Connect with us

Internacional

Un buque venezolano se hunde en el Caribe con más de un millón de barriles de petróleo que podría causar un desastre ambiental

Avatar

Published

on

Grupos ambientalistas expresaron esta semana su preocupación por el derrame de crudo a bordo de la instalación petrolera “Nabarima”, parte de la empresa conjunta Petrosucre, entre PDVSA y la italiana Eni SpA

La instalación flotante de almacenamiento y descarga (FSO) de Nabarima, operada por la empresa mixta Petrosucre, una asociación entre la estatal venezolana PDVSA y la italiana Eni, se ve inclinada en el Golfo de Paria, entre Venezuela y Trinidad y Tobago

Un petrolero operado por la estatal Petróleos de Venezuela (Pdvsa) se acercó el martes a una instalación de almacenaje flotante de crudo, donde se espera que reciba en el mar una transferencia del producto en medio de preocupaciones ambientales, mostraron los datos de Refinitiv Eikon.

Grupos ambientalistas expresaron esta semana su preocupación por un posible derrame de los 1,3 millones de barriles de crudo a bordo de la instalación petrolera “Nabarima”, parte de la empresa conjunta Petrosucre, entre PDVSA y la italiana Eni SpA, después de que las imágenes mostraran el barco inclinado de un lado.

El buque petrolero se inclinó hacia un costado frente a una costa remota de Venezuela y desató renovados llamados internacionales para que se impida un derrame colosal de proporciones históricas.

Después de años de abandono, el FSO Nabarima, un monstruo oxidado de la petrolera venezolana Pdvsa que transporta más de un millón de barriles de crudo pesado, se encuentra en un peligroso estado de deterioro. A pesar de que se desconoce la magnitud de los daños, si no es reparado pronto podría hundirse y desencadenar un desastre ambiental gigantesco, contaminando las aguas azul turquesa a lo largo de las costas venezolanas y de varias naciones vecinas del Caribe, aseguran expertos marítimos y críticos del régimen de Caracas.

Pdvsa ahora planea descargar parte del crudo a bordo a través de una transferencia de barco a barco (STS, por su sigla en inglés) que involucra al Icaro, un barco Aframax de su flota, dijo el lunes a Reuters una persona familiarizada con el asunto.

Los datos de Eikon de Refinitiv mostraron que el Icaro se acercó al Nabarima a las 14:37 hora local (1837 GMT).

El Nabarima presenta una hundimiento a la derecha de 5 grados de inclinación El Nabarima presenta una hundimiento a la derecha de 5 grados de inclinación

También se esperaba que la barcaza con bandera venezolana, Inmaculada, participara en la operación STS, que conlleva sus propios riesgos, según una persona familiarizada con el asunto y un documento visto por Reuters.

Para agudizar las preocupaciones, el régimen chavista no realizó declaraciones sobre sus planes con respecto al navío. Y solo envió barcos para inspeccionar el área.

La situación que sufre el buque Nabarima no es nueva, pero el riesgo de que zozobre en modo inminente ha hecho levantar todas las alarmas. Fotos recientes de la embarcación muestran cómo, día a día, va sumergiéndose un poco más.

Trabajadores petroleros opuestos al régimen, como Eudis Girot, director de la Federación Unitaria de Trabajadores Petroleros de Venezuela, iniciaron una campaña para que el dictador Nicolás Maduro preste atención a la situación. “Invito al presidente de la República a que se monte en un helicóptero, que vaya hasta el Nabarima, que haga él mismo una inspección”, dijo Girot en un video publicado en internet hace unos días. También publicó tres fotografías de lo que asegura es la sala de máquinas del buque inundada. “Yo quisiera estar equivocado, por Dios”, afirmó.

El Nabarima, de bandera venezolana, es un navío de 264 metros de eslora (largo) que se cree está lleno casi a su capacidad máxima con 1,4 millones de barriles de crudo, una cantidad casi cinco veces mayor a la que derramó el Exxon Valdez en 1989.

El buque se utilizaba como plataforma estacionaria anclada en el Golfo de Paria con el objetivo de ayudar a la exportación de petróleo venezolano, pero quedó inactivo tras el reciente desplome en la demanda de energía a nivel mundial a causa de la pandemia y de las sanciones de la Casa Blanca contra el régimen de Maduro, las cuales han ahuyentado a posibles compradores del crudo pesado que produce Venezuela.

Los críticos de la deteriorada petrolera estatal señalan que el buque de doble casco -construido en 2005 por la surcoreana Samsung para ConocoPhillips- es sólo un ejemplo de la corrupción y malas gestiones del chavismo que han llevado a la quiebra a la industria petrolera, que por décadas brindó prosperidad al país.

“Ese barco no estaría en este estado de no ser por la negligencia y la estupidez”, dijo Russ Dalle, director de Caracas Capital Markets, una compañía que monitorea de cerca a la industria marítima de Venezuela. Un ejecutivo de la industria, que habló con la agencia periodística The Associated Press (AP) con reserva de anonimato por temor a represalias, dijo que la falta de mantenimiento dañó válvulas en el sistema de lastre utilizado para estabilizar al barco.

Se trata del barco Nabarima, una unidad flotante de almacenamiento de crudo que se encuentra en el Golfo de Paria, frontera entre el estado venezolano de Sucre (noreste) que pondría en riesgo la vida de muchas aves Se trata del barco Nabarima, una unidad flotante de almacenamiento de crudo que se encuentra en el Golfo de Paria, frontera entre el estado venezolano de Sucre (noreste) que pondría en riesgo la vida de muchas aves

Actualmente, el buque presenta una peligrosa inclinación de más de 5 grados hacia su costado derecho, señaló el ejecutivo. Datos de rastreo marítimo indican que también se ha hundido unos 14,5 metros, justo hasta la línea de flotación, un indicio de exceso de peso.

Un posible derrame en el mar poco profundo que Venezuela comparte con Trinidad y Tobago podría dañar los frágiles manglares, al igual que santuarios marinos y de aves. La situación ha causado alarma en Trinidad y las cercanas islas holandesas de Aruba, Bonaire y Curacao.

Esta sería la segunda emergencia marítima reciente para Venezuela luego de un derrame en la refinería El Palito, producido en agosto pasado, que cubrió de crudo un tramo de 15 kilómetros de playas prístinas en el Caribe, a unas cuantas horas de distancia de la capital Caracas.

FUENTE : INFOBAE

Noticiasxfn.com no se hace responsable del contenido de los artículos generados por terceros

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Internacional

Google pagará por mostrar noticias de The Wall Street Journal y The Times

Avatar

Published

on

Google y News Corp, empresa editora de cabeceras como The Times, The Sun, The Wall Street Journal y The New York Post, anunciaron este miércoles un acuerdo por el que el gigante de internet pagará por mostrar sus contenidos en la sección de noticias del buscador.

En un comunicado, las dos empresas calificaron el acuerdo de “histórico”, dados los conflictos que Google mantiene desde hace años con editores de todo el mundo precisamente por este motivo, y aseguraron que la alianza “tendrá beneficios sustanciales para el periodismo y la sociedad”.

Se trata de un acuerdo de tres años por el que Google pagará “cantidades significativas” a News Corp a cambio de poder mostrar las noticias elaboradas por los distintos diarios de su propiedad en la sección destacada de Google Noticias, pero no se detallaron las cuantías.

Las cabeceras de News Corp que recibirán dinero de Google son The Wall Street Journal, Barron’s, MarketWatch y The New York Post en EEUU; The Times, The Sunday Times y The Sun en el Reino Unido; y varias publicaciones en Australia como The Australian, Sky News y news.com.au.

El acuerdo también incluye planes para desarrollar una plataforma de suscripción, compartir los ingresos derivados de la publicidad que generen esos contenidos y que el portal de vídeos YouTube (propiedad de Google) invierta en proyectos de periodismo en vídeo y radio.

El anuncio de este miércoles se produce mientras una comisión legislativa del Parlamento australiano está estudiando una propuesta de ley que obligue a las tecnológicas a acordar un pago por las noticias y contenidos que ellos publican pero que crean los medios.

En caso de que las plataformas de internet y los medios tradicionales no llegaran a un acuerdo, el Gobierno australiano pretende que un tribunal medie entre ambas partes y decida la cantidad a abonar, algo a lo que tanto Google como Facebook se han opuesto con uñas y dientes, hasta el punto de que Google llegó a amenazar con dejar de operar en Australia.

En paralelo al anuncio de hoy, el buscador llegó recientemente a otro acuerdo similar con 121 empresas editoras de Francia y en los últimos tiempos ha cerrado contratos particulares con editores de Argentina, Brasil, Alemania y Reino Unido.

En España, Google Noticias lleva cerrada desde 2014, después de que el Congreso aprobase una ley que obliga a los agregadores de noticias a pagar por una licencia que les permita usar las noticias de terceros.

Fuente: Agencia EFE

Continue Reading

Internacional

En quiebra por el socialismo, Venezuela cede el control de sus empresas

Avatar

Published

on

Mientras la nación pasa hambre, hay inversores que se alían a las compañías públicas de alimentación. Se espera que los nuevos gerentes obtengan parte de la producción y de los beneficios

Trabajadores caminan frente a los silos en la planta de arroz Hugo Chávez en Tucupita, Venezuela (Reuters/Archivo)

El Gobierno venezolano, que carga con cientos de empresas estatales quebradas en una economía que está en caída libre, está abandonando la doctrina socialista y traspasando empresas clave a inversionistas privados, ofreciendo ganancia a cambio de una participación en ingresos o productos.

Docenas de plantas químicas, procesadores de café, silos de granos y hoteles confiscados en las últimas dos décadas han sido transferidas, pero no vendidas, a operadores privados en las llamadas alianzas estratégicas, dijeron nueve personas con conocimiento del asunto. Los administradores cubren la nómina y las inversiones, y entregan productos y un porcentaje de sus ingresos al Gobierno.

“Creemos que esto es positivo porque es la sincronización del sector público con el sector privado”, dijo Ramón Lobo, legislador del partido socialista gobernante y exministro de Finanzas. “El Estado actúa como supervisor y recibe una retribución”.

El cambio es notorio en la agricultura, parte del esfuerzo de Nicolás Maduro por alimentar a una población hambrienta después de siete años de colapso económico y social. No está claro cuánto dinero aporta la nueva política, que sigue a la aprobación del año pasado de una ley “anti-bloqueo” que buscaba reducir el impacto de las sanciones de Estados Unidos e incentivar la inversión. El Gobierno ahora permite que fluyan las remesas en dólares y la empresa privada florezca en pequeños bolsillos.

Un hombre camina en un mercado de productos vacíos en Caracas, Venezuela, el 4 de noviembre de 2020 (REUTERS/Fausto Torrealba)Un hombre camina en un mercado de productos vacíos en Caracas, Venezuela, el 4 de noviembre de 2020 (REUTERS/Fausto Torrealba)

Maduro tomó el poder hace ocho años después de la muerte de Hugo Chávez, quien inició la revolución socialista al confiscar más de 1.000 empresas y numerosas granjas y propiedades, incluidos activos de multinacionales como Kimberly-Clark, Cemex y Kellogg. Las nuevas empresas estatales fracasaron debido a una mala gestión. Utilizando sus vastos ingresos petroleros, el Gobierno reemplazó los cultivos y la fabricación local por importaciones.

La petrolera estatal de Venezuela, PDVSA, fue puesta en manos de aliados y también se volvió ineficiente, convirtiéndose en efecto en un brazo del partido de Gobierno. Fue llevada a la ruina y forzada a recortar su producción. Entre eso y las recientes sanciones de EE.UU., que aumentaron significativamente durante la presidencia de Trump, han destrozado una sociedad que alguna vez estuvo entre las más ricas del mundo.

Más de 5 millones de venezolanos han huido del país en un intento desesperado por evitar la ruina.

“El Gobierno de Maduro dio un giro en U a fines de 2019 al promover un capitalismo salvaje”, dijo Rodrigo Agudo, jefe de la Red de Alimentos de Venezuela. “Dejó de recaudar impuestos sobre ciertas empresas, otorgó licencias de importación y convenció a funcionarios militares y otros a invertir dinero de orígenes desconocidos en empresas locales”.

Las alianzas estratégicas comenzaron a formarse silenciosamente en 2017. La publicación del año pasado de la ley anti bloqueo otorgó a los acuerdos una base legal, eludiendo regulaciones como los procesos de licitación.

Personas buscan comida en un contenedor de basura durante la hora de cierre en el mercado mayorista de Coche el 31 de julio de 2020 (REUTERS/Manaure Quintero/File Photo)Personas buscan comida en un contenedor de basura durante la hora de cierre en el mercado mayorista de Coche el 31 de julio de 2020 (REUTERS/Manaure Quintero/File Photo)

Pero la naturaleza precisa de los nuevos acuerdos, ya sean arrendamientos, licencias o comodatos, no está clara. La ley anti bloqueo prohíbe revelar dicha información, teóricamente para proteger a las empresas de las sanciones de EE.UU., que están dirigidas a entidades que hacen negocios con el Gobierno, pero excluye a empresas privadas. Los ministerios de Agricultura e Información no respondieron a solicitudes de comentarios.

Los nuevos acuerdos están afectando a las principales empresas y en su mayoría involucran a empresarios con vínculos con el Gobierno, pero no exclusivamente. En algunos casos, las propiedades incautadas están volviendo a aquellos de quienes fueron confiscadas. En otros, los propietarios se niegan a participar. Términos de asociación similares se han establecido anteriormente en la industria petrolera. PDVSA otorgó a las empresas locales más control sobre activos estatales como petróleo y plantas de compresión de gas para operar y aumentar la producción. Y en algunos casos, PDVSA otorgó a los socios más capital en sus empresas conjuntas.

Lobo, el legislador socialista, dijo que los acuerdos tienen plazos, generalmente de cinco a 10 años, y funcionan como una concesión. La empresa privada se compromete a invertir, aumentar la producción dentro de un plazo y administrar el activo.

La mayoría de los nuevos acuerdos se realizan en zonas rurales del país. Agropatria, un negocio de suministros agrícolas de tamaño monopólico nacionalizado en 2010 que dirigía cinco empresas, ahora está recurriendo a la gestión privada. Más de la mitad de sus 70 tiendas y dos de sus plantas de pesticidas, confiscadas “para liberar a los productores de la extorsión y los intermediarios”, según el entonces presidente Chávez, ahora son administradas por Agrollano 2910, una empresa agrícola local que está invirtiendo casi US$150 millones para reabastecerse, según cuatro de las personas.

Nicolás Maduro (EFE/ Rayner Peña/Archivo)Nicolás Maduro (EFE/ Rayner Peña/Archivo)

Lácteos Los Andes, un gran procesador de leche y fabricante de bebidas comprado por el Gobierno en 2008, ahora es administrado por una empresa privada venezolana, aunque no se han realizado cambios oficiales en el consejo.

Dos plantas de procesamiento de granos del Gobierno, en su mayoría inactivas desde su inauguración en 2007, han sido transferidas, pero no vendidas a empresas privadas locales. Lo mismo ocurre con las plantas de leche y café construidas durante el auge del petróleo de Venezuela y en virtud de acuerdos bilaterales con aliados regionales como Cuba, Bolivia, Brasil y Argentina.

Las condiciones para las empresas varían. La contribución principal es un porcentaje de las ganancias o de la producción para el Estado. En algunos casos, el Gobierno y los gerentes están discutiendo una escala salarial mensual estandarizada de entre US$60 y US$80 para trabajadores y técnicos, agregaron algunas de las personas.

No todas las empresas a las que el Gobierno apunta para asociarse están generando interés. Los empresarios locales desconfían por los años de mal mantenimiento bajo la supervisión del Estado y temen a nuevas nacionalizaciones.

Maduro, que ha reducido las asignaciones para algunos Gobiernos estatales y locales durante la crisis, les ha otorgado margen de maniobra para asociarse con empresas locales para generar ingresos. En diciembre, el gobernador del estado agrícola de Portuguesa, Rafael Calles, dijo a los medios públicos que las alianzas con el sector privado en la administración de 24 empresas estatales recaudaron US$60.000 al mes para el Gobierno estatal.

Un hombre camina frente a un afiche con la bandera de Irán y Venezuela en el supermercado iraní Megasis este viernes en Caracas (EFE)Un hombre camina frente a un afiche con la bandera de Irán y Venezuela en el supermercado iraní Megasis este viernes en Caracas (EFE)

El Gobierno nunca ha publicado el número de propiedades que ha incautado a lo largo de los años. Pero un estudio de la cámara industrial nacional Conindustria dijo que un total de 1.322 granjas de ganado, tiendas de alimentos, compañías eléctricas, molinos, fabricantes de vidrio, bancos, supermercados e instalaciones de almacenamiento en frío fueron expropiadas entre 2002 y 2015.

Muchas dejaron de existir y solo quedan unas 700. La mayoría de sus antiguos propietarios aún esperan una compensación o están involucrados en un litigio con la esperanza de recibir un pago, según un estudio de Transparencia Internacional de 2019.

Algunos analistas señalan que lo que está sucediendo en Venezuela tiene precedentes en otros Estados autoritarios de izquierda.

“Este proceso es similar al proceso de privatización en Rusia en que los activos se transfieren a empresas locales privadas y a inversionistas de países aliados al Gobierno”, dijo Asdrubal Oliveros, jefe de la consultora económica Ecoanalítica, hablando de la década de 1990. “Pero a diferencia de Rusia, no ha habido un programa de estabilización profunda con la ayuda de organizaciones multilaterales. Estar aislado y bajo sanciones lo convierte en una situación diferente”.

(Bloomberg)

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
FUENTE : INFOBAE

Continue Reading

Internacional

Revelaron cuál fue la causa de la caída del helicóptero donde viajaba Kobe Bryant y que produjo la muerte de nueve personas

Avatar

Published

on

La Junta Nacional de Transporte de los Estados Unidos dio un reporte sobre lo que sucedió con el accionar del piloto del helicóptero que se estrelló el 26 de enero de 2020.

Gianna junto a su padre, Kobe Bryant (USA TODAY Sports)

Ya pasó más de un año de la trágica muerte de Kobe Bryant. La noticia que sacudió a la NBA y al deporte mundial se produjo el 26 de enero de 2020 cuando la leyenda de Los Ángeles Lakers viajaba junto con su hija Gianna y otros siete tripulantes. El helicóptero en el que se trasladaban se estrelló contra una colina en el Sur de California.

En las últimas horas, la Junta Nacional de Transporte de los Estados Unidos brindó un reporte donde explica las conclusiones a las que llegó la investigación del accidente que provocó la muerte de nueve personas, entre las que se encontraba una de las máximas figuras del baloncesto mundial. Según indicó la cadena Fox Newsel accidente probablemente fue causado por la “desorientación espacial” del piloto, explicaron funcionarios del ente regulador.

Es importante recordar que una vez que la aeronave impactó con el suelo, se produjo un incendio: el personal de emergencia respondió, pero se informó que nadie a bordo había sobrevivido. El vuelo partió desde Orange County y tenía que llegar al Mamba Academy, ubicado en El Monte, para un torneo en el que iba a participar el equipo que dirigía Kobe y que tenía a su hija como una de las jugadoras del plantel.

El piloto, identificado como Ara Zobayan y que tenía 10 años de experiencia volando en el área, subió abruptamente antes de inclinarse y sumergirse en la ladera. En su reporte, la NTSB dijo que inicialmente no había señales de falla mecánica y parecía ser un accidente.

Además de la muerte del cinco veces campeón de la NBA con los Lakers y su hija, también perdieron la vida el entrenador de béisbol de Orange Coast College, John Altobelli, su esposa, Keri, y su hija Alyssa; Christina Mauser, quien ayudaba a Kobe a entrenar al equipo de baloncesto de su hija; y Sarah Chester y su hija Payton. Alyssa y Payton eran compañeros de equipo de Gianna.

Play

Uno de los videos del accidente de Kobe Bryant

La cadena estadounidense también expresó que un funcionario de la Junta Nacional de Transporte dijo que probablemente hubo una mayor presión sobre el piloto para completar el viaje a pesar de las condiciones climáticas complejas y que esa exigencia personal estuvo emparentada a su relación con el cliente. Frente a este escenario, la agencia llegó a la conclusión de que no se agregó nada externo al piloto para realizar el viaje.

“El piloto se enorgullecía de estas posiciones, tanto con el cliente como con Island Express. Tenían una buena relación con el cliente y probablemente no quisieron decepcionarlos al no completar el vuelo. Esta presión autoinducida puede afectar negativamente la toma de decisiones del piloto”, indicó el dirigente.

La NTSB dijo que si bien el control de tráfico aéreo le pidió al piloto que se “identificara” -significa que el piloto puso su mano en el centro del panel de instrumentos y presionó un botón-, el reporte indició que existieron “distracciones operativas de su tarea principal de monitorear los instrumentos de vuelo” desde que perdió la vista en las nubes que se encontraban en la zona.

“El descenso y la aceleración resultantes propiciaron que el piloto experimentara una ilusión sensorial en la que percibiría incorrectamente que el helicóptero ascendía cuando descendía. El helicóptero continuó este descenso empinado. El piloto no tenía referencia de los instrumentos, tenía dificultades para interpretar y no recuperó con éxito el helicóptero”, suma el reporte de la Junta.

Y agregó: “NTSB también determinó que el piloto voló a través de las nubes en una aparente violación de las regulaciones federales. Volaba bajo las reglas de vuelo visual, lo que significa que necesitaba poder ver a dónde se dirigía”.

Una postal del Memorial que se realizó en homenaje a Kobe Bryant y su hija Gianna en el Staples Center un mes después de su muerte (Reuters)Una postal del Memorial que se realizó en homenaje a Kobe Bryant y su hija Gianna en el Staples Center un mes después de su muerte (Reuters)

Cabe recordar que aquel domingo, el área de Calabasas, en California, estaba totalmente cubierta por la neblina. Es por eso que el Departamento de Policía de Los Ángeles (LAPD) optó por no hacer volar a su flota de helicópteros cerca del horario en el que Bryant despegó desde el aeropuerto John Wayne.

De todos modos, el piloto contó con una autorización especial para volar llamada VFR (Special Visual Flight Rules, o autorización especial de reglas de vuelo visual especial) y los controladores aéreos le advirtieron en determinado momento que estaba volando “demasiado bajo” poco antes de que el aparato se estrellara, de acuerdo a un audio que ha trascendido.

A un año de la muerte de su esposo y una de sus hijas, Vanessa Bryant reflexionó en su cuenta de Instagram sobre lo ocurrido el año pasado: “Morir está garantizado, pero vivir el resto de tu vida no. Por eso hay que encontrar tu razón. El dolor es un grupo de emociones desordenadas. Un día estás riendo, y al siguiente no sientes ganas de vivir. Hay que encontrar esa razón, aunque sé que es difícil. Miro a mis hijas, y trato de superar ese sentimiento por ellas”.

FUENTE : INFOBAE

Continue Reading

Más Vistas