador

En la zona del Paseo del Bajo, se destacan inmuebles ubicados en la avenida del Libertador

El informe también refiere a:

La escritura 553 (5 de diciembre de 2019), realizada en el marco de los Convenios sobre Viaductos efectuado entre AABE y el Gobierno de la Ciudad en las fechas 17 de julio de 2017, 17 de octubre de 2017 y 13 de noviembre de 2019. Los predios en cuestión se ubican en las inmediaciones de las líneas de tren San Martín y Mitre. Esa escritura contempla la cesión de siete inmuebles y su valor de mercado asciende a 8.504.140.000 pesos.

La escritura 554 del 4 de diciembre de 2019, en la que se transfieren algunas parcelas de la Playa Palermo, en el marco del Convenio entre Playas Ferroviarias de Buenos Aires SA y el Gobierno porteño del 3 de julio de 2018. También se hizo en base al convenio de las Playas Palermo y Caballito, del 8 de noviembre de 2019 y al convenio específico de colaboración del 5 de octubre de 2018. Las parcelas fueron transferidas por “dación de pago” y la cotización de esa zona fue estimada en 12.987.338 dólares.

La escritura 555 del 5 de diciembre de 2019, en la que se transfirieron parcelas de la Playa Caballito en base al mismo convenio de la escritura 554 y en la que se contempla un valor total del terreno de 16.961.616 dólares.

El proyecto urbanístico de la Playa Ferroviaria Palermo también está incluido en algunas de las escrituras de la cesión de inmuebles

El proyecto urbanístico de la Playa Ferroviaria Palermo también está incluido en algunas de las escrituras de la cesión de inmuebles

Además, el informe puntualiza que existen otras 18 escrituras que no fueron especificadas y que registran la transferencia de bienes como comisarías de diferentes puntos de la ciudad, un predio de canchas de fútbol y locales comerciales en las inmediaciones de la estación de trenes Urquiza de la línea Mitreotro predio grande en la calle Crámer, cerca de la estación Colegiales, la prolongación de la calle Rondeau, un terreno lindero a la estación Sáenz, de la línea Belgrano Sur, cuarteles y una playa judicial. Hasta el momento, no se pudo establecer un parámetro del valor específico de cada uno de esos bienes en la actualidad.

Se estima que el valor total de los bienes, según los precios que se pudieron establecer, fue de 13.961.750.000 pesos y 29.948.954 dólares.

El decreto de urgencia 145/2020 firmado por Alberto Fernández y todo su gabinete consideró que las cesiones realizadas el año pasado “desnaturalizan la función asignada a la AABE e implica un desprendimiento de activos insustituibles que pertenecen al Estado Nacional”, además de privar la posibilidad de “obtener ofertas económicas superiores a la tasación oficial, lo que resulta asimismo desaconsejable desde el punto de vista financiero ya que, entre otros efectos negativos a los intereses del Estado, impide el devengamiento de los diversos pagos a medida que se producen los vencimientos de las hipotéticas obligaciones que se pretenden cancelar o aplicar mecanismos de puja pública a fin de obtener el mejor precio pretendido”.

Además, el Estado nacional calificó como algo “gravoso y reprochable” el hecho de que el Gobierno de Mauricio Macri haya firmado la medida el 28 de octubre de 2019, un día después de que perdiera las elecciones generales presidenciales en primera vuelta y que se quedara sin posibilidades de reelección.

Algunas decisiones fueron tomadas tan sobre la hora que, por ejemplo, los bajos del viaducto del ferrocarril San Martín fueron adjudicados al Gobierno de la Ciudad por 30 años el 9 de diciembre, precisamente un día antes de que Macri dejara su lugar en el mando presidencial.

La transferencia de inmuebles de la Playa Ferroviaria de Caballito también será investigada por el Gobierno nacional

La transferencia de inmuebles de la Playa Ferroviaria de Caballito también será investigada por el Gobierno nacional

Además, el gobierno actual también cuestionó que sus antecesores cedieron tierras de manera casi exclusiva a la Ciudad de Buenos Aires y no repitieron el modus operandi con otros inmuebles en las diferentes provincias del país.

“Encontramos una enorme discrecionalidad en una cantidad de inmuebles cedidos a la Ciudad de Buenos Aires” y subrayó que “esto comienza con un DNU firmado un día después de la derrota electoral: en los últimos tres meses del año pasado hubo una cesión de unos $15.800 millones, con una inclinación clara a favorecer a la Ciudad de Buenos Aires y una notoria voluntad de hacer rápido las transferencias”, declaró Martín Cosentino, titular de la AABE, en aquella oportunidad a Infobae.

Por su parte, desde el gobierno porteño por ahora evitan elevar la voz. Advirtieron que la medida del Estado nacional radica en una revisión de las transferencias y confían en que, mediante el diálogo, se podrá llegar a un acuerdo.

Los inmuebles transferidos -apuntan en la administración de Rodríguez Larreta- tienen causa en convenios originados con mucha anterioridad al tiempo que dicta el Régimen General de Responsabilidad Fiscal y que la disposición de los inmuebles fue autorizada en 2013, 2018 y enero de 2019.

Horacio Rodríguez Larreta y Mauricio Macri

Horacio Rodríguez Larreta y Mauricio Macri

Por otro lado, el Poder Ejecutivo emitió el lunes otro decreto (149/2020) en el que instruyó a la AABE a “revisar en un plazo no mayor a sesenta días, la legalidad de los procesos que derivaron en la disposición, cesión, enajenación, transferencia, desafectación, asignación en uso o dación en pago, de inmuebles del Estado Nacional a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires a través de cualquiera de sus organismos, entidades, sociedades del estado o con participación estatal mayoritaria, desde el 10 de diciembre de 2015 hasta el 10 de diciembre de 2019, a fin de que en caso de detectarse vicios que puedan implicar su nulidad así como eventuales hechos o actos ilícitos, se proceda a deslindar las correspondientes responsabilidades administrativas, civiles y/o penales”.

INFOBAE

Continue Reading

Politica

Pauta oficial: radiografía de una distribución discrecional y electoralista

Avatar

Published

on

Un relevamiento de la inversión entre 2016 y 2019 da cuenta de una estrategia política común. El Grupo Clarín es el más beneficiado y CABA el distrito que más gastó por habitante

Por Agustin Espada y Santiago Marino – @AgustinEspada y @SantiagoMarino


Entre 2016 y 2019 las cuatro jurisdicciones más grandes del país invirtieron más de 45 mil millones de pesos en concepto de publicidad oficial, lo que representó alrededor de un 20% del mercado publicitario argentino. El dato muestra la injerencia estatal tanto en la economía, como en el desarrollo del sistema de medios argentino. Un análisis de su distribución da cuenta de su utilización electoralista, propagandística y discrecional para premiar a los grandes medios que también dice mucho (¿o todo?) sobre la estrecha relación que une los devenires de los gobiernos y de las empresas mediáticas. A continuación los detalles de una delicada relación que pone en riesgo la libertad de expresión.La pauta oficial es un recurso central para el funcionamiento del sistema. Su gestión habilita discusiones políticas pero también sobre dinero, en un contexto de crisis en los medios tradicionales. Los datos de su administración en el país permiten identificar lógicas de gestión compartidas más allá del color político, el tamaño de las “cajas” y las jurisdicciones.Las inversiones en publicidad de actos de gobierno de la administración nacional (bajo la presidencia de Mauricio Macri), de la Jefatura de Gobierno de CABA (Horacio Rodríguez Larreta) y de las gobernaciones de Buenos Aires (María Eugenia Vidal), Córdoba (Juan Schiaretti) y Santa Fe (Miguel Lifschitz) son las que, sumadas, muestran un gasto promedio de $11.400 millones por año. Todo calculado en pesos constantes, es decir, equiparando los valores en pesos tomando en cuenta los índices de inflación (del INDEC y del IPC Congreso) de los distintos años.

De las cinco jurisdicciones, la Nación fue la que más redujo el gasto: pasó de $6,3 millones en 2016 a los $3,5 millones en 2016, casi 47% menos. Córdoba fue la que más creció: pasó de menos de un millón en 2016 a $1,77 millones en 2019, con un crecimiento del 87%. La gestión de CABA fue la que más dinero invirtió por habitante: $712 de promedio por año, casi el doble que Córdoba, segunda en ese ránking.

Macri y Vidal condujeron los gobiernos que más publicidad contrataron en estos cuatro años. Aunque si se mira el porcentaje que representa el ítem “publicidad oficial” en el total del gasto presupuestario la perspectiva cambia. Córdoba (0,8%), CABA (0,4%), Buenos Aires (0,3%) y Santa Fe (0,27%) superan por mucho a la Nación, donde apenas suma el 0,06% del total del gasto público.
La publicidad oficial es un tema que ocupa la agenda de los medios de comunicación. Es la cuestión más enfocada de las políticas de comunicación y las más fácil de debatir, porque la discusión es sobre plata. Claro que cada medio lo expone de acuerdo a si la distribución lo beneficia o perjudica. Es un movimiento casi intuitivo que respeta el dicho popular: “el que no llora, no mama”.

El dinero con el que los distintos gobiernos contratan espacios en medios -que sirven tanto para difundir actividades como para hacer lisa y llanamente propaganda política, según el caso- es cada vez más importante en la economía del sistema mediático. Y aquí se combina la falta de regulación integral, la carencia de criterios claros que guíen las decisiones y el uso del recurso como lubricante de la relación entre los gobiernos y las empresas u organizaciones que gestionan medios. Así se explica, por ejemplo, que mientras los anunciantes privados eligen cada vez más las plataformas digitales, y atienden así los cambios en los comportamientos de las audiencias, los gobiernos pautan en medios tradicionales como si nada hubiera cambiado.

El peso del dinero público sobre la economía de los medios de comunicación es determinante. Y los estándares internacionales definen que cuanto mayor es la incidencia de este recurso en el financiamiento, mayor es la vulnerabilidad y exposición del sistema. Como mostró el Monitoreo sobre la Propiedad de los Medios (MOM) en 2019 –informe elaborado por Reporteros Sin Fronteras y Tiempo Argentino- en nuestro país resulta riesgoso que la publicidad financiada con dinero del Estado represente una quinta parte del total pautado en medios ($219.000 millones a valores de 2019, según datos de la Cámara Argentina de Agencias de Medios y, en particular, de la Agencia Havas). Y mucho más cuando los destinos de estos fondos no se encuentran acordados bajo criterios preestablecidos mediante una ley.

El club del billón
Conocer quiénes y cuánto reciben y son beneficiados por la distribución de la publicidad oficial permite decir mucho sobre la economía del sistema de medios y la incidencia de la pauta en las finanzas de las empresas. Para completar el mapa es necesario que todos los gobiernos informen los destinos. En nuestro país, eso solo se puede saber en Nación, Santa Fe y CABA (sin 2019) y Córdoba (parcialmente). La gestión Vidal no informó lo suyo.

El Grupo Clarín es el más beneficiado de todos al facturar más de $6.824 millones (a pesos constantes de 2019) a los distintos gobiernos. Lo siguen VIACOM (dueño de la cadena de canales de Telefe) con $3.295 millones, el Grupo América con $1.942 millones, Indalo con $1.260 millones y Prisa-Albavisión que completa el club del billón de pesos con $1.002 millones. En un escalón medio se encuentran La Nación ($860 millones) y Cadena 3 ($811 millones). Bastante más lejos de esas cifras se encuentran Perfil ($345 millones), Octubre ($226 millones) e Infobae ($206 millones). Siempre al valor indicado del peso en 2019.

Clarín: el ganador con todos los gobiernos
Los medios del Grupo Clarín recuperaron el liderazgo de la pauta oficial en el período 2016-2019 gracias a la gestión de Cambiemos en el gobierno nacional. Y son los más pauta reciben de CABA y Córdoba también. La excepción es Santa Fe, donde el privilegiado es América, que en ese período contó con medios como La Capital, LT8 y el UNO.

Es significativo que Clarín esté al tope en casi todas las jurisdicciones. Quiere decir que sus medios reciben pauta sin relación a que produzcan contenidos en el lugar. En Córdoba, por ejemplo, lo que prima es el criterio de la masividad que también los tiene al frente.

La pauta oficial representó para Clarín al menos el 10,5% de su facturación en 2016, el 8% en 2017 y el 5,5% en 2018. Esto implica que el liderazgo estuvo acompañado de una reducción de la incidencia en sus ingresos globales. La diferencia entre 2016 y 2018 se explica, en parte, porque la pauta que recibió de Nación bajó un 65% aproximadamente. Esto se explica en la caída del gasto que mostró la gestión nacional, ya que las facturaciones del grupo no son tan diferentes entre esos años.

Los montos y porcentajes computados corresponden a todos los distritos que divulgaron información. Y no contemplan las unidades de Cablevisión, Fibertel y Personal, corazón del Grupo pero cuya modelo de negocios es otro.

¿Aquí se gasta mucho?
Los presupuestos de publicidad gubernamental no se invierten de la misma manera ni implican exactamente el mismo tipo de campaña que en Argentina, pero sí se puede tomar la inversión de los gobiernos centrales (nacionales) para contratar espacios publicitarios en medios para comparar. Por ejemplo, y a modo de referencia, el gobierno nacional de Mauricio Macri gastó en 2018 US$ 76 millones y en 2019 US$ 69.7 millones.

Ese monto es muy menor a los US$476 millones gastados por el gobierno de Enrique Peña Nieto en México durante 2018. De hecho, el nuevo gobierno de Andrés Manuel López Obrador puso entre sus objetivos reducir esos montos. En Ecuador, las cifras corresponden a 2017, año de transición entre Lenin Moreno y Rafael Correa, cuando el gasto fue de US$ 52 millones. Chile invirtió US$ 42 millones en 2018. En el mismo año, Martín Vizcarra en Perú gastó US$ 37 millones. Michel Temer en Brasil alcanzó los US$ 100 millones de inversión, Evo Morales en Bolivia utilizó US$ 75.1 millones. Por último, un dato europeo: en España en 2018 cuando Pedro Sánchez tomó el poder el gasto fue de US$ 23.7 millones.

La comparativa de gasto en publicidad por habitante de estos países muestra a Argentina en una línea media de US$ 1,7 por habitante en el año. Por encima se ubican Bolivia (US$ 6,7), México (US$ 3,8) y Chile (US$ 2,3). Por debajo se encuentran Perú (US$ 1,2), Ecuador (US$ 1), España (US$ 0,5) y Brasil (US$ 0,5).
Ilustración: Pablo Barruti
Gráficos: Agustín Espada
Fuente: Tiempo Argentino

Continue Reading

Politica

La pelea por los “presos políticos” trepó un nuevo escalón y tensa la interna del oficialismo

Avatar

Published

on

Santiago Cafiero reiteró la posición presidencial: no hay presos políticos sino detenidos de manera arbitraria. Y fue más lejos en su mensaje interno: dijo que el tema debe ser resuelto por la Justicia y no por el Ejecutivo. Una ministra le salió al cruce. Malestares y silencios

Alberto Fernández, con Elizabeth Gómez Alcorta, en el inicio de su gestión.

Alberto Fernández, con Elizabeth Gómez Alcorta, en el inicio de su gestión.

El Gobierno está por cumplir apenas dos meses de gestión y contabiliza al menos tres capítulos visibles de la pulseada en torno de lo que el kirchnerismo duro y sus aliados definen como “presos políticos”. Es una expresión de la ofensiva más amplia contra los juicios por corrupción y no sólo un debate sobre detenciones, sin distinción entre la polémica por las preventivas y las condenas. La última entrega de esta pulseada acaba de sumar otro integrante del gabinete nacional contradiciendo el criterio presidencial y una vuelta de tuerca sobre ese criterio: desde la Casa Rosada responden que resolver esos casos es tarea de la Justicia y no del Poder Ejecutivo.

Santiago Cafiero -por su lugar jerárquico y más, por el tipo de relación con Alberto Fernández- debería ser considerado la voz más calificada del elenco ministerial. Ha sufrido, en el desembarco del Gobierno, algunos contratiempos o fallas informativas como otros. Pero en este terreno, de manera precisa, reproduce la posición del Presidente, según se encargan de destacar en el círculo presidencial.

Santiago Cafiero, jefe de Gabinete. Sostuvo que “no hay presos políticos” en el país y sí detenidos de manera injusta, arbitraria

Santiago Cafiero, jefe de Gabinete. Sostuvo que “no hay presos políticos” en el país y sí detenidos de manera injusta, arbitraria

En una entrevista con Infobae, el jefe de Gabinete sostuvo el jueves que “no hay presos políticos” en el país y sí detenidos de manera injusta, arbitraria. En la línea presidencial, amplió después agregando referencias a persecuciones políticas y lawfare durante el macrismo. Pero advirtió que la cuestión de los detenidos –ex funcionarios y referentes K- debe ser resuelta por la Justicia.

Hubo una nueva andanada de reproches a esa posición desde filas del oficialismo, y Santiago Cafiero salió ayer mismo a responder. Fue incluso más preciso en colocar el tema en el ámbito judicial y no del Poder Ejecutivo: dijo que el Gobierno “debe dejar que la Justicia, si tiene que revisar causas, lo haga como lo solicitan las defensas”.

Se mezclan en este punto varias cuestiones. La primera no sería o no debería ser interpretada como un simple recitado sobre la división de poderes. Lo que estaría diciendo en público es que no habría voluntad política de una jugada presidencial, al menos por ley específica o decreto, para frenar y revertir esos juicios. Una respuesta en todo caso al kirchnerismo más duro que reclama una salida de ese tipo –por la vía legislativa y con el oficialismo actuando en bloque- para clausurar procesos y condenas, más allá de la instancia judicial que esté recorriendo.

Pero las cosas no se agotan allí. Pesan los mensajes y también operarían en este terreno presiones menos brutales o evidentes sobre los jueces federales, cuando siguen siendo imprecisos los alcances y el envío al Congreso de la reforma judicial anunciada por el Presidente. De momento, alcanza para generar inquietud y tal vez para recoger algunas señales al nuevo poder político desde Comodoro Py, que de hecho exponen los tiempos eternos del andar judicial.

Cristina Fernández de Kirchner, en el juicio por los contratos de obras con Lázaro Báez. Un frente judicial complejo.

Cristina Fernández de Kirchner, en el juicio por los contratos de obras con Lázaro Báez. Un frente judicial complejo.

De todos modos, y aún en el horizonte de un condicionamiento de esa naturaleza -combinado con el accionar de repuestos operadores kirchneristas en medios federales-, no asoma sencillo cerrar el frente judicial de Cristina Fernández de Kirchner. En círculos no ajenos al oficialismo, y también entre conocedores de estos temas hoy en la oposición, se pinta este cuadro: es posible que queden en la nada causas como la del dólar futuro, pero en condiciones normales es muy difícil revertir casos como Hotesur y Los Sauces.

Eso, enfatizan, en las condiciones actuales. Algo que explicaría, en espejo, las posiciones sostenidas más allá de lo ideológico por Raúl Zaffaroni y Eduardo Barcesat: cada uno a su modo, empujan alguna salida por ley para frenar definitivamente los juicios.

La ofensiva por los “presos políticos” no expresa un camino determinado pero sí un objetivo, más allá de que para bajarle el tono, algunos prefieren presentar todo como un debate por una cuestión semántica. La primera expresión de esta escalada apareció poco antes de las celebraciones de fin de año posado, con un pedido de libertades y sin otro condimento. A mediados de enero, el foco estuvo puesto directamente en el Presidente, medido en su reacción hacia afuera pero más que molesto por esa andanada. Ahora, el apuntado fue su jefe de gabinete.

En estos últimos capítulos, y al margen de las declaraciones más duras o llamativas –Hebe de Bonafini, Julio De Vido, Oscar Parrilli-, entró en crisis la explicación que remitía tales reclamos a sectores marginales dentro del oficialismo.

Hebe de Bonafini, la voz más directa y dura en el reclamo por Amado Boudou y otros detenidos.

Hebe de Bonafini, la voz más directa y dura en el reclamo por Amado Boudou y otros detenidos.

Hace un mes, de todos modos, había sido minimizado el tuit con que Eduardo “Wado” de Pedro se pronunció a cuatro años de la detención de Milagro Sala. “No queremos más presas y presos políticos en la Argentina”, escribió. No trascendió ninguna señal de disgusto con el ministro del Interior: es una pieza central del Gobierno. Dicen que habría limitado sus dichos al caso de Sala sin pretensiones de polémica con el Presidente, que buscaría una salida política a escala provincial para este caso.

El silencio de entonces expresó, sí, especial celo en el cuidado de las exposiciones públicas. Ayer, por eso mismo, causaron impacto interno las declaraciones de Elizabeth Gómez Alcorta en respuesta sin vueltas al jefe de Gabinete. La ministra de las Mujeres, Géneros y Diversidad puso como ejemplo a Milagro Sala –cuya defensa encabezó- pero fue más lejos y definió a su modo –con tono de explicación destinado a Cafiero- la categoría de “preso político”.

Habrá que ver cómo lo interpreta en términos de interna el jefe de Gabinete y, sobre todo, el Presidente. No se trata de un debate académico, ni de derecho ni de ciencia política. Silencio y malestar van de la mano, por ahora.

FOTO TAPA  REDACCION ROARIO

FUENTE :

INFOBAE

Continue Reading

Más Vistas