Connect with us

Politica

Solo pasa en Argentina

Publicado

on

15/05/2018 El Jefe de Gabinete Marcos Peña junto al ministro Ambiente y Desarrollo Sustentable la Nación Sergio Bergman realizaran presentación del Inventario Nacional Glaciares que tiene como objetivo identificar caracterizar geoformas periglaciares actúan reservas hídricas con información necesaria para su adecuada protección control monitoreo. Foto PEDRO LÁZARO FERNÁNDEZ - FTP CLARIN _PLF2323.jpg Z Invitado ciudad de buenos aires Marcos Peña anuncio inventario nacional de glaciares ley de proteccion de glaciares© Proporcionado por Arte Gráfico Editorial Argentino S.A. 15/05/2018 El Jefe de Gabinete Marcos Peña junto al ministro Ambiente y Desarrollo Sustentable la Nación Sergio Bergman realizaran presentación del Inventario Nacional Glaciares que tiene como objetivo identificar caracterizar geoformas periglaciares actúan reservas hídricas con información necesaria para su adecuada protección control monitoreo. Foto PEDRO LÁZARO FERNÁNDEZ – FTP CLARIN _PLF2323.jpg Z Invitado ciudad de buenos aires Marcos Peña anuncio inventario nacional de glaciares ley de proteccion de glaciares Días atrás Marcos Peña estuvo mirando y analizando encuestas. Es una tertulia que le apasiona y que pocas veces comparte con otros ministros. Siempre ha sido extraño el manejo de los estudios de opinión pública en el macrismo, que Peña monopoliza desde el día en que Mauricio Macri abrió por primera vez el despacho de la jefatura de Gobierno, en diciembre de 2007. En épocas de campaña, por ejemplo -cuando el resto de las fuerzas políticas se ocupa de difundir sus mediciones, por supuesto auspiciosas-, los números se guardan bajo siete llaves y en los períodos estrictamente de gestión son pocos los funcionarios que tienen acceso a ese particular y voluminoso trabajo, que llega a la Casa Rosada una vez por mes y se compone de preguntas de las más extravagantes. La reserva se deja levemente de lado en los tiempos preelectorales como este, aunque, a diferencia de la conducta clásica del peronismo, las cifras se maquillan cuando exhiben a los candidatos propios con ventaja y se dejan trascender cuando aparecen nubes negras. “Es que este espacio es muy raro”, al decir de uno de los peronistas que habitan Cambiemos.

Algo de eso debe estar pasando por estas horas porque en la cima del poder comenzó a filtrarse un sondeo de la consultora Aresco que desnuda como nunca antes la profundidad de la caída de Mauricio Macri. La encuesta que monitoreó Federico Aurelio, una de las tres que llegan con regularidad a los despachos de Balcarce 50, pone en pie de igualdad a Macri y a Cristina Fernández de Kirchner. El Presidente acumula una imagen positiva del 38% y una negativa del 58%. Creer o reventar: su predecesora reúne cifras casi idénticas. A un año de la batalla final por las presidenciales tiene 39% de positiva y 58% de negativa.

Juan Grabois lanzó el Frente Patria Grande que lideraría Cristina Kirchner. Pero ya hubo polémica.© Proporcionado por Arte Gráfico Editorial Argentino S.A. Juan Grabois lanzó el Frente Patria Grande que lideraría Cristina Kirchner. Pero ya hubo polémica. A Macri lo persiguen dos fantasmas: no sólo cae al mismo nivel de su principal rival, a la que hasta diciembre del año pasado le llevaba cerca de 20 puntos -lo que también establece que a ella no se le escapa una sola adhesión, pese a la acumulación de procesamientos-, sino que el mismo sondeo revela que su desempeño personal está a la par del de su gestión, cuando hasta ahora había estado por encima. La muestra de Aresco que pasó por las manos de Peña acaso sea la más representativa de las que circulan en el mundillo político: se compone de 4.600 entrevistas en distintos puntos del país.

Claro que en el Gobierno siempre hay lugar para evitar interpretaciones tremendistas. Es más, hasta pueden hacer valoraciones positivas. Esto es factible, elucubran, porque el primer mandatario aún no quebró definitivamente su lazo con los desencantados, esto es, los que lo votaron y hoy dicen que no lo votarían, pero que están más lejos de una opción con perfume kirchnerista. “Es casi un milagro que todavía estemos a tiro de ganar en primera vuelta el año que viene”, dicen los que no dejan de pensar que en los dos últimos meses se acumuló 10 % de inflación, la misma que pueden llegar a tener en tres años Bolivia o Paraguay.

Mauricio Macri, en la última reunión de Gabinete.© Proporcionado por Arte Gráfico Editorial Argentino S.A. Mauricio Macri, en la última reunión de Gabinete. Otras voces -mucho más cercanas a la de Macri- interpretan que la prioridad era estabilizar el dólar y que esa meta parece empezar a dejar de ser un problema. En ese punto, las últimas dos semanas fueron las mejores de los últimos siete meses. Para un gobierno con tantos apremios no alcanza, pero no es poco.

Peña viene dedicando buena parte del tiempo que no le consume la gestión a tramar la estrategia y los ejes discursivos de la próxima campaña. Eso explica, aunque solo en parte, su sugestivo silencio frente a los periodistas, del que se acaban de cumplir dos meses. La última vez que brindó una entrevista formal fue la mañana del 30 de agosto en Radio Mitre. “No estamos ante un fracaso económico”, le dijo a Marcelo Longobardi. Casualidad o no, esa mañana los mercados reaccionaron: el dólar tocó los 40 pesos y se disparó el riesgo país; el Banco Central tuvo que subir las tasas y los encajes para llevar más tarde algo de tranquilidad. El jefe de Gabinete no perdió peso puertas para adentro, pero hacia afuera optó por el bajo, bajísimo perfil.

Guido Sandleris preside el Banco Central. El dólar, por ahora, está tranquilo.© clarin.com Guido Sandleris preside el Banco Central. El dólar, por ahora, está tranquilo. “Marcos ya está enfocado en el proceso electoral porque ve que el Gabinete tomó otra impronta”, aseguran en su entorno. Otro hombre que habla todos los días con él afirma: “Está cómodo así”. El jefe de Gabinete ha puesto en marcha el búnker de Balcarce y Belgrano. La tarea de comunicar y armar el día a día ahora es compartida con el resto de los ministros. Después de aquel frenético fin de semana en el que se decidió reducir los ministerios a la mitad desaparecieron las reuniones de coordinación y regresaron las clásicas reuniones de Gabinete. Los ministros se sienten fortalecidos y están habilitados para hablar de cualquier tema. Tienen diálogo permanente cara a cara con el Presidente y ya no está el filtro de Mario Quintana y Gustavo Lopetegui. A veces, incluso, ni siquiera el de Peña. “Lejos de lo que se cree, Marcos está más aliviado”, dicen.

Marcos Peña conserva el mismo poder de siempre, pero bajó el perfil mediático.© clarin.com Marcos Peña conserva el mismo poder de siempre, pero bajó el perfil mediático. Rogelio Frigerio pasó en los hechos a ocupar el rol de Peña ante los medios. Tiene mayor visibilidad y juego propio que antes de los cambios. Ocurrió, y quizá no sea casual, luego de que él mismo presentó la renuncia como parte de una iniciativa que tendía a oxigenar el Gobierno en momentos de crisis. “Ya nadie le reprocha nada. Ni una declaración ni cómo encarar una negociación política”, dicen en su ministerio.

Frigerio tuvo a cargo la negociación del Presupuesto con los gobernadores peronistas junto a su socio en Cambiemos, Emilio Monzó, que movió los hilos en el Congreso. Macri descansó en ellos al punto de no haber interferido prácticamente con ningún llamado mientras el proyecto se debatió en Diputados. El presidente de la Cámara volvió a dar una muestra de compromiso, pese a que hay sectores que buscan instalar que volverá al peronismo.

Rogelio Frigerio ganó protagonismo en los últimos tiempos.© clarin.com Rogelio Frigerio ganó protagonismo en los últimos tiempos. Sobre ese punto hay una verdadera confusión, una polémica vieja. Monzó no quiere presentarse de nuevo en la lista de diputado para 2019, algo que anunció hace varios meses. Pero, al revés de lo que se dice, quiere ser reelegido como titular de la Cámara. El plazo vence el 10 de diciembre. “Mi deseo es seguir hasta el final del mandato de Cambiemos”, le dijo a Clarín. El radical Mario Negri, con peso clave en el recinto, ya lo da por hecho.

Emilio Monzó quiere seguir como presidente de la Cámara de Diputados.© clarin.com Emilio Monzó quiere seguir como presidente de la Cámara de Diputados. Eso no quiere decir que Monzó no tenga diferencias con la Rosada. Las tiene y son marcadas, en especial con Peña y Jaime Durán Barba. Monzó conforma un bloque político con Frigerio y con su vice en Interior, Sebastián García de Luca y con el jefe del bloque de Diputados del PRO, Nicolás Massot. Para entender ese vínculo hay que retroceder a 2015: fue Monzó, tras haber sido el principal armador nacional, el que le pidió a Macri que designara a Frigerio como ministro y a Massot en Diputados.

Jaime Durán Barba es un actor clave de Cambiemos, al menos para Mauricio Macri.© Proporcionado por Arte Gráfico Editorial Argentino S.A. Jaime Durán Barba es un actor clave de Cambiemos, al menos para Mauricio Macri. Las fricciones en Cambiemos siempre son matizadas por los dardos en la oposición. El dato que publicó Clarín días atrás fue revelador. Juan Grabois, nexo insoslayable con el Papa, lanzó su agrupación y pidió el regreso de Cristina, pero “sin los corruptos”. Cristina lo llamó para criticarle el discurso. Y Julio De Vido lo acusó de ortiba desde la cárcel. 2019 no será un paseo para nadie.

Clarin

Seguir leyendo
Comentá aquí

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Politica

Revés para el Gobierno: el PJ se unió en Diputados y le quitó un lugar en el Consejo de la Magistratura

Publicado

on

El kirchnerismo, el massismo y hasta los cordobeses de Schiaretti se pusieron de acuerdo. La unidad puso en alerta a Cambiemos: ¿es el principio de un entendimiento electoral para 2019?

Graciela Camaño se queda con una de las bancas en el Consejo de la Magistratura por la oposición (Manuel Cortina)

Graciela Camaño se queda con una de las bancas en el Consejo de la Magistratura por la oposición (Manuel Cortina)

El Gobierno obtuvo este viernes un duro revés en Diputados de manos del PJ y perdió uno de los lugares en el Consejo de la Magistratura que el oficialismo daba por seguro que tendría en su poder hasta ayer a la tarde.

Según fuentes del PJ y del Gobierno, el Frente Para la Victoria, el Frente Renovador y el Peronismo Federal se unieron en Diputados y se quedaron con una de las sillas en el órgano encargado de la selección y acusación de los jueces nacionales y federales. De esta manera, serán los diputados Eduardo “Wado” de Pedro, del FPV, y Graciela Camaño, del FR, los representantes de la Cámara baja en el consejo.

Hasta ayer, la Casa Rosada contaba con Mario Negri y con Pablo Tonelli como dos de los tres representantes en el organismo. Pero la oposición reunió 131 firmas, 10 más que Cambiemos, y le arrebató el lugar. Un golpe que el oficialismo no esperaba. “¿Puede traducirse el año que viene en un acuerdo electoral?”, se preguntaban esta tarde en el bloque de Cambiemos.

Según fuentes oficiales, sería el radical Mario Negri, jefe del interbloque de Cambiemos en Diputados, el que deje el sillón. Quedaría Tonelli, del PRO, y el diputado Juan Manuel López, del riñón de Elisa Carrió -que en principio había pedido dos lugares y había vuelto a enfrentarse con Daniel Angelici-, como suplente.

En tanto, como adelantó ayer este medio, la novedad en el Senado fue la vuelta de Miguel Ángel Pichetto. Además del jefe del bloque del PJ federal en la Cámara alta, los otros dos representantes en el Consejo de la Magistratura, que asumirán formalmente la próxima semana, serán Ada Rosa del Valle Itúrrez de Cappellini, del Frente Cívico por Santiago del Estero -responde a Gerardo Zamora-, y la radical Olga Inés Brizuela y Doria, de Cambiemos.

En el Gobierno había cierto malestar en las últimas horas: un sector cree que el oficialismo podría haber obtenido dos lugares en representación de la Cámara alta, en vez de uno.

Es decir, en las representaciones del Senado y de Diputados en el consejo, el Gobierno no tendrá mayoría.

Seguir leyendo

Politica

Nicolás Dujovne: “Nunca se hizo un ajuste de esta magnitud sin que caiga el Gobierno”

Publicado

on

El ministro de Hacienda ratificó la política fiscal y admitió que “más allá de recurrir a impuestos transitorios, no recurrimos a controles de capitales, cepos, confiscaciones ni represión financiera”. Además, le envió un mensaje a los inversores: “Cambiemos va a ganar las elecciones”

El ministro de Hacienda de la Nación, Nicolás Dujovne, afirmó este miércoles que “lo que se ha hecho en estos tres años no se ha hecho nunca en la historia argentina”, y mencionó al respecto que “la presión impositiva es ligeramente más baja que en 2015” y que “tenemos una estructura del gasto público mejor”, al disertar en el 50° aniversario de la Comisión Nacional de Valores.

“La Argentina entre este año y el próximo está haciendo un ajuste fiscal de casi 3 puntos del PBI. El déficit en la cuenta corriente de la balanza de pagos va a caer de 5 a 1.5 del PBI, un ajuste externo de casi 3.5 puntos. El tipo de cambio mostró un ajuste de casi 40 puntos porcentuales. En la Argentina nunca se hizo un ajuste de esta magnitud sin que caiga el Gobierno“, enfatizó durante una exposición con motivos de los festejos por el 50° aniversario de la creación de la Comisión Nacional de Valores (CNV).

Dujovne recordó que se entró al período de volatilidades financieras en mayo con determinadas reglas de juego y se está saliendo de la misma manera. “Más allá de haber recurrido a impuestos transitorios, es muy importante que no recurrimos a controles de capitales, cepos, confiscaciones ni represión financiera“.

“Esto nos fortalece y muestra que Argentina es capaz de afrontar una situación difícil sin apelar a soluciones mágicas como hizo en el pasado y además han fracasado. Esto se va a plasmar en una recuperación de la actividad que la veremos el año que viene“, agregó el titular del Palacio de Hacienda.

Asimismo, durante su exposición junto a Claudio Zuchovicki, el funcionario dijo que el año próximo el gasto público bajará 10% “en términos reales”, luego de reducirse en igual medida este año.

“Para converger a la meta fiscal que necesitamos no nos alcanzaba con el gasto; todo el ajuste que hemos hecho hasta 2018 fue del lado del gasto; el ajuste fiscal del año próximo se hace mitad y mitad entre baja de gasto y suba de impuestos“, admitió al disertar en la CNV.

En este sentido, Dujovne reconoció que existe una presión tributaria elevada con impuestos distorsivos que dificultan la producción, aunque agregó que el Gobierno debió aprobar subas de impuestos porque su prioridad es la “estabilidad macroeconómica”.

Nuestro compromiso con la baja de impuestos es total, pero con la estabilidad macroeconómica lo es más“, enfatizó.

Nicolás Dujovne, ministro de Hacienda (foto de archivo: Gustavo Gavotti)

Nicolás Dujovne, ministro de Hacienda (foto de archivo: Gustavo Gavotti)

Durante el encuentro, el funcionario reconoció que la suba de impuestos para 2019 fue para “evitar una crisis financiera” y que el presupuesto para el año que viene proyecta lograr un equilibrio fiscal.

“Estamos convencidos de que estamos ordenando la Argentina desde el punto de vista monetario y financiero”, agregó Dujovne.

El ministro afirmó además que “la inflación de octubre todavía es alta, producto del arrastre del mes de septiembre”, pero que “en noviembre empezamos a ver una fuerte desaceleración”.

Ya en un marco más político, destacó que Argentina desde el año 2012 estaba estancada y a partir de que asumió el presidente Macri se comenzaron a corregir los desequilibrios macro, pero que eso “es un proceso muy largo”. “Nosotros sentimos que no tenemos espacio para hacer otra cosa. Tenemos que hacer lo que hay que hacer”, sintetizó.

En ese contexto, Dujovne se mostró confiado en que el ajuste no complicará los planes políticos de Macri: “Les digo a los inversores que se queden tranquilos. Cambiemos va a ganar las elecciones”.

Como las sociedades no vuelven al pasado, vamos a ganar las elecciones. Cuando terminemos el siguiente mandato, en 2023, van a estar a la vista los buenos resultados y finalmente vamos a ver tasas de crecimiento mucho más elevadas y la discusión va a ser muy distinta. Allí va a ser antipolular proponer cambios radicales a los que venimos haciendo“, concluyó.

Infobae

Seguir leyendo

Politica

Presentan una ley corta para fortalecer las industrias culturales locales

Publicado

on

 La iniciativa del senador nacional Alfredo Luenzo, busca impulsar “a los emprendedores, trabajadores, cooperativas y pymes locales” que reflejan la diversidad cultural de nuestros país y que distribuyen la generación de puestos de trabajo en todo el país”. Ratifica la neutralidad de redes y recupera el marco normativo previo al decreto que modificó las leyes de Servicios de Comunicación Audiovisual y Argentina Federal

El senador nacional por Chubut Alfredo Luenzo presentó un proyecto de ley en la cámara alta que declara de “interés público el desarrollo de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones y las Telecomunicaciones” y que, además, restablece el marco regulatorio en materia de contenidos previo al decreto 267/15, que estaba estipulado por la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual (ley 26.522).

Luenzo explicó que su propuesta se basa en “avanzar en una ley corta que permita reunir amplios consensos en las dos cámaras” que tiene como objetivo “unificar la regulación en materia de contenidos audiovisuales y dotarlos de un modelo con fuerte identidad federal, que exprese la diversidad cultural de la Argentina y la pluralidad en cada rincón del país”.

El senador chubutense subrayó que el proyecto quiere dar “respuesta al reclamo de diversos sectores vinculados a la sociedad civil y al mundo audiovisual como cineastas, actores, directores y productores de televisión, compositores, músicos y entidades gremiales que nuclean a los trabajadores, que piden recuperar la legislación que el decreto de 2015 dejó en una laguna y que al mismo tiempo contenga los desafíos que está presentando el avance tecnológico”.

Para Luenzo, es “clave recuperar este marco normativo” ya que fijaba criterios relacionados con “la protección del interés general, la salud pública, la minoridad y niñez, la defensa al consumidor y a la industria y producción nacional” pero a la vez remarcó la importancia de “fijar un criterio más amplio e incluir contenidos que antes no fueron estipulados para que se unifique a toda la actividad audiovisual”.

En ese sentido, el proyecto de Luenzo faculta al Estado para la regulación de contenidos “cualquiera fuera el medio de transmisión utilizado”.

De este modo, los contenidos audiovisuales difundidos por la radio y la TV abierta y por la totalidad de los servicios de radiodifusión por suscripción, ya sea por vínculo físico, radioeléctrico y satelital “quedarían sujetos a lo dispuesto por la ley de medios y se consagraría una coherencia normativa entre todos los prestadores de contenidos audiovisuales”.

Por otro lado, la iniciativa busca impulsar “a los emprendedores, trabajadores, cooperativas y pymes locales que reflejan la diversidad cultural de nuestros país y que distribuyen la generación de puestos de trabajo en todo el país”. Para ello, quiere darle “herramientas al Estado para que salgan fortalecidas las industrias culturales locales a través de políticas concretas que incentiven la competencia y desconcentren la comercialización audiovisual”.

“Esto permitirá que por un lado, que los contenidos no vengan enlatados directamente de las grandes urbes con un visión centralista de la problemática del país, sino que por el contrario representen la coyuntura y problemática de nuestros municipios y pueblos y, por otro, que en esa dinámica que fomenta contenidos locales y las industrias culturales se empiecen a crear cientos de puestos de trabajo directamente en pueblos y municipios”, afirmó.

Asimismo, dijo que “tiene un fuerte sustento democrático” el marco normativo en materia de contenidos que retoma de la ley Servicios de Comunicación Audiovisual ya que “fue debatida en todo el país”.

Recordó que esta legislación fue el resultado de un intenso intercambio “con todos los sectores empresarios, de los trabajadores y los usuarios”, que se nutrió del “aporte de docentes y estudiantes que llevaron el proyecto a las universidades nacionales de todo el país” pero que a la vez sumó “propuestas de las entidades intermedias de la sociedad civil” en temas basados en la protección de los derechos del niño, en términos de igualdad de género y de protección de los consumidores, entre otros.

Respecto a las consideraciones técnicas en materia de TIC’s y Telecomunicaciones, la iniciativa de Luenzo busca garantizar “el acceso de la totalidad de los habitantes de la República Argentina a los servicios de la información y las comunicaciones en condiciones sociales y geográficas equitativas, con los más altos parámetros de calidad”.

Para ello, el proyecto estipula que las licencias para brindar servicios de comunicación audiovisual serán por 10 años contados a partir del 1° de enero de 2016, fecha en la que entró en vigencia el decreto 267/15 que modificó el marco jurídico anterior.

Además busca ratifica el criterio de la “neutralidad de las redes” previsto en el esquema de “Argentina Federal” (Ley 27.078) por el cual “los proveedores de servicios de red deben brindar todo contenido que trafica por ellas en las mismas condiciones técnicas y en forma indiscriminada”.

El objetivo de este principio –dijo- es “garantizar igualdad de tratamiento para todo el contenido que transita por las redes de internet y esto implica que no se priorice por razones comerciales o por alguna otra decisión sea personal o corporativa el tráfico de datos, de velocidades ni puntos de acceso”.

“Estamos trabajando activamente desde la Comisión de Medios del Senado que presido para apoyar a la industria audiovisual argentina, para fomentar la creación de puestos de trabajo de un sector que viene muy golpeado por la coyuntura económica, pero también en sentar nuevos lineamientos para la construcción de una identidad nacional frente a la enorme cantidad de material internacional que se distribuye por la pantalla chica y que además producto de los avances tecnológicos las audiencias se están trasladando a contenidos a demanda mediante suscripción y por eso necesitamos e adaptar nuestra legislación para que contengan estos desafíos y les dé respuesta a consumidores y trabajadores. Nos hemos reunido con ellos antes de presentar este proyecto y ahora vamos a convocarlos, escucharlos, y ampliar la propuesta durante el debate parlamentario”, concluyó Luenzo.
Fuente: Prensa Alfredo Luenzo

Seguir leyendo

Tendencia